Conectarse

Recuperar mi contraseña

Mejores posteadores
Señor Nat (7348)
 
Nocturne93 (5327)
 
Lion L. Kai (3083)
 
Legim (2814)
 
Ikaru (2793)
 
Ryuta L. Fiamma (2313)
 
Alwyn (2265)
 
Webmaster (2225)
 
AlexEmpanadilla (2192)
 
Sawn (2161)
 

Todas las imágenes utilizadas en el foro a excepción de los avatares de los propios users y sus creaciones pertenecen a One Piece (ワンピース Wan Pīsu?). Este es un manga japonés creado por Eiichirō Oda y llevado a la versión anime por Kōnosuke Uda, actualmente el anime es realizado por Toei Animation y se transmite en Fuji TV. Comenzó a publicarse en Weekly Shōnen Jump desde el 4 de agosto de 1997.

[Reunión pirata] No todos son aptos

Página 1 de 10. 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Siguiente

Ir abajo

[Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por StaffOPD el Lun 13 Nov 2017 - 1:25

Long Ring Long Land, un gran archipiélago formado por varias islas, famosas por su gran amplitud, así como el exagerado tamaño de todo cuanto habita en ellas. Un lugar bastante olvidado por el público en general, lo que lo hace un lugar de encuentro ideal para los delincuentes de los siete mares.

Tras tres días de viaje (o menos) habéis llegado al archipiélago donde os esperaba un comité cortesía de Viktor para guiaros al lugar donde se celebra la siguiente prueba. En medio de las planicies os sorprende ver un festival improvisado, son varios tenderetes en los que se sirven bebidas y comidas de todo tipo para todos los gustos, con música y un comedor al aire libre. Nadie diría que os habéis reunido para luchar. Aunque puede que lo que más sorprenda es la gigantesca estructura que se eleva no muy lejos de las tiendas. Es una mole de proporciones faraónicas, una fortaleza de piedra y metal de fácilmente más de 120 o 130 metros de altura. En su estructura se pueden ver infinidad de aberturas, niveles, terrazas cubiertas, entradas y salidas.

De pronto la música se para y vuestra atención es llamada por los fuegos artificiales del escenario. Como de costumbre vuestro anfitrión aparece de forma algo extravagante y dudosamente espectacular mientras os hace una reverencia.

- Buenos días damas y caballeros, me complace ver que habéis conseguido llegar sanos y salvos a la siguiente prueba. Os informé del tema de la prueba antes de salir, pero una vez aquí reunidos podré daros los detalles. El sistema es simple, supongo que habéis reparado en la Gran y Magestuosa Fortaleza del Destino Definitivo y Final, nombre provisional. Bien pues, a todos los participantes se os dará una bandera la cual podréis personalizar como os de la gana en el taller de "haz tu propia bandera pirata" tras registrarla, a cada grupo se le asignará una entrada diferente. Deberéis de abriros paso por el interior de la fortaleza hasta llegar al interior del último piso antes de que se acaben las cinco horas de tiempo. De entre los grupos que lleguen, los dos con más banderas pasarán a la siguiente y última fase. Si nadie tiene ninguna duda os daré unos minutos para prepararos y presentaros en la puerta que se os asigne. - Tras eso vuelve a desaparecer en una nube de humo, aunque esta vez se ha dejado una trampilla abierta en el escenario.

Tenéis unos minutos para preparar vuestra bandera, las cosas que llevaréis, pensar una estrategia y conocer mejor a vuestros compañeros antes de que se os asigne una puerta.

Rainbow:
Dada la ausencia de Drake, si quieres puedes solicitar ahora un NPC u otro compañero.

William:
Al parecer no te dejaron escoger al personal de Viktor para la prueba, pero te han recomendado a alguien que se dice es bastante fuerte. Lo llaman en ladrón de las 48 caras, cuenta con una recompensa de más de 150 millones por su cabeza sólo por robos a gran escala, aunque por su apariencia no lo aparenta. Viste unas medias negras en la cabeza cubiertas por una máscara rosa, a parte de eso su única indumentaria es un sujetador, un tanga y unos guantes negros. Al parecer no es muy dado a hablar, pero te mira y levanta el pulgar en señal de aprobación.

Spoiler:

Aki:
Has escogido a Deiki como compañero, no es mala elección, un escudo de carne perfecto. Durante todo el tiempo ha estado embutido en su plumas naranja y cada vez que hablaba a penas se le entendía nada (aunque con el tiempo has aprendido a entenderlo) Durante los minutos previos al comienzo de la prueba se quita la capucha y puedes ver a un joven rubio bastante apuesto.
Casi de ta lástima haberlo matado antes.

Spoiler:

Deathstroke:
Estás solo solito, te sientes solo solito. O no tanto, el bicho de Jaya te ha seguido montado en el hombro. Al parecer los animales no cuentan dentro del cupo de compañeros.

Nailah:
Te acompaña Biscuit el tontata feliz. Supongo que te habrán informado tus compañeros de sus habilidades. Es adorable a primera vista, pero las apariencias engañan, no habéis terminado de llegar y ya le ha partido la cara a un par de listillos que intentaban entrarte.

- No te separes de mí jovencita, es peligroso y, por lo que veo aun estás un poco verde. - Dice mientras devora un muffin.

Spoiler:
http://exoroshop.com/wp-content/uploads/2014/12/Kenshiro-Fist-thumb-300x300.png

Kasan:
Bueno, te han asignado una nueva misión bastante importante. El magnate del bajo mundo Viktor Elrik está moviendo a una gran cantidad de piratas. Ya han actuado en Jaya y ahora están en Long Ring Long Land, la célula que asignaron a Mock Town tivo que retirarse, sacando el mínimo de información. Tienes que reunirte con ellos en las coordenadas asignadas para ayudarles a recabar información del evento y, en caso necesario sabotearlo. Al parecer vas como sustituto de un miembro que demostró ser... poco apto para misiones de infiltración.

El punto de encuentro es la costa de una de las islas del archipiélago, no muy lejos del festival que Viktor ha montado. Allí te esperarán los operativos con los que tendrás que trabajar.
avatar
StaffOPD

Mensajes : 733
Fecha de inscripción : 23/03/2014

Ver perfil de usuario http://staffopd42@gmail.com

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por rainbow662 el Lun 13 Nov 2017 - 23:34

Arribor esperaba un poco más de atención. Había conseguido la espada dorada y a nadie parecía importarle un huevo. ¿Dónde estaban el confeti y los vítores? ¿Quién había escondido la bebida y la fanfarria? ¿Qué iba a hacer con la espada del número 0? ¿Y cómo es que conocía la palabra "fanfarria" si no sabía ni lo que significaba? La espada la llevaría por si acaso, aunque la de oro no la necesitaba. 

Y no solo le habían ignorado completamente, sino que encima no iban a seguir con el juego hasta días después. Encima era en otro lugar. Aunque viendo cómo había quedado el primero, no le extrañaba mucho. Cuando volvió a la ciudad y se encontró con que la mitad había ardido se preguntó si no se habrían montado una juerga en su ausencia.

En cualquier caso, le apetecía seguir jugando. Ya ni recordaba el motivo, pero Arribor Neus jamás perdía ni dejaba nada a medias. Al menos sin un travesti de por medio. Así que puso proa -en realidad, obligó a Zack a hacer todo el trabajo de timonel a cambio de prometerle que le daría la espada de oro- en dirección a donde le habían indicado. Tuvo que seguir a los demás para no perderse, pero al final llegó a su destino.

La isla de nombre larguísimo estaba repleta de puestecitos de comida y souvenirs conmemorativos. Arribor se compró un banderín en el que ponía "Go Go", y un molinillo de viento con el que entretuvo a Franklin. Pero eso no era lo importante. La gigantesca fortaleza que se erguía entre el mar de tiendas iba a ser el escenario del juego, una especie de juego de capturar la bandera. ¿Cómo debía hacer la suya? Puede que fuese más fácil coger la suya propia, la de su banda. Claro que si la perdiera sería un... No, no iba a perderla. Contando con que Drake quería jugar también, difícilmente alguien les arrebataría nada. 

Así que cogió una bandera en blanco -bueno, en negro-, y un poco de pintura, porque si usaba la que ondeaba en el mástil de su barco, nadie iba a saber de quién era. Arribor era un gran pintor, o al menos eso decían los tipos asustados a los que obligó a ir a ver el cuadro que pintó estando borracho. Pero en cuanto fue a dar un brochazo, la maldita morsa llegó de un salto, atraída por el extrañamente adictivo olor a pintura, y se abalanzó sobre el cubo. 

No estaba muy contento con el resultado, pero tampoco iba a perder más tiempo. Iba a tener que explicarle a Drake que su bandera representaba la forma de una morsa embadurnada de rojo. Lo peor era que tendría que llevar esa cosa hasta lo alto de la fortaleza; por suerte, luego ya podía tirarla a la basura. Tampoco podía tardarse tanto en llegar arriba de todo, ¿no?

Nota: Al final Drake sí va a participar, así que iremos juntitos.

Resumen:
Blablablabla terminar con una bandera ridícula blablabla
avatar
rainbow662
Pirata7-Guerrero del nuevo Mundo
Pirata7-Guerrero del nuevo Mundo

Mensajes : 1488
Fecha de inscripción : 07/05/2013

Hoja de personaje
Nivel:
106/150  (106/150)
Experiencia:
360026/790000  (360026/790000)
Berries: 198.500.466

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Zane D. Kenshin el Mar 14 Nov 2017 - 0:07

Rosamel Forrito surcaba los mares de camino a un archipiélago conocido en el grand line como Long Ring Long Land. Una extraña agrupación de islas donde todo en su superficie era excesivamente largo, ya fuera la longitud de sus animales o las decenas de metros que medían los árboles que poblaban la isla. El viento azotaba la embarcación con fuerza desde la popa, aumentado su velocidad considerablemente como si la diosa que manejaba sus destinos quisiera que llegaran pronto al punto de encuentro. En los dos días que duró el viaje, el pelirrojo les contó alguna de las aventuras que había vivido en su estancia en Wano, algo que imitaron sus compañeros. Hacía mucho que Zane no estaba con sus amigos y lo echaba de menos, se le notaba en la forma en la que los trataba y les hablaba.

-No te cortes, pide lo que quiera –le decía continuamente el capitán pirata a Marc, un extraño muchacho con una fruta que creaba queso de la nada y que les iba a acompañar en aquella ocasión.

Al llegar a la isla se encontró con muchos de los piratas que habían participado en la primera ronda de aquel estúpido juego de piratas. Se encontró con la banda de Syxel, pero ante su sorpresa había más de uno. «¿Pero qué demonios? Lo que me faltaba, dos tíos más tratándome como un criajo» se dijo Zane, usando su mantra para sentir el aura de Syxel.

-Me da miedo lo que tengas en mente –soltó Zane, colocándose al verdadero Syxel, pero sin decirle a nadie que era él. Tras ello, se dio media vuelta y se dirigió a sus compañeros-. No sabemos que nos avecina ahora, pero esta vez intentemos no separarnos, ¿vale?

El tiempo pasaba rápido como en cualquiera fiesta. Había varios tenderetes que ofrecían comida gratis y más bebida de la que podía tomar. Comió un poco de todo y bebió todo lo que pudo, y entonces, Vickor apareció de nuevo. Su discurso fue más corto que el de la primera vez que les vio, pero esta prueba parecía más entretenida, sobre todo porque tenían que confeccionar unas banderas. No obstante, aquello rompió sus planes, pues tenían que dividirse en grupos de dos y ellos eran tres, cuatro si contaban al creador de queso.

-Señores, no os preocupéis que yo me encargo de las banderas –dijo, sonriente y con los ojos iluminados como los de un niño.

Pasados quince minutos, el antiguo supernova había confeccionado cinco banderas dignas del infante más inepto para las artes plásticas.

Banderas:
Zane & Therax:
Syxel & Ivan:
Luka & Marc:
Nailah & Tontatta:
Balagus & Dharkel:

-Ya están –dijo Zane al terminar, entregándolas todas menos una, la de Nailah-. ¿A qué molan?

Después de las duras criticas contra el arte, el pelirrojo se acercó a su amiga y le entregó su bandera.

-Esta para ti -le dijo-. Y cuando empiece el juego vente conmigo, conociendo al viejo abusador de células madre que es tu capitán... seguramente la líe demasiado y no es plan que..., bueno, que te conmigo estarás más segura -añadió tímidamente.


Resumen:
Blablabla + hacer banderas + Blablaba

____________________________________________
¡¡Invitado, yo traeré el exhibicionismo al foro!!


Detrás de un capitán impulsivo siempre hay un segundo de abordo que le corta el rollo:
Antiguas Firmas:








avatar
Zane D. Kenshin
PirEsp2-Antiguo Supernova
PirEsp2-Antiguo Supernova

Mensajes : 971
Fecha de inscripción : 25/06/2015
Edad : 25
Localización : El lugar donde nacen los sueños (?)

Hoja de personaje
Nivel:
98/150  (98/150)
Experiencia:
171185/790000  (171185/790000)
Berries: 52.000.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Syxel el Mar 14 Nov 2017 - 3:47

Finalizada la primera etapa de aquel absurdo juego, debíamos abandonar Jaya para dirigirnos al que sería el escenario de la siguiente locura que Viktor hubiese ideado, Long Ring Long Land. Un peculiar archipiélago cercano, a unos dos días en barco desde Jaya. Sin perder un instante, Balagus, Nailah y yo volvimos al Pandora, nuestro barco, donde el resto de la tripulación aguardaba nuestro regreso. Nos acompañaban también Biscuit, el peculiar tontatta que había tenido el placer de conocer, y Helkan, a quién consideré un aliado interesante y decidí invitarle a acompañarnos.

Una vez hube dado a Brynn y Noah las indicaciones pertinentes para nuestra travesía, hice preparar un camarote para nuestros invitados. Tras eso, pudimos tomarnos todos algo de tiempo para descansar, recuperar fuerzas y prepararnos para lo que fuera que nos esperase en el lugar al que nos dirigíamos.

Cuando finalmente divisamos tierra en el horizonte, hice llamar a Ivan a mi camarote. Habíamos estado hablando el día anterior, intercambiando algunas ideas, y el cazador había acabado revelándome su verdadera identidad. Aunque algo reacio al principio, el hecho de que nuestros intereses fuesen comunes, y de que hubiese confiado en mí lo suficiente para contármelo, me llevaron a darle un voto de confianza. Además, accedí a no contárselo al resto de la tripulación. Sería lo mejor para no complicar las cosas.

- Llevo toda la noche dándole vueltas a una idea... - comencé, en cuanto cerró la puerta a su espalda. Luego recorrí la habitación para situarme frente a él. Me observaba con cierta reticencia, aunque podía ver la curiosidad en sus ojos. Mirada que se tornó en una de asombro cuando mi aspecto comenzó a cambiar. Rostro, cabello, altura e incluso mi propia constitución. Cada detalle de mi cuerpo se transformó en una réplica exacta del suyo. O del que él mismo había adoptado como Helkan, para ser más exactos. - Por lo que me comentaste ayer tu podrías hacer lo mismo, ¿me equivoco?

Le expliqué los detalles del plan que se me había ocurrido, hasta que finalmente estuvo de acuerdo. Cuándo el cazador hubo adoptado mi aspecto, me acerqué a un armario cercano y lo abrí de par en par. Si queríamos pasar el uno por el otro, debía vestirse adecuadamente.

Al cabo de unos minutos hice llamar a Balagus, Dharkel, Nailah y Biscuit. Debía prepararles a ellos también. Una vez nos habíamos reunido todos en mi camarote, me senté junto al escritorio y les invité a ponerse cómodos. Aún tardaríamos unas horas en llegar, y teníamos mucho de lo que hablar. Mientras jugueteaba con un anillo entre mis dedos, paseaba la vista por mis compañeros. Que desde que habían entrado, no dejaban de contemplar perplejos al individuo con mi mismo rostro que encontraba a mi lado. De pronto el anillo se transformó en Spack, mi pequeño y peludo amigo, y este trepó hasta encaramarse en mi hombro.

- Al parecer, los poderes de Helkan y los míos son bastante... similares - les tranquilicé con una simple explicación. - Dharkel, tu deberías de poder hacer algo parecido, por eso estás aquí. Bueno, por eso, y porque según dio a entender Viktor uno de los objetivos de la siguiente prueba es hacernos con algún objeto que llevarán todos los competidores. Por lo que nos vendría bien un experto en sustraer bienes ajenos, por decirlo de alguna forma - sentencié con una sonrisa.

Tras resolver las dudas que mis camaradas pudiesen tener, y explicarles también a ellos los detalles del plan, volví a dirigirme a Dharkel para, al igual que había hecho con Ivan, ofrecerle mi ropa para que se cambiase. Después me acerqué al estante donde descansaban las mejores piezas de mi colección, tomé a Shusui, la espada negra, y se la ofrecí. Si iba a acompañarnos, debía estar preparado.

- Por tu bien, espero que la trates como se merece.

Después de llegar a la isla, el grupo al completo nos dirigimos al punto de encuentro. Dejando de nuevo al resto de la tripulación a bordo del barco, bajo las órdenes de Nassor y a espera de nuestro regreso. El recibimiento que nos habían preparado me sorprendió, aunque no tanto como la gigantesca estructura que se alzaba frente a nosotros. Su mero aspecto dejaba claro que no encajaba en ese lugar, casi como si la hubiesen traído desde algún otro. Una idea descabellada, aunque no mucho más absurda que cuanto habíamos visto durante nuestra breve estancia en Jaya.

Al cabo de un rato se reunieron con nosotros Zane, Therax, Luka y Marc. Y no pude evitar reírme ante su reacción al ver que éramos tres con el mismo aspecto. No tuvimos mucho tiempo para charlar, pues enseguida la música cesó y nuestro anfitrión hizo acto de presencia. Escuché atentamente cuanto dijo, pues al fin teníamos datos algo más concretos sobre lo que debíamos hacer. La prueba seguía siendo absurda, aunque no tanto como el juego de buscar las espadas. Además, desde que había llegado no podía evitar sentir curiosidad por lo que aguardaría en el interior de aquella fortaleza.

Minutos más tarde el pelirrojo se presentaba frente a nosotros, portando las banderas personalizadas que debíamos llevar. Tomé la nuestra y la extendí, mostrándosela a Ivan. Durante un buen rato me quedó mirándola, tratando de decidir si lo que tenía frente a mí era lo mejor o lo peor que había visto en mucho tiempo.

Resumen:
Viajo en mi barco junto a Balagus, Nailah, Helkan (Ivan), Biscuit y Dharkel (que ya se encontraba a bordo). Durante la travesía descansamos y planeamos cosas. Nos reunimos con el resto en el punto de encuentro, llevando Ivan y Dharkel mi mismo aspecto, y escuchamos lo que dice Viktor.

Bandera:
avatar
Syxel
Pirata6-Lobo de los Siete Mares
Pirata6-Lobo de los Siete Mares

Mensajes : 511
Fecha de inscripción : 05/01/2012
Edad : 24

Hoja de personaje
Nivel:
63/150  (63/150)
Experiencia:
71425/790000  (71425/790000)
Berries: 172.068.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Luka Rooney el Mar 14 Nov 2017 - 9:16

Tras saber que habría una segunda ronda, el Gyojin se resignó. ¿Qué tocaría ahora? ¿Jugar a las casitas?

Durante algo más de dos días estuvieron a bordo de Rosamel Forrito, barco excéntrico cuanto menos. Tiburón estuvo intercalando pequeñas inmersiones en el agua con paseos en cubierta debido a los nervios. Incluso se había pasado buena parte del viaje hablando con el que ahora era su compañero, Marc. Poco tiempo le hizo falta para cerciorarse del buen corazón del gigante.

- Y dime, ¿Cómo conseguiste la akuma? -comentó el Gyojin mientras escuchaba atento y comía una manzana a la par que ofrecía tres al gigante- Perdona si es poco, aún no controlo bien la dosis normal para un gigante.

A parte de las conversaciones con el gigante, había estado ayudando junto a Therax en las labores médicas. Afortunadamente nadie estaba excesivamente herido, por lo que básicamente fueron curas superficiales y mantenimiento de las heridas ya tratadas.

- Me pregunto si llegarán todos a salvo. ¿Nadie habrá pensado en batallar antes de llegar? -preguntó pensativo- Si eliminas a tus rivales antes de la prueba…

Y poco después, arribaron en la isla. Habían debatido sobre qué hacer, si ir juntos o separados, decantándose finalmente por lo primero.

Al llegar no pudo evitar sorprenderse ante la evidente peculiaridad de la isla. Todo parecía ser más largo de lo normal, algo que sin duda atrajo al Gyojin. Tras un ligero paseo dieron con Syxel, que venía acompañado por Nailah, Balagus y el diminuto ser, que ahora parecía ser un aliado. Pero lo que el tiburón sierra no pudo prever fue que dos integrantes más llevasen los ropajes y apariencia del propio capitán pirata.
Durante unos minutos intentó pensar en quiénes eran, pero pronto desistió al no conocer a los integrantes de la banda del propio Syxel.

- Sorprendente cuanto menos… -Murmuró a una voz tan baja que casi seguro que nadie le había oído-.

El Gyojin se preguntaba qué clase de técnica sería aquella y si sería el propio capitán pirata quien la hiciera. Sin duda su akuma no mi era bastante peculiar, otorgándole diversos poderes de los que seguro, no había visto ni la mitad de su potencial.

Y entonces llegó de nuevo el show de Viktor. Si bien el juego no era tan absurdo como las casitas, tenían que jugar a algo parecido a “atrapa la bandera”, pero con mucha más sangre y acción, o eso se imaginó en su mente. Habría que llegar al punto final y, quién más banderas llevase, pasaría a la final. Eso quería decir que habría que quitar algunas.

Zane se ofreció voluntario para pintar las banderas de todos, y lo hizo con tal ilusión, que el Gyojin prefirió mantenerse en silencio, dejándole disfrutar del momento.

- No sabía que tuvieras cualidades artísticas, Zane. Pareces más del grupo de gente que no entiende el arte -esbozo con una ligera sonrisa y una amplia mueca-. ¡A ver qué nos haces!

Y, tras quince minutos y casi sudando, Zane hizo acto de presencia portando todas las banderas. Tiburón se rió de cada uno de los integrantes mientras su capitán las iba entregando. Hasta que llegó la suya.

- ¿Una… sardina? ¿Y un… queso? -miró ofuscado a Marc- Vale que plasmes a Marc con un queso, es un gigante, no cabe en una bandera -acompañó la afirmación con evidentes señales hacia la bandera-, pero… ¿Una sardina? Es muy racista, tío.

Aún inmerso en la mínima capacidad artística de su capitán, así como en el racismo que la bandera desprendía, se acercó a Marc mientras portaba está última.

- Y bien, grandullón. ¿Qué tal te sientes? ¿Alguna idea de qué hacer aquí? -comentó con una amplia sonrisa. La verdad es que el gigante trasmitía una sensación bastante positiva- Seguro que encontremos la manera de pasarlo bien y liarla un poco… A pesar de esto -volvió a señalar la bandera emitiendo una nueva mueca de desaprobación-.

Resumen:

Llego a la isla tras un par de días de nerviosismo. Dialogo con todos, especialmente con mi compañero Marc.

Bandera:


avatar
Luka Rooney
Pirata5-Pirata famoso
Pirata5-Pirata famoso

Mensajes : 277
Fecha de inscripción : 23/06/2017

Hoja de personaje
Nivel:
55/150  (55/150)
Experiencia:
58315/790000  (58315/790000)
Berries: 31.000.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Akane D. Murasaki el Mar 14 Nov 2017 - 9:41

-¿Ya llegamos, eh?- Habían pasado ya un par de días de lo de Jaya. Algo que, sin interesar lo más mínimo a su capitán o al resto de la banda había hecho que se metieran en la elección de un nuevo Yonkou. Ciertamente, la idea agradó bastante a la chica en un primer momento. Cuando lo más que iban a hacer era colarse en una fiesta pirata. No se imaginaba que fuesen a hacer algo tan serio. Encima no querían dejar participar a su capitán. ¿Pero qué harían si él o uno de los otros grupos de los Blue Rose ganaban la contienda? Seguramente el resto de piratas no estuviesen de acuerdo con ello. "Tampoco importa". Se dijo a sí misma la pelinarranja, echando tras la oreja un mechón de cabello que la brisa había descolocado. -Va siendo hora de prepararnos.- Anunció, bajando de la baranda del carajo del barco, donde se había subido por costumbre ya.

Se dirigió a su camarote para vestirse y coger sus armas. En un principio no pensaba llevarse más que lo puesto, pero al final Sumire la convenció...O más bien convenció a un grupo de criadas para que le metieran más cosas en el camarote. Mura entrecerró los ojos mirando en el armario, mientras notaba un pequeño tic en el ojo. ¿Por qué habían metido ropa de gala y de chica rica entre su ropa? No iban a una fiesta y aunque lo hicieran sin duda alguna la felina no usaría nada de eso... A no ser que la obligaran. "Si no fuera porque no es mi ropa". Bufó mientras sacaba toda la ropa del interior del mueble, molesta. Al menos había alguna cosa decente entre todo ello. Casi se había rendido cuando se encontró con un precioso mono de color negro. tenía una cremallera por delante. La parte que hacía de pantalón le cubría hasta la mitad del muslo y las mangas cubrían hasta sus muñecas. Tenía además unos cuantos detalles en purpura y un cinturón ancho con fundas de las que poder colgar sus dagas.  Mura se detuvo al encontrar esa prenda, para cambiarse antes de seguir rebuscando. Lo mismo había más cosas de utilidad. Cabe decir que la prenda destacaba las curvas del cuerpo de la chica. A parte de esta prenda, encontró otras dos correas para guardar armas y una riñonera. Las correas se agarraban a los muslos por encima de la tela y la riñonera quedaba sujeta por la zona de la cadera, en esta, decidió guardar los altavoces que le encargó a Dexter, el micrófono lo llevaría a modo de colgante hasta que lo necesitase. Dejaría en el camarote su Rosa del viento y, al cuidado de Sumire. Una vez resuelto eso, se recogió el pelo en una cola de caballo y se puso el paraguas a la espalda y la hombrera de cuero para que se posase Eagle.

Una vez preparada, salió de nuevo a la cubierta. Esperaba cruzarse con el resto de sus compañeros. Bueno, Neo no estaba ahí. No recordaba muy bien que le había pasado, pero parecía encontrarse mal y haber decidido esperar en el barco o quizás ir a ver al resto mientras jugaban. Viendo que no les interesaba ganar... -Aunque si nos metemos en líos debemos ganar.- Murmuró la chica mientras ojeaba el panorama. Podía ver más barcos piratas, así como a Aka tirado por ahí, como siempre. Un recuerdo de la pelea contra Arribor afloró en la mente de Mura, haciendo que se molestase y chasquease la lengua, pero no dijo nada. apretando los puños, avanzó esperando ordenes. Ya que en la isla no había puerto les tocaría anclar el barco cerca de la costa y llegar, seguramente volando.

-Supongo que te tocará cargarme.- Comentó mirando de lado a Su compañero. Cuando los demás se alistasen, si no lo habían hecho ya, partirían. A no ser que el lagarto prefiriese adelantarse.

Una vez bajaron del barco, tardaron escasos minutos, o quizás ni eso, en llegar a la isla. Había que admitir que la velocidad que alcanzó Berthil era impresionante. Mura tuvo que crear varios hilos de energía para poder agarrarse a su cuello con fuerza, asegurándose de que así no se caería. No tardaron en encontrar el punto de encuentro. En medio de la planicie que constituía la isla se encontraba una inmensa fortaleza. Descendieron y se alistaron con el resto de piratas. -Es raro que aún no hubieran hecho ningún revuelo teniendo en cuenta la que montaron en Jaya.- Murmuró la chica sin dirigirse a nadie realmente. Tras eso se quedó atenta escuchando... Hasta que el hombrecito de excéntrica apariencia dijo la palabra bandera.

Akane miró a Berthil con una sonrisa en su rostro y antes de que terminasen  de dar la charla, se escabulló entre la multitud para adentrarse en la zona de "haz tu bandera pirata". Pidió que le dejaran varias telas, por si no hacía bien el dibujo a la primera. Ya sabía que bandera usarían. Estando Dexter era estúpido usar la de los Blue o inventar alguna otra. Y estaba con Akagami. Siendo los últimos miembros vivos de lo que en su día fueron los Red Demons solo podía ser esa. Volvería a ir junto a Bakagami al terminar de hacerla, para enseñársela y, en caso de que le dejaran quedarse con las que no servían, ya sabía como aprovecharlas. Seguramente fuese regañada por no quedarse a escuchar el resto de la explicación, pero eran un equipo, con que uno escuchase y luego lo explicase bastaría.

Spoiler:
Bajar del barco. Escuchar la explicación a medias y escabullirse entre la multitud para adelantarse a hacer la bandera. Al acabar,
volver con Berthil para enseñarle que bandera iban a usar y preparar un plan (con una posible bronca de por medio).
bandera:


____________________________________________
distant memories:



Always left behind
avatar
Akane D. Murasaki
Pirata6-Lobo de los Siete Mares
Pirata6-Lobo de los Siete Mares

Mensajes : 864
Fecha de inscripción : 08/02/2015
Edad : 20

Hoja de personaje
Nivel:
77/150  (77/150)
Experiencia:
95995/790000  (95995/790000)
Berries: 65.065.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Deathstroke el Mar 14 Nov 2017 - 12:18

Al final había acabado presentado uno de los filos de Aeglos como espada, y para mi sorpresa fue aceptado. Parecía ser que no hacían un verdadero corte por llevar las espadas plateadas o la dorada, aunque la única diferencia que hubo fue que los que tenían una de esas podrían ir acompañados para la siguiente ronda. Tras esto, en un pequeño viaje fuimos hasta Long Ring Long Island, donde se nos esperaba a los que hubimos pasado a la siguiente ronda.

Reunidos todos de nuevo, Viktor comenzó a dar uno de sus discursos, parecía que era igual a aquel tipo de Síderos dando grandes discursos para informar apenas de nada, aunque este decía algo más. Esta vez deberíamos de recorrer un castillo y subir a la más alta torre recogiendo las banderas de otras personas o equipos. Vaya lo que parecía un atrapa la bandera. No dejó un poco para hacer cada uno su propia bandera, en mi caso nunca había pensado que podía ser, así que en medio dibujé mi mascara, en diagonal dibujé una de las rosas azules de los Blue Roses, cruzándose con la rosa mi arma. Creía tenerla terminada cuando de pronto el pequeño animal del que me había hecho amigo me comenzó a dar golpecitos con la cabeza en la armadura. Por ello, decidí añadir un elemento más, y dibujé encima de la máscara al pequeño animal, para que este estuviese contento.

Terminada la bandera, era la hora de adentrarse en aquel lugar. Al tener que ir yo solo no me preocupé por nada y fui directamente a la puerta por la que yo entraría, en mi hombro seguía Legim, sí, creo que era un buen nombre para el pequeño.

-Legim – le dije al pequeño – te aviso de que en esta prueba deberé enfrentarme a gente y pelear, así que tienes que tener cuidado una vez entremos. – cuando terminé de avisar al pequeño animal cogí ambos filos de Aeglos y formé la naginata y activé el haki de observación, listo para entrar en combate.

resumen:
Llegar a la isla, escuchar las palabras de Viktor, hacer mi bandera y entrar al castillo por la puerta que me toque con Legim (el animal que se quedó conmigo en la parte anterior).

____________________________________________
avatar
Deathstroke
Jusenshi Death
Jusenshi Death

Mensajes : 553
Fecha de inscripción : 08/05/2014

Hoja de personaje
Nivel:
100/150  (100/150)
Experiencia:
184220/790000  (184220/790000)
Berries: 520.000.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Marc Kiedis el Mar 14 Nov 2017 - 16:35

Cuando Viktor anunció que cada pirata clasificado podía escoger un compañero y Luka decidió elegirle, Marc se alegró mucho. Aquella aventura aún no había acabado, y seguiría tratando de ayudar a sus nuevos amigos a ganar aquella especie de gymkhana.

Al parecer, la segunda parte tendría lugar en otra isla, una llamada Long Ring Long Land. El semigigante nunca había oído ese nombre, y no tenía la más mínima idea de cómo llegar. Por suerte, pudo ir junto a su compañero de misión y sus nakamas en su barco. Lo más sorprendente fue ver que el capitán del gyojin era el célebre Zane "El Descamisetado", uno de los piratas jóvenes más renombrados. Al parecer, su tripulación y la de Syxel eran bastante amigas, y su intención era, una vez en su destino, cooperar para tener más posibilidades de ganar. Le pareció perfecto, ya que cuanta más gente hubiera, más se divertirían.

Durante el camino, con quien más habló fue con Luka. Cuando éste le preguntó cómo había conseguido su Akuma, Marc le contó la historia:

- Pues la verdad es que fue de niño. Al ser un semigigante, siempre he tenido mucho más apetito que la mayoría de la gente, y a veces me quedaba con hambre después de la cena. Por eso, algunas noches iba a escondidas a la despensa y comía algo más. Pues resultó que un día me encontré una fruta rara en un cofre. No había visto nunca nada parecido, era como una manzana mucho más grande, pero de color amarillo vivo, y olía a queso fundido. Me llamó tanto la atención que no pude evitar comérmela. Cuando descubrí mis poderes, el jefe se enfadó mucho conmigo por haberlo hecho, y me pasé un mes limpiando los baños del restaurante.

Cuando llegaron a la isla, se encontraron rápidamente con Syxel y su banda, pero ¡había tres Syxels! Marc no tenía ni idea de qué pasaba allí, la verdad era que estaba bastante confuso, así que tuvo que preguntar al resto qué pasaba, ya que no entendía nada. Después, Zane se ofreció a pintar las banderas. Cuando les entregó la suya, Luka se enfadó bastante, ya que interpretó la sardina como racismo. A Marc no pudo hacerle más gracia, de hecho estuvo a punto de caerse al suelo de la risa.

Aún con los ojos llenos de lágrimas, respondió a la pregunta de Luka diciendo:

- La verdad es que me encuentro muy bien. Muchas gracias por haber tratado mis heridas. Propongo que, ya que en principio somos aliados de las demás parejas de tu banda y la de Syxel, tratemos de no quedarnos descolgados. Debemos buscar a alguien a quien podamos arrebatar su bandera, pero teniendo cuidado para que no nos roben la nuestra. En caso necesario, debemos permanecer a una distancia de los otros suficiente para ir en su ayuda si lo necesitan, o para que puedan venir ellos a ayudarnos. ¿Qué te parece?

Resumen:
- Narrar el viaje y la llegada a la isla.
- Descojonarme al ver la bandera.
- Hablar con Luka.
avatar
Marc Kiedis
Pirata2-Leva-anclas
Pirata2-Leva-anclas

Mensajes : 102
Fecha de inscripción : 12/09/2017

Hoja de personaje
Nivel:
25/150  (25/150)
Experiencia:
7095/790000  (7095/790000)
Berries: 0

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Nailah el Mar 14 Nov 2017 - 16:49

El viento movió sus cabellos con suavidad. Llevaban un par de días navegando para dirigirse hacia el nuevo destino que les había asignado Viktor. Long Ring Long Land, qué nombre más largo, pensó repitiéndolo una y otra vez en su mente, ¿a quién se le habría ocurrido la maravillosa idea de llamar así a una isla? Tenía la mano apoyada en la mejilla y su codo sobre la barandilla, observando el mar en calma.

La voz del capitán por varios miembros de la tripulación y ella incluida, hizo que se girase. Abandonó la cubierta y se dirigió junto a ellos. Cuando entró a la amplia habitación se topó con algo inesperado. Arqueó las cejas al ver a tres capitanes en el mismo lugar. Las habilidades que poseían eran demasiado buenas, por un momento se le pasó por la cabeza cómo sería tomar el cuerpo de otra persona, los que tenían poderes de ese estilo eran unos suertudos.

En cuanto todo estuvo aclarado, la pirata regresó a cubierta y se fijó en que ya avistaban tierra. No tardaron mucho en llegar a la dichosa isla de nombre largo. Nailah se preparó con su nueva adquisición, era una espada realmente única y la cuidaría muy bien. El barco atracó y todos bajaron hasta tierra. Zane y sus tripulantes ya estaban esperándoles. Sin embargo, mientras todos iban delante la pirata se quedó un poco más atrás con Biscuit.

Lo miró con dulzura. Era demasiado adorable, ¿algo tan pequeño era capaz de hacer daño? Le hacía gracia la situación. Estaban rodeados de gente, pero Biscuit no dudó en darles una paliza a dos tíos babosos que se habían acercado entre halagos a ella. La verdad es que no esperaba ligar en medio de un evento de tal magnitud, pero el tontatta feliz se lo iba a impedir al parecer. La pirata miró el muffin y luego metió las manos en los bolsillos.

-Yo también quería un muffin - se quejó yendo a su lado. Respiró pesadamente al escuchar las órdenes del tontatta. Siempre tenía que estar al lado de alguien por seguridad. Empezaba a cansarse. - ¡No estoy verde!

Una vez estaban todos reunidos y entre diversas charlas la muchacha se mantuvo en silencio. Desde que habían pasado tres días en su cabeza todavía rondaban los problemas que hubo y el tontatta con sus palabras los avivó aún más. Estaba cansada de que la trataran como a una niña que no sabía valerse por si sola, quería que la tuvieran en cuenta en las cosas, pero al parecer no veían mucho más allá.

La música cesó por completo y Viktor apareció para dar la charla. Nailah lo miraba de vez en cuando, pero lo escuchaba perfectamente. En cuanto terminó el discurso el pelirrojo se ausentó un momento para hacer uso de su arte. La pirata estaba extrañada, si cuando el dibujaba en la taberna se le daba de pena, ¿acaso había mejorado?

En cuanto entregó todas las banderas se acercó hasta la morena. Esta cogió la bandera y la observó. No tenía palabras para expresar tal desastre, pero tenía... cierto encanto. Qué esperar de un gañán, pensó con una sonrisa. Y de nuevo, las palabras del pelirrojo se clavaron en su mente cada vez más. Negó con la cabeza y bajó la bandera para enseñársela a tonttata.

-Claro, como no - dijo con desgana mirando hacia otro lado - No vaya a ser que me pase algo, como siempre.

Resumen:
Ir en barco con Syx, Balagus, Dharkel, Helkan y Biscuit. Tramar cosas. Obedecer al tontatta. Reunirse con Zane y compañía.
bandera:
avatar
Nailah
Pirata4-Pirata
Pirata4-Pirata

Mensajes : 83
Fecha de inscripción : 22/06/2017
Edad : 20

Hoja de personaje
Nivel:
31/150  (31/150)
Experiencia:
10935/790000  (10935/790000)
Berries: 11.000.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Dharkel Asrai Nymraif el Mar 14 Nov 2017 - 17:34

Asentí levemente ante lo que consideré un elogio por parte de Syxel, mientras mi rostro se retorcía hasta adoptar la cara del capitán. Hacía relativamente poco que Silver había descubierto mis habilidades, unas habilidades que aún estaban por desarrollar pero que sin duda serían útiles en la prueba que nos esperaba. Poco a poco me estaba ganando un merecido hueco en la tripulación y antes o después tendría que revelarlas en público.

Mi presentación para con la tripulación y la fama que me había labrado en ella a lo largo del tiempo dejaba mucho que desear. Quizás por eso sentía la necesidad de aclarar ciertos asuntos antes de llegar a la isla.

- Sabes que en determinadas situaciones actuaré por libre, ¿verdad? – Pregunté cuando nos quedamos a solas -. No te preocupes, haré lo que esté en mi mano para que ganes la prueba. Siempre y cuando mi vida no corra peligro – puntualicé mientras aceptaba sus atuendos y su reliquia. Una reliquia negra y afilada que para mi sorpresa pesaba más de lo que debería. Hubiese llevado la mía al encuentro, pero no podía. Aquella katana grabada estaba reservada para otra persona.

Justo antes de desembarcar me vi obligado a tirar el cigarrillo. Si pretendía hacerme pasar por Syxel tendría que actuar como él. No podía dejar que un detalle tan irrelevante nos delatase. No obstante, tenía la ventaja de que nuestro capitán era un alcohólico consumado, por lo que nada más llegar al punto de reunión me serví una jarra de licor ante la atónita mirada de varios integrantes.

- Me da miedo lo que tengas en mente – escuché. Un extraño escalofrío recorrió mi espalda. ¿Dónde había escuchado antes esa voz? ¿Le debía dinero? O peor aún, ¿le debía Syxel dinero? Por mi propio bien esperaba que no tuviese demasiados enemigos. Quizás después de todo el hacerme pasar por él no habría sido tan buena idea.

Minutos más tarde el pelirrojo del cual desconfiaba y no terminaba de recordar se acercó a Balagus y le dio la bandera que había preparado para nosotros. Una tamaña obra de arte, ¿en qué se habría basado pasar diseñarla? ¿Sabría quién era yo? Después de todo quizás no le debiese nada o de hacerlo se habría olvidado. Fuere cual fuere el caso me situé junto a Balagus. En el caso de que empezasen las hostilidades antes de tiempo más me valdría tener un escudo de carne gigante en el cual refugiarme.

- No te preocupes, te cubro la retaguardia - le comenté al semigigante con una falsa confianza.

Resumen:
blablablá me pongo la cara y ropa de Syxel y cojo prestada su arma blablabla paranoia por las deudas pasadas blablabla
avatar
Dharkel Asrai Nymraif

Mensajes : 106
Fecha de inscripción : 31/01/2012

Hoja de personaje
Nivel:
34/150  (34/150)
Experiencia:
16652/790000  (16652/790000)
Berries: 36.600.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Invitado el Mar 14 Nov 2017 - 20:23

─ Parece que no me va a dar problemas.

El contramaestre se encontraba tumbado sobre la baranda de La Joya, manteniéndose en perfecto equilibrio pese al vaivén de las olas del Grand Line que tambaleaban con suavidad la nave. El temporal era particularmente tranquilo y, al menos en un principio, no parecía que fuera a haber muchos cambios en él. Se lo decían sus huesos. Su mirada se encontraba fija en su diestra, la cual observaba con gesto impasible, girando el brazo para poder asegurarse de que todo estaba donde debía. Su "pequeño" encuentro con Arribor había sido bastante más duro de lo que esperaba y terminó con su brazo en un estado lamentable. De no ser por sus poderes, muy probablemente habría tenido que acudir a la segunda fase escayolado, lo que habría supuesto un auténtico engorro. No podría combatir cómodamente son un peso muerto, mucho menos si sus rivales fueran el tuerto o alguien de su talla. Pero en fin, por suerte no sería el caso y podría darlo todo. De hecho, se sentía con fuerzas renovadas.

Cuando se dio la señal de "tierra a la vista", Berthil se irguió para quedarse sentado en el sitio y poder apreciar mejor la isla que visitarían aquel día. Long Ring Long Land era un lugar bastante simple, según había escuchado. Sin civilización, tan solo con plantas y criaturas extrañamente altas y desproporcionadas, pero sin nada de aparente valor. Nunca había estado en ella, dado el poco interés que habían despertado en él los datos que tenía de la misma. De hecho, en un principio le resultó sumamente extraño que Viktor la hubiera elegido para su pequeño juego. «Visto desde otro punto, que esté deshabitada implica que no tenemos por qué contenernos lo más mínimo, aunque... ¿Acaso un pirata debe hacerlo?». Cerró los ojos y soltó una risa irónica. ¿Acaso podían seguir llamándose así? No eran piratas, por mucho que su posición y el gobierno así lo dictaminasen. No saqueaban, no asaltaban navíos... Simplemente, lo único que les quedaba de criminales era ser enemigos del gobierno y de la Marina. Quizá hasta el sobrenombre de revolucionarios estuviera más cerca de la realidad, pero ni siquiera era válido. Y, pese a ello, ahí estaban, como una de las bandas más imponentes y terribles del Nuevo Mundo. Ni siquiera llegaba a comprender cómo seguían dejándoles participar en aquello. ¿Viktor les estaba convirtiendo en un filtro?
A decir verdad, poco le importaba aquello. Ni quién saliera yonkou, ni sus participantes ni la prueba en sí misma. Había accedido a participar por dos motivos bastante simples. El primero, que se lo había pedido Mura. Si bien eso no implicaba que tuviera que aceptar sí o sí, tampoco le importaba acudir con ella si tantas ganas tenía. El segundo, por supuesto, era Arribor. Probablemente el Sin Corazón fuera a convertirse en su objetivo principal durante aquella prueba, o al menos así sería si se encontraba con él durante la misma. Algo le decía que él también querría proseguir con su combate y ver el resultado final. La idea, en cierto modo, le emocionaba.

─ Supongo que no tendré más remedio -respondió perezosamente a la pelirroja en cuanto se acercó hasta su posición, antes de mirarla y dedicarle una leve sonrisa-. Después de todo, estoy aquí para echarte una mano, ¿no?

Finalmente se bajó de la baranda para ponerse en pie y estirarse un poco, lo que provocó que su espalda crujiera al tiempo que liberaba la tensión de sus músculos. Su ropa no había variado demasiado. Restando el torso, que ahora tan solo iba cubierto con una simple chaqueta de color oscuro y desabrochada, iba exactamente con la misma ropa que días atrás. De hecho, habría ido con la misma de no ser porque su camisa y su ostentosa chaqueta habían quedado completamente destrozadas. Lo que quedaba de ellas se encontraba guardado en uno de los baúles de su camarote para que, una vez regresasen a Fiordia, los criados de palacio intentasen arreglar el estropicio o, al menos, acudir a alguno de los sastres para ello. Tenían cierto valor sentimental y esperaba no perderlos.

Cuando se encontraron lo suficientemente cerca de la isla y el ancla comenzó a descender, Berthil hizo aparecer sus doradas alas a su espalda y se inclinó levemente para que la chica se subiera a la misma. Ya en tierra, se apropió de algún que otro piscolabis de los que ofrecían en los puestos de la costa y, finalmente, se dirigió junto al resto de desalmados criminales para atender a su anfitrión que, cómo no, debía explicarles de qué iría aquella prueba. Esperaba al menos que no montasen otro numerito como en Jaya, aunque no podría evitar sentirse decepcionado por ello. Eran piratas, por el amor de... «Bueno, quizá tengamos un poco la culpa de que estén accediendo a esto. No me extrañaría que todos los presentes quisieran quitarnos de en medio para hacer lo que les saliera de los mismísimos», concluyó entre mordisco y mordisco.
Iba a ser una mezcla de "captura la bandera" con "batalla campal", lo cual resultaba interesante, que no estimulante. Al menos no sería una búsqueda, sino una cacería, que era bastante diferente. Y la inmensa estructura que Viktor había preparado para ellos no podía hacer más que despertar su curiosidad. ¿Qué se encontrarían ahí dentro?

─ ¿Gato? -preguntó al aire, algo más de cinco segundos después de que la chica se hubiera largado- De verdad... No puede estarse quieta.

Suspiró y volvió su atención a Viktor. Estaba seguro de que había ido directa a preparar la bandera que utilizarían y, de hecho, tenía cierta corazonada sobre cómo sería. Cuando la explicación concluyó y todos comenzaron a moverse, la pelinaranja apareció frente a él con una oscura tela entre sus manos. En cuanto se la mostró, el dragón fue incapaz de articular palabra alguna. Se limitó a tomar la bandera entre sus dedos, observando la Jolly Roger roja de los Red Demons. Habían pasado tantos años desde la última vez que aquella calavera ondease en el punto más alto de su barco... Tanto tiempo desde la muerte de Naram y Nagato, así como de la disolución de la banda. Apretó la tela entre sus dedos, antes de devolverle la mirada a su compañera con un brillo dorado en sus iris y una inusualmente amplia sonrisa.

─ Hoy no lucharemos como Blue Rose -le dijo-. Hoy lucharemos como los demonios que somos. Que todos recuerden el miedo que esta bandera infundía.

Y, tras posar una mano en su hombro, comenzó a caminar y a asegurar fuertemente la bandera en su brazo derecho. Le explicaría todo lo que había dicho Viktor en su ausencia antes de que les indicasen la entrada asignada para ellos.

Resumen:
Relleno. Más relleno. Pillar algo de papeo [Importante]. Atender a la explicación de Viktor. Hablar con Mura y esperar a que nos digan por donde coño entraremos.

bandera de verdad (?):

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Therax Palatiard el Mar 14 Nov 2017 - 20:41

Los días de travesía hasta la isla en la que transcurriría la siguiente prueba no consistieron en otra cosa que lo que siempre hacía en alta mar: curar heridas. La sensación de impotencia aún martilleaba su conciencia de vez en cuando y le inspiraba cierta culpabilidad, pero sobreponerse a ella le estaba resultando menos difícil de lo que había esperado.

De cualquier modo, lo cierto era que nadie estaba seriamente dañado. Ni siquiera el gyojin, aunque para variar debió revisar heridas, contusiones y lesiones de diversa índole que había sufrido. Ninguna de gravedad, sí, pero fruto de la absurdamente temeraria mentalidad del hombre-pez casi con toda seguridad. Estuvo tentado de espetarle un "me vas a tener que pagar un sueldo", pero optó por no hacerlo. Aquélla era su función principal dentro de la tripulación y, aunque no le gustase reconocerlo en voz alta, siempre había disfrutado haciendo aquello que era su pasión. Además, tenía una deuda y una promesa con quien se lo había inculcado todo desde pequeño.

En lo referente al viaje en sí, el viento soplaba con fuerza e hinchaba las velas sin que él tuviese que intervenir, por lo que decidió dejar que la naturaleza moviese el Rosamel Forrito según su criterio. Exceptuando los cuidados que les dispensaba a los demás, pasó la mayor parte del tiempo junto a Tib y, cuando le daba por aparecer, César. En Jaya había cometido el grave error de llevar al Muryn consigo en un primer momento pese a ser poco más que un cachorro. Afortunadamente, no parecía haber encontrado ningún problema para regresar al barco, y en lo que fuera que se les venía encima le iba a ordenar que no se moviese de él hasta que volviera.

Cuando por fin alcanzaron a ver tierra firme, se encontraba sentado en el límite de la cofa con Tib sobre su regazo. Hou estaba haciendo a saber qué, para no variar, así que había decidido colocarse allí para tener una visión más amplia de todo lo que tenían alrededor. Cumpliendo con su nueva y temporal función, avisó al resto antes de bajar a cubierta, y no mucho tiempo después desembarcaron en la isla.

Muchos -no sabría decir si todos- de los piratas que había en la plaza de Mock Town hacía unos días se encontraban allí, y durante el viaje había divisado bastantes barcos que pretendían hacer lo propio. «Para no haber estado de acuerdo al principio con la dichosa prueba de las espaditas, aquí hay mucha gente», pensó, preguntándose cuántos estarían allí por curiosidad y cuántos por interés real en asumir el papel de Yonkou. Claro que... cualquiera podría tener otros intereses ocultos.

Había una gran cantidad de puestos con comida y bebida, así como otros que exponían productos de lo más diverso. Había saciado su apetito un rato antes de bajar del barco, así que no tenía demasiada hambre. Por otro lado, nunca se había sentido cómodo combatiendo con el estómago lleno, y la acumulación de gañanes pendencieros propiciaba un entorno favorable para que las cosas se calentasen por cualquier nimiedad.

-¿Pero qué co...? -musitó al ver a Syxel... Bueno, a tres como él. ¿Qué diablos era aquello? Estuvo tentado de intentar atravesar a alguno de ellos con su mano para comprobar si eran reales, pero se abstuvo en última instancia. «¿Será ése el verdadero, o acaso lo serán todos?», se preguntó al ver cómo el pelirrojo se dirigía a uno de ellos en concreto.

Para colmo, en ningún lugar pudo encontrar whiskey de Ériu Land; ni con una copa podría esperar a que todo diese comienzo. Por fortuna, Victor entró en escena antes de que pudiese lamentarse mucho de su desgracia. Mientras el misterioso hombre hablaba, apartó su vista de él para contemplar la edificación en la que tendría lugar la siguiente prueba. «¿Seguirá en pie cuando todo esto acabe?», se preguntó, mas el repentino entusiasmo de su capitán por confeccionar no sólo una bandera, sino cinco de ellas, le devolvió a la realidad.

Cuando Zane volvió con los trozos de tela, tuvo que girar un poco la cabeza para entender qué demonios representaba la que había hecho para ellos. Una amplia sonrisa asomó en su rostro, pero no comentó nada en un primer momento. Era algo tan cutre que, inequívocamente, cumplía con creces los requisitos para ser digno de su capitán.

-Si manejases la espada igual que... lo que hayas usado para hacer eso, no estaríamos vivos -observó.
Resumen:
Llegar a la isla y ver la bandera.

____________________________________________
Always:


The tempest has arrived:


Shurmanos de la tormenta:



avatar
Therax Palatiard
Pirata4-Pirata
Pirata4-Pirata

Mensajes : 724
Fecha de inscripción : 29/05/2017

Hoja de personaje
Nivel:
75/150  (75/150)
Experiencia:
107735/790000  (107735/790000)
Berries: 15.422.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Balagus el Mar 14 Nov 2017 - 20:57

Terminar la estúpida prueba de Viktor y dejar Jaya de una maldita vez, bien. Verse directamente envuelta en otra inmediatamente después, mal.

Que la travesía en mar durase poco, bien. Que Helkan se uniera temporalmente a nuestro grupo, rematada y rotundamente horrible.

A punto estuve de discutir acaloradamente la decisión de mi capitán apenas nos hubimos subido al barco, mas decidí morderme la lengua y darle un voto de confianza por el momento. No obstante, mi parecer no había cambiado, ni cambiaría jamás, y, si Silver había permanecido atento, habría advertido por mi mirada estos días que, cuando todo esto acabase, mantendría una charla con él.

Tras ver mis heridas tratadas y curadas, mi principal pasatiempo fue hablar con el tontatta e interesarnos por nuestras exageradas diferencias físicas. No dejé de sorprenderme de la cantidad de fuerza física y espiritual que un ser tan pequeño podía atesorar, a medida que me contaba sus hazañas y aventuras.

Y, por fin, nuestro destino se hizo presente en el horizonte. El capitán nos llamó a todos los implicados, incluyendo a Dharkel, reuniéndonos en su propio camarote. La presencia de dos Syxel idénticos en la sala me hizo arquear una ceja con preocupación y cerrar mis dedos instintivamente alrededor del mango de una de mis hachas. Afortunadamente, un rápido estudio de ambos sujetos con mi haki observador me confirmó la identidad de mi líder y compañero.

Tras hacer aparecer de la nada a su pequeño mono Spack sin razón aparente más allá de la vanidad, nos explicó una triquiñuela que se le había ocurrido gracias a cierta semejanza entre sus poderes, los de Helkan, y los de Dharkel. Con un bufido decepcionado, entendí de inmediato lo que acababa de pasar aquí.

"Con que los tres pueden cambiar de aspecto... Fantástico. Al menos Helkan no me la puede pegar haciéndose pasar por el capitán."

Con todo lo que necesitaba oír guardado en mi memoria, abandoné la estancia entre los primeros y empecé a preparar la operación de atraque del barco, decargando parte de mi frustración sobre los incautos grumetes de nuestra banda.

Ya en tierra, todos nos dirigimos al punto de reunión sin parar apenas por el camino, salvo Dharkel, que ahora ostentaba el aspecto de nuestro jefe y una de sus armas, para conseguir algo de alcohol. Aunque en varias ocasiones estuve tentado de probar alguna apetitosa pieza de carne de los puestos, el ambiente frívolo y la calidad de la comida en los eventos organizados por Viktor tumbaron con sorprendente diligencia todos esos pensamientos.

"Yo no vuelvo a tocar su basura de comida. A saber qué le estarán echando a ese cerdo asado al fuego. Además, esto ni siquiera puede llamarse fiesta en condiciones. Si supieran cómo se las gastan los míos..."

Y llegó la hora del anfitrión. Frente a una fortaleza colosal incapaz de encajar con el entorno, y con su acostumbrado despliegue de dramatismo exagerado y teatralidad barata, nos explicó rápidamente la naturaleza de la próxima prueba. Completamente exasperado, no pude sino resoplar con todo mi desdén, sacar una de mis hachas para clavarla inmediatamente en el suelo, y rebuscar entre mis bolsas un trozo de carne seca con la otra mano para poder relajarme masticando algo.

Y suerte que lo hice, porque de otra manera tal vez habría usado mi arma para atacar al gañán pelirrojo conocido de Silver. En un alarde de voluntarioso afán artístico, se puso a confeccionar nuestras banderas sin preguntarnos a los demás. En cuanto nos dio a Dharkel y a mí la nuestra, me lamenté de haberle permitido perpetrar semejante atrocidad.

Masticando lentamente la cecina, procuré pensar en que aquello terminaría relativamente pronto, y con ello también mi sufrimiento. Pronto noté la presencia de mi compañero en esta prueba, cuyo comportamiento me indicaba su verdadera identidad a través de su disfraz más que su aura.

- Buena suerte. -Le respondí, con un leve deje de sarcasmo divertido.- Vas a tener mucha retaguardia que cubrir.

Y continué mascando mi carne con paciencia, mientras me preparaba para el evento aferrando el hacha clavada en el suelo. Aunque había muchos aspectos de Dharkel como guerrero que seguían sin convencerme, aquel hombre con aspecto de mendigo harapiento había conseguido ganarse mi aprecio, confianza y respeto a través de los viajes y las batallas vividas.

O algo así.
Resumen:
Viaje, reunión, estar de morros con todo y por todo, desembarcar, prestar "atención",
desear la muerte del artífice de las banderitas y charlar un poco con Dharkel.
avatar
Balagus
Pirata6-Lobo de los Siete Mares
Pirata6-Lobo de los Siete Mares

Mensajes : 193
Fecha de inscripción : 21/03/2015
Edad : 26
Localización : En mitad del lío

Hoja de personaje
Nivel:
56/150  (56/150)
Experiencia:
69460/790000  (69460/790000)
Berries: 26.505.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por William White el Mar 14 Nov 2017 - 23:55

Dos días cinco horas y treinta y cuatro segundos. Ese era el tiempo que había durado el viaje desde la parcialmente destrozada e incendiada Jaya. Fuera como fuera me había montado en el transporte que había proporcionado los hombres de Viktor, algunas caras conocidas viajaban hacia esta prometedora segunda fase, aunque las más importantes iban casi todas en sus propios navíos.

-Fuera como fuera no debía tarda mucho más en adquirir un barco- pensé para mis adentros terminando por admitir para mis adentros que mis días como polizón o pasajero debían acabar más pronto que tarde, comodidad frente a disponibilidad, un autentico dilema.

Independientemente, la siguiente prueba, según lo introducido por Víktor, tendríamos que guardar un objeto para nosotros y tratar de arrebatar al resto los suyos. Por fortuna parecía que volvía a tener cierta ventaja en este tipo de pruebas, después de todo era un ladrón, aunque evadir un combate directo sería un dolor de cabeza. Por fortuna no estaría solo, al parecer por la espada plateada podía escoger un compañero. Era una verdadera lástima que ninguno de mis compañeros de confianza estuviera disponible para la siguiente fase, por lo que decidí de buscar un compañero acordé a mis cualidades. No tardé en recibir recomendaciones de un hombre al cual apodaban el ladrón de las cuarenta y pico caras o algo así, fuera como fuera era un criminal con más de cien millones por su cabeza el cual había destacado en grandes robos a gran escala.

El aspecto del hombre era cuanto menos llamativo, el tío llevaba una media como pasamontañas y una máscara rosa encima, junto con el sostén y el tanga como única vestimenta no le hacía otra cosa que una persona de aspecto algo ridículo. Por lo menos podía garantizar que era un hombre ¿Por qué lo era?, ¿No?, ¿Sería un okama? Fuera como fuera no era una persona que diera mucha importancia a la apariencia física y como Zaphir era un hombre muy dado a la experimentación acabé aceptándolo como compañero.

Durante el viaje el hombre y yo no intercambiamos muchas palabras, principalmente por que el hombre parecía limitarse a afirmar y comunicarse por gestos. Lo cual en cierta parte lamenté, ya que me gustaría haber aprendido un poco más de su persona y su metodología de cara a mi futura y prominente carrera criminal.

Una vez llegado el lugar donde se produciría la segunda fase, advertí en el horizonte un castillo de piedra enorme, el cual desentonaba con el resto del lugar donde habían montado una especie de feria ambulante para curiosos público y demás parafernalia.

El festival fue interrumpido por otra de aquellas extravagantes apariciones del anfitrión. El hombre soltó un discurso explicando la segunda prueba, la cual se trataba de una especie de juego del pañuelo, aunque se desarrollaría en el interior de aquel castillo de nombre extravagante. Al parecer el objeto que actuarían como pañuelos no se trataba de otra cosa que una bandera. La verdad es que no sentía mucho apego a las banderas y mucho menos lo que representaban, ni país, ni organizaciones ni bandas… ciertamente no era una persona muy dada a seguir el orden.

Al parecer podíamos personalizarla como quisiéramos, así sin mucha dilación nos dirigimos a la carpa donde se nos proporcionó los medios necesarios. Allí yo y mi extraño compañero nos dispusimos a hacer la bandera, la cual quise hacer lo más pequeña que permitiera la organización. Si bien era cierto que los objetos pequeños eran fáciles de sustraer, el hacerlo pequeño presentía que nos sería útil en el interior de la fortaleza.

Lamentablemente, tenía el presentimiento de que aquellos hombres con los que tuve una charla en Jaya volverían a aparecer. ¿Sería mi compañero uno de ello? Lo dudaba, aun así, guardaría mi información para mí, al menos por el momento.

-Personalízala como quieras, el logo digo- indiqué a mi compañero, tal ve así se sentiría más intrigado o se dignase a hablar. En caso de que mostrase algún tipo de incapacidad o insistiera en que participará en el logo, simplemente empaparía mi mano en pintura blanca y plantaría la palma de mi mano en la bandera. Después de todo era un famoso.
Resumen:
Narrar viaje, narrar como escojo al compañero y divagaciones varias. Trato de hacer la bandera lo más pequeña que me permita la organización, dejo el logo de la misma a cargo del compañero y en caso de que este se niegue, plasmo mi mano bañada en pintura blanca en ella(como los de Hollywood)


Última edición por William White el Miér 15 Nov 2017 - 22:46, editado 1 vez (Razón : Corrección ortográfica: repeticiones...)
avatar
William White
Ciudadano
Ciudadano

Mensajes : 376
Fecha de inscripción : 04/10/2014

Hoja de personaje
Nivel:
24/150  (24/150)
Experiencia:
6210/320000  (6210/320000)
Berries: 10.000.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Ivan Markov el Miér 15 Nov 2017 - 11:26

Confiar en Syxel no había sido una decisión del todo lógica y racional. Como en otras ocasiones en el pasado había decidido confiar en su instinto, movido por la idea de que podría confiar en que el pirata estaría dispuesto a una relación de conveniencia. Y dada la suspicacia de su contramaestre, era una buena idea evitarse sustos más tarde y revelarle que era cazador, antes de que lo dedujeran de su "costumbre" de cortar cabezas. Hablando de eso, había tenido que poner en sal las que capturara en Jaya para que no empezaran a pudrirse y oler mal. No le apetecía ir apestando a muerto, además de que luego el olor se le pegaría a la capa. El viaje en el barco de Syxel fue... complejo. No le apetecía demasiado relacionarse con la tripulación; entre el pelirrojo que parecía que se hubiera sentado en un cactus, la pelirroja marimandona y las miradas de "amor" de Balagus prefería quedarse en el camarote estudiando. No tenía mucho mejor que hacer, además de que aún tenía mucho que profundizar en sus estudios antes de poder empezar con sus planes. Lo peor fue el hambre; allá a bordo no tenía nadie de quien alimentarse y aunque la comida humana aún le saciaba, la falta de sangre hacía que cada día fuese más largo y tortuoso que el anterior.

Llegar a Long Ring Long Land fue un alivio. Antes de llevar a cabo el plan que habían pactado se adelantó para aliviar su tormento y saciar su sed con algún incauto. Desplazándose entre las sombras y acechando a los participantes del festival, logró pillar desprevenido a un incauto mientras echaba una meada. Fue rápido y silencioso; un rápido movimiento de manos y el cuello del hombre se partió, permitiéndole acabar rápido y sin tener que lidiar con una víctima debatiéndose. Tras eso se escabulló rápidamente antes de que le sorprendieran con un cadáver entre manos y volvió al barco, donde adoptó la apariencia de Syxel. Aceptó sus ropas, pero en lugar de ponerse el sobretodo que le ofrecía el pirata, transformó su propio Manto de Sombras en uno igual al que llevaba este. La expresión de Balagus cuando les vio fue deliciosa y por un momento pensó en soltarle una pulla, pero no le pareció el mejor momento para comenzar una pelea. Ya tendrían ocasión para resolver sus diferencias tras todo aquello, si es que el semigigante sobrevivía.

- Vamos pues. Esto va a ser fácil - dijo, con la voz de Syxel.

Parecía que la alianza con el antiguo Supernova no había sido algo casual, pues se reunieron con él y Syxel parecía tener intención de mantener el pacto. De hecho fue Zane el que hizo las banderas, mostrando una habilidad manual digna de un perro tetraplégico con temblores. Lo que más le preocupaba es que le hubiera puesto dos gotas de sangre al dibujo, pero dado que no tenía ninguna pista para saber sus poderes supuso que debía ser fruto de una coincidencia... ¿o no lo era? Con un suspiro dobló la bandera y la metió en uno de los bolsillos interiores del Manto, esperando a que comenzara la prueba mientras se ajustaba la katana de kairoseki al cinto.

Spoiler:
Alimentarme, transformarme en Syxel e ir con el grupo, guardándome la "bandera" (si es que se puede llamar así a ese engendro) en el interior de la gabardina.

avatar
Ivan Markov
Cazador5-Mercenario famoso
Cazador5-Mercenario famoso

Mensajes : 455
Fecha de inscripción : 05/12/2016

Hoja de personaje
Nivel:
71/150  (71/150)
Experiencia:
89643/790000  (89643/790000)
Berries: 41.550

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Dexter Black el Miér 15 Nov 2017 - 17:15

Dexter estaba intrigado con Elrik. De pronto, tenía una especia de acento francés. Pese a que nadie sabía lo que era Francia, todo el mundo conocía las barajas francesas, el idioma gabacho y el queso. Y, por supuesto, había dos cosas que todo el mundo sabía sobre Francia, a pesar de que nadie la mentaba nunca salvo si hablaba del idioma: La primera, era su aversión a luchar. Si a Dexter le hubiesen preguntado, habría dicho que aquel tópico debía venir de una guerra contra gente del Este, que hablaba con cánticos atronadores y caóticos al tiempo que convertía gente en jabón, pero lo importante era lo segundo que todo el mundo sabía sobre Francia: No distinguían la "g" de la "j". ¿O tal vez sólo él se daba cuenta? Todos los demás parecían estar atendiendo a Viktor en lugar de replantearse todas aquellas cuestiones. Tal vez el hecho de estar participando sólo por las risas y no con un objetivo real lo hacía distraerse fácilmente en cuanto se topaba con cualquier detalle de insignificante magnitud. Pero por otro lado, tras "encuentra las espadas" iban a jugar a "atrapa la bandera". Qué divertido.

-Atiende bien, Rocket. Puede que podamos divertirnos- dijo, tratando de inspirar confianza al pequeño animal-. Además, podríamos sacar algo divertido de esto.

No le pasó desapercibido cada participante. Zane D. Kenshin, Syxel, Arribor Neus, Aki, el chico de queso... Había por ahí gente que parecía ser encantadora, como Nailah. Era la viva imagen de Dark D. Rose tras una de sus miles de operaciones de estética. No pudo evitar soltar una lágrima en honor de los viejos tiempos, cuando los veteranos de su generación aún estaban vivos: el infame Karl, el infame Derian, el infame Kirito, el infame Crimson, el infame... Mucha gente infame. Y además, también se había perdido gente que regalaba la vista, como el caso de la joven pirata. Jamás tendría la oportunidad de plantar bandera, y eso que Byakuro había dicho en su día que se trataba de una chica fácil. Y ahora estaba muerto. ¿Es que estaba condenado a que de la gente que conocía sólo sobreviviese Legim? Esto tenía que cambiar.

-¡Me pido hacer la bandera!

Dejó atrás a Rocket y se abalanzó sobre el puesto de "Diseña tu bandera". Estaba lleno de niños, así como de madres sobreprotectoras y padres en corrillo señalándolo y diciendo que en realidad no era tan duro.

-A ese me lo merendaba yo de un sopapo- alzó la voz uno, mirándolo-. Que los emperadores del mar hoy en día son unas nenas. Yo serví junto a Kirito, el más grande.

-Señor, señor- dijo un niño, tirándole de la chaqueta. En realidad era una ilusión de Dexter, pero él fingió que atendía a las telas. Había tantas variantes de negro que se sentía como si todo el simbolismo de su bandera pudiera perderse si no usaba azabache, que era justo el color que ya no quedaba-. Si Kirito era tan fuerte, ¿Por qué ahora está muerto?

El hombre se calló súbitamente, y él no escondió una sonrisa mientras cogía una tela de color negro carbón. La diferencia era muy sutil, pero suficiente para arruinar todo el conjunto. Qué se le iba a hacer. Empezó a dibujar lo primero que se le ocurría.

-Señor, ¿Está seguro de que quiere usar esa bandera?- preguntó el dependiente.

-He visto la de "Loh Polloh". Si esta competición se va a ganar por absurdo, no pienso quedarme atrás.

-Mierda, mierda- comenzó a decir, para terminar gritando-: ¡Plan B! ¡Repliega, repliega!

Observó cómo el tipo efectivamente se replegó. En su cabeza lo imaginó como un acorazado alemán, aunque no tenía claro qué era Alemania. No obstante, no iba a pensar otra vez en países imaginarios. Porque obviamente, Alemania no existía, ¿Verdad?

-Bien, Rocket. Te toca hacer la tuya. Espero que sea como mínimo tan genial como la mía. Ah, y no metas obscenidades, que he visto la bandera del enano entre dos tetas. ¡Ah! Y sólo Scarfguy puede ser la noche. Si vemos a Syxel, se lo recordaremos.

Y avanzó hacia la "magestuosa" fortaleza de juegos de niños.

Team Rocket Flag:
avatar
Dexter Black
Yonkou Dexter
Yonkou Dexter

Mensajes : 1114
Fecha de inscripción : 17/04/2014

Hoja de personaje
Nivel:
130/150  (130/150)
Experiencia:
463105/790000  (463105/790000)
Berries: 865.576.001

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Rocket Raccoon el Miér 15 Nov 2017 - 18:04

¿Qué clase de broma era aquella? El animal no había asistido a la reunión a la que habían invitado al capitán y al resto, pero había tenido la oportunidad de unirse a estos para la “segunda parte del juego”. Sí, un puñetero juego. Rocket estaba intrigado, pero algo indignado. ¿Qué clase de juego de guardería creía aquella gente que era el ser pirata? Sin embargo, supuso que no sería mala idea participar y estar con el capitán, pues la banda no buscaba un objetivo fijo. Tan solo divertirse. Y aquella libertad Rocket podría respetarla. Llevaba ambas armas cruzadas en la espalda, así como la enorme llave inglesa cruzada de por medio.

“Taller de Haz tu propia bandera… esta gente no tiene ni idea…” -repetía en sus pensamientos, una y otra vez.

Dexter fue corriendo, como si de un niño se tratase. El animal lo siguió lo más rápido que pudo y observó cómo hacía su bandera. Tenía mucha escritura que el animal no podía leer bien, pues en realidad nunca le habían enseñado a leer y lo poco que sabía era totalmente autodidacta. Y efectivamente, aquellas letras no podía leerlas. Aunque reconoció un par de caritas sonrientes y le hizo gracia.

--Bien, Rocket. Te toca hacer la tuya. Espero que sea como mínimo tan genial como la mía. Ah, y no metas obscenidades, que he visto la bandera del enano entre dos tetas. ¡Ah! Y sólo Scarfguy puede ser la noche. Si vemos a Syxel, se lo recordaremos -dijo el capitán.

El mapache asintió y empezó a trabajar. Tardó varios minutos y al final no quedaba ni rastro del negro original de la bandera y todo su cuerpo estaba manchado de los colores usados. Pero podía decir, que aquello que había hecho, era una obra de arte. Con todo el orgullo del mundo se la enseñó a Dexter.

-¡Mira mira! La cabeza representa a yo, porque es un animal. El cuerpo es tú, porque es un dragón… espera… me faltan las alas… Da igual, es un dragón. El monóculo es porque me hacía gracia y el sombrero porque me gusta ser elegante.

Resumen y bandera:

Seguir a Dexter, relleno, verle hacer la bandera, relleno, hacer la mia propia, relleno
Bandera:
avatar
Rocket Raccoon
Pirata5-Pirata famoso
Pirata5-Pirata famoso

Mensajes : 405
Fecha de inscripción : 19/03/2015
Edad : 24

Hoja de personaje
Nivel:
56/150  (56/150)
Experiencia:
61825/320000  (61825/320000)
Berries: 590.640.001

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por barbazul el Miér 15 Nov 2017 - 18:25

Tras el largo viaje en barco al fin habíamos llegado al archipiélago donde sería la siguiente fase del evento. No estaba muy seguro de como debíamos proceder en ese momento, dado que algunos habían conseguido espadas y otros no. Durante la fase de formación de grupos había tenido que ausentarme por unos retortijones en el estómago, por lo que no sabía que había pasado. Lo que sí que podía ver es que el animal parlante se nos había unido y que Deathstroke ahora tenía una mascota. Mis problemas estomacales siguieron durante el viaje en barco, por lo que no pude salir demasiado en lo que duró el mismo.

Al desembarcar, había preparadas diferentes actividades, puestos y restaurantes al aire libre. Aquello parecía ser toda una celebración, lo que me extraño muchísimo. ¿Se habría decidido al sucesor de Legim en mi ausencia y esta era su celebración? No, no había habido tiros, así que debía ser cosa de nuestro anfitrión antes de ponernos sobre aviso de lo siguiente que fuera a pasar. Aunque seguramente la gran estructura que estaba cerca de nosotros tuviera algo que ver. Tras un breve discurso, en el que efectivamente nos dice que vamos a tener que luchar dentro del gran coliseo preparado para la ocasión, también nos da las reglas del juego, capturar banderas.

Me acerco a las mesas de fabricación de las banderas para hacer una, esta mostraría un pingüino pirata con el típico fondo negro. Cerca de mí se encontraba Deathstroke, por lo que al terminar me acerqué hasta el, interceptándolo cuando parecía prepararse para ir hacía el coliseo a esperar la puerta que le tocase.

-Te parece si te acompaño, aún no dispongo de los dispositivos de comunicación con vosotros y siempre es bueno ir con alguien conocido en este tipo de eventos bélicos.

resumen:
hacer mi bandera
https://cdn.pixabay.com/photo/2013/07/13/13/40/penguin-161356_960_720.png
Ir hasta donde está Death para preguntarle si puedo acompañarlo

avatar
barbazul
Pirata2-Leva-anclas
Pirata2-Leva-anclas

Mensajes : 303
Fecha de inscripción : 17/02/2014
Edad : 30
Localización : salamanca

Hoja de personaje
Nivel:
67/150  (67/150)
Experiencia:
95630/790000  (95630/790000)
Berries: 38.243.436

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Invitado el Miér 15 Nov 2017 - 22:31

Después de haberle contestado amablemente a aquella chica que todo fue un error, el lobo blanco habló un poco con los enormes hombres de acero y después se largó de nuevo con su capitán. Si había logrado pasar a la siguiente fase iría con él aunque le jodiera aquella tontería. No había que buscar nada, ahora empezaban los golpes, por lo que todo estaba bien. Se rascó la cabeza y se dio cuenta de que su compañero estaba pintando una bandera, o si a aquello se le podía llamar pintar… Soltó un pequeño suspiro y después se cruzó de brazos. Miró fijamente lo que hacía el tío de la sangre y después de unos momentos echó un ojo a la inmensa fortaleza que había frente a sus ojos. Estaría bien reventarla de un puñetazo, pero por el momento eran considerados neutrales y no enemigos. Viktor no era tan mala gente después de todo.

Olisqueó un poco el ambiente, el olor a la brisa marina era algo que le gustaba muchísimo y por ello soltó un pequeño suspiro de gusto. El olor a gaviota, deliciosas con salsa de queso. Bueno, dejó de pensar en las comidas que solía hacer cuando se aburría y se quedó al lado de su capitán y colega. Mostró una sonrisa un poco cabrona y después de eso miró aquella “obra de arte” con algo de desgana.

- La bandera es genial, hay que admitirlo, espero que se note la ironía, Arri-chan. – Dijo con un tono algo infantil y abrazándole por detrás en plan juego. – ¡Hahahaha! ¡Te tengo! – Gritaba tratando de hacerle un masaje en la cabeza con el puño derecho a modo de juego sin hacer daño.

Le había hecho gracia lo poco que se había esforzado, pero eso era lo mejor de Arribor, que ambos se parecían en lo de hacer cosas rápido y a lo tonto. De hecho, se llevaba muy bien con su capitán y amigo, se conocían desde hacía demasiado tiempo ya. Sacó la lengua unos momentos y después miró fijamente hacia la isla en la que iban a tener que luchar.

- Estoy impaciente por luchar contra tipos fuertes.

Spoiler:
Jugar con Arribor y mirar hacia la isla.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por StaffOPD el Jue 16 Nov 2017 - 0:44

Tras unos minutos de comida, bebida, juegos, desenfreno, planes, más planes, conspiraciones paranoides y obras de arte, os dan la llamada para reuniros cada grupo en su respectiva puerta. Una azafata os escolta a cada grupo. Os dejan delante de enormes puertas de acero (Incluso los semi-gigantes pueden pasar sin problemas) las cuales se abren revelando el interior de la estructura.

Equipo Morsa Sangrienta:
Las puertas se abren revelando un interior más industrial de lo que parece por fuera. Plataformas,
escaleras, paneles, arcos y pilares de metal se pierden entre un sin fin de tuberías y válvulas de dudoso uso. Parece casi un laberinto con múltiples rutas que van al frente, arriba, abajo, a los lados e incluso en direcciones que ni sabíais que existían. Tened cuidado, de las juntas de algunas de ellas sale vapor a presión y otras supuran un líquido que no parece agua.

Equipo LoH PolLoH:
Las puertas se abren y dan a un pasillo muyyyyy largo, las paredes son lisas a excepción de la iluminación del techo. No se escucha nada ni se ve ni un alma en él.

Equipo The Naig:
Las puertas se abren y aparecéis en una sala bastante amplia, en la que hace bastante frío. Las paredes son metálicas y no está muy bien iluminada que digamos. Hay cosas colgadas por todas partes... bastante grandes. Cuando la vista se adapta a la luz veis que son trozos enormes de carne colgados de ganchos gigantescos. Lo suficiente para alimentar a un gigante durante meses.
Al fondo hay unas escaleras que suben a una plataforma que da a una puerta metálica. Los techos están plagados de estalactitas de hielo y no parecen muy estables. Andaos con ojo.

Equipo Chis-Fish:
Las puertas se abren dando lugar a una sala llena de engranajes, algunos pequeños, otros del tamaño de una casa, todos funcionando, todos girando al unísono con un ritmo hipnótico, casi musical. Una serie de plataformas metálicas se alzan entre este gigantesco mecanismo, moviéndose por el interior de la máquina. No sabéis hacia donde lleva, pero andaos con cuidado, cada cierto tiempo la distribución parece alterarse y algunos engranajes se mueven peligrosamente cerca de la pasarela.

Equipo OUYEA!:
Las puertas se abren para dar lugar a una sala bastante mas pequeña y simple de lo que esperabais con tres puertas en ella. En una pone "No da miedo" en la otra "Da miedo" y en una tercera "Da mucho miedo"

Equipo Hachaflauta:
Las puertas se abren para dar lugar a un pasillo bastante sencillo. Es largo pero se puede ver una sala al final. En esta hay una escalera de caracol rodeada por 15 puertas, sin contar con vuestra entrada. La escalera da a otro piso, pero desde abajo no veis que hay arriba.

Equipo Nostafags:
Las puertas se abren revelando un inmenso jardín botánico interno. Las plantas crecen hasta el punto de impedir que la luz (natural o artificial) llegue al suelo. No hace falta que os adentréis mucho para notar un olor bastante desagradable.
Si miráis más atentamente veréis que el suelo está medio empantanado con restos en descomposición. A lo mejor no es bueno quedarse mucho quieto en ese sitio.

Equipo Pollo en su Tinta:
Las puertas se abren para dar lugar a una inmensa sala camináis por una pasarela metálica que la cruza. Casi no podéis ver la profundidad que tiene la caída, pero tiene pinta de doler. A parte de eso hay un montón de contas transportadoras llevando de un sitio para otro lo que parecen bombas colgadas de ganchos. De vez en cuando algunas pasan muy cerca de la pasarela así que andaos con ojo.

El Team Rocket:
Las puertas se abren para dar lugar a... una sala oscura. No hay luz... ni nada. Me gustaría describir más pero es que no se ve na.

Equipo Willi-Pantsu:
Tras mucho deliberar tu compañero elije pegar a las banderas unas bragas rosas con un lacito bastante monas, justo en el mismo instante en que plasmabas tu mano pintada de blanco en ellas. Cuando lo hiciste la gente te miraba raro,
incluso en encargado del taller evitaba mirarte a los ojos.

A parte de eso llegáis sin problemas a la puerta designada, la cual se abre para revelar un desierto. Si, un desierto en un edificio. Hace bastante calor y es difícil caminar por las dunas. Pero al final de la sala hay unas escaleras que suben a una puerta. Puede que sea buena idea salir de ahí.

Equipo Sucubastard:
Las puertas se abren para dar lugar a una sala bastante amplia. De paredes y techo simples caunque de aspecto robusto. La plaga un pequeño bosque de pilares, seguramente de finalidad estructural. Tras caminar un poco podéis escuchar algo. Son una pareja de participantes. Parecen estar discutiendo, pero con el eco y la distancia no veis gran cosa.

Las puertas se cierran a vuestras espaldas una vez entráis.

- Ah... Em... Probando. ¿Se me escucha? - Resuena la voz de Viktor por todo el edificio. - Se me olvidó mencionaros que antes usábamos este edificio para cosas... cosas importantes y... bueno, parte del sistema de seguridad no fue quitado así que... eso. Cuidado con las trampas y divertíos.
avatar
StaffOPD

Mensajes : 733
Fecha de inscripción : 23/03/2014

Ver perfil de usuario http://staffopd42@gmail.com

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Invitado el Jue 16 Nov 2017 - 20:53

Los minutos siguientes a la finalización de la explicación de Viktor y la elaboración de banderas fueron bastante ajetreados. Era el momento de prepararse para el comienzo de la segunda fase y, según lo que había escuchado, estaba claro que aquello no iba a ser un simple paseo. Aunque bueno, no es como si la primera lo hubiera sido para él, ¿no? Por su parte, decidió coger algún que otro tentempié mientras aún pudiera. No sabía cuánto tiempo iban a tener que estar ahí dentro y, aunque estaba seguro de que no moriría de hambre, prefería saciar su apetito. «Total, no creo que esto vaya a durar todo un mes», se dijo a sí mismo mientras masticaba un trozo de ternera.

─ En general, no creo que los enfrentamientos nos resulten especialmente complicados -le decía a su compañera entre bocado y bocado-. No hay muchos equipos que puedan suponer un desafío a tener en cuenta, así que el procedimiento es simple: les zurramos un poco y nos quedamos con sus banderas -estaba diciendo lo obvio, lógicamente-. Sin embargo, sí que hay algún que otro elemento que puede suponer un problema y que podría retrasarnos... Así que el plan es el siguiente: yo me ocuparé de captar la mayor parte de la atención. Les mantendré entretenidos para darte una oportunidad. Deberás tratar de quitarles las banderas mientras se mantengan ocupados conmigo. Si puedes lograrlo sin que se den cuenta, bastará con que me hagas una señal para largarnos de allí. Haré creer que, simplemente, soy incapaz de derrotarles y desisto. De la huida me encargaré yo, así que puedes proponer tú la seña, si gustas -bostezó, algo somnoliento todavía pese al inicio del día, que había sido movido cuanto menos-. Y bueno... Si en el caso de toparnos con grupos molestos nos vemos incapaces de quitarles la bandera, nos limitaremos a destruirla. Nadie ha dicho que tengan que llegar todas al final.

Había mantenido un perfil bajo durante toda la conversación con la pelinaranja. De hecho, al hacerlo entre mordisco y mordisco, para cualquiera ajeno a la misma habría parecido que, simplemente, estaba masticando. Probablemente nadie salvo ella pudiera escuchar lo que decía, y así mejor. Confiaba en las capacidades de ocultación que había demostrado en el pasado, así que le sacarían partido a la combinación de sigilo y fuerza bruta que ambos componían.

Finalmente, tras discutir al respecto durante un breve lapso de tiempo, Viktor y sus subordinaros comenzaron a llamar a los participantes para dirigirlos a sus correspondientes entradas. Eran grandes como ellas solas, hechas probablemente para que cualquiera pudiera hacer uso de ellas, ya fuera humano, gyojin o semigigante. Berthil era incapaz de entender cómo un edificio así había sido ignorado durante tantos años por la Marina, el gobierno y todos los bucaneros del mar. ¿Quizá eran capaces de verlo porque el señor del bajo mundo así lo quería? ¿Poseería mecanismos para ocultarse bajo tierra o algo similar? Y, más importante aún, ¿para qué narices la habría estado utilizando antes de convertirla en el escenario de esa prueba? Dudaba que la hubiera edificado expresamente para ello... Aunque recursos tenía, sin duda.
En el momento en que el enorme portón comenzó a abrirse, fue el primero del equipo en adentrarse. El lugar con el que se toparon era algo completamente distinto a lo que se había imaginado. Parecía alguna especie de jardín botánico, aunque se encontraba en un claro estado de descomposición. El olor era ciertamente desagradable, así que se limitó a cubrirse con el cuello de la chaqueta para inhalar la menor cantidad posible del mismo. Echó un rápido vistazo a su alrededor, tratando de identificar las plantas que allí se encontrasen, identificando así algún posible peligro de la naturaleza.

─ Será asqueroso, pero cuanto antes crucemos esto mejor -comentó, ladeando la cabeza para mirar a su compañera, antes de encabezar la marcha. El suelo estaba empantanado, lo cual resultaba ciertamente desagradable. Iban a acabar echos un asco... Y entonces resonó la voz de su anfitrión a través de los altavoces-. Genial, sorpresas de última hora.

Activó su haki de observación. Sabía que no podría detectar presencias si se trataba de máquinas y protecciones automatizadas pero, teniendo en cuenta los recursos de los que disponía Viktor, nada le aseguraba que no pudiera emplear... "Defensas vivas" para proteger el lugar. Mejor prevenir que curar, como quien dice.

Resumen:
Comentar la estrategia con Mura y esperar a que nos llamen. Adentrarme en el pantanoso escenario y activar el mantra tras la advertencia de Viktor por si hubiera "defensas vivas". Intentar avanzar por el empantanado lugar para pasar de largo cuanto antes.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Luka Rooney el Vie 17 Nov 2017 - 8:59

No pude evitar mirar a Marc tras las palabras de Viktor. Tendríamos una particular fiesta antes del evento, lo cual no sabía si era para divertirnos, para hacernos reponer fuerzas, o si por el contrario lo que querían de nosotros era que bajásemos la guardia.

Habíamos estado comiendo y bebiendo durante todo el trayecto en el barco, por lo que no hice gran caso al tentempié que había preparado el excéntrico enmascarado. Salvo a un par de botellas de agua que introduje en la mochila.

Nos dejaron unos minutos en total libertad, tiempo que la gente no dudó en usar para alimentarse, quizá en exceso, aunque yo ya estaba servido, por lo que me dediqué a observar cómo se iba desenvolviendo todo.

- Suerte en la prueba, chicos -comenté sonriendo a Zane y Therax, mis valerosos compañeros-. Marc, nos indican por allí.

Señalé hacia una de las puertas, donde tuvimos que aguardar a que todo el mundo estuviera listo y, de repente, se abrió. La puerta era de unas notables dimensiones, incluso Marc cabía sin problemas, algo que sin duda se agradecía, al fin y al cabo, no me hubiera gustado entrar allí solo.

Cuando pasaron unos segundos allí dentro, activé mi mantra para cerciorarme de que éramos las únicas presencias en la sala.

-Fijate, Marc. Parece un reloj desde dentro, con tanto engranaje. ¿Te imaginas que pasaría si lo paramos? Quizá… Quizá jodamos a algún participante en concreto. O puede que a nosotros mismos - Esbocé con una sonrisa pícara, como si de un niño ante una posible trastada se tratase-. ¿Qué hacemos?

Si al gigante le interesara parar la maquinaria, no dudaría en buscar el engranaje principal, o, de no haberlo, me fijaría durante un rato para cerciorarme de cuál sería el que más tiempo estuviera en movimiento y como consecuencia, lo pararía, afectando así al resto de maquinaria.

De lo contrario, seguiríamos lentamente, teniendo en cuenta la peligrosidad a cada paso, ya que los engranajes cada vez estaban más cerca de la pasarela y parecían alterarse con el tiempo.

En cualquier caso, me fijaría si los engranajes se alteraban aleatoriamente o seguían algún patrón. Y, en cualquiera de las dos opciones, descendería a la aventura.

- ¿No te parece que este lugar simboliza el mundo? -comenté a la par que le miraba- Si te fijas, hay engranajes pequeños y grandes, pero todos tienen la misma importancia. Si uno para, el resto también -pausé señalando ambos tipos de mecanismos-, además, ahí están los que se alteran, que podrían simbolizar a la gente que va por libre. A los piratas -finalicé con una amplia sonrisa-

Resumen:

Entrar a la sala y preguntarle a Marc que pasaría si rompemos algún engranaje y proseguir el camino

avatar
Luka Rooney
Pirata5-Pirata famoso
Pirata5-Pirata famoso

Mensajes : 277
Fecha de inscripción : 23/06/2017

Hoja de personaje
Nivel:
55/150  (55/150)
Experiencia:
58315/790000  (58315/790000)
Berries: 31.000.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Akane D. Murasaki el Vie 17 Nov 2017 - 10:38

Los minutos que les quedaron para prepararse fueron cuanto menos ajetreados. Las personas iban de un lugar a otro. Algunos, como su compañero se encontraban saciando su hambre con todo lo que había dejado preparado su anfitrión mientras otros además bebían lo más que podían antes de comenzar la "captura". Sin embargo, y por raro que pareciese, Mura no iba a probar bocado. Esto fue por dos simples razones: No quería arriesgarse a que su anfitrión hubiera puesto algo en la comida y prefería no arriesgarse a que se le revolviera el estómago mientras peleaba (además de que ya habia saciado su apetito lo justo en el barco).

Durante el rato que estuvo caminando junto a Berthil, se limitó a escuchar su plan que consistía en aprovechar sus habilidades para desaparecer de la vista de la gente mientras el distraía a sus rivales. Por raro que pareciese no tenía queja alguna al respecto. Al contrario. Después de no haber sido capaz de ayudar durante el combate del moreno contra Arribor, el que le diera un "papel importante" en la estrategia le había dado ánimos renovados. -Esperemos que tú plan de huida no falle.- Murmuró la chica, mientras ataba a su cuello otra tela, similar a la que se había convertido en su bandera, solo que completamente negra. Ya que no le dijeron nada durante la creación de banderas, había decidido coger mas de una tela y esa le había sobrado tras un par de intentos fallidos. No hubo mucho más que discutir. La seña que había escogido Mura era sencilla y fácil de ver. Con su aura, haría una figura similar a una flecha sobre su cabeza. No debería costar mucho divisarla pero nadie miraría hacia arriba en medio de una pelea contra Aka, así que llamaba menos la atención que un gesto con la mano o algo por el estilo. Solucionado eso, solo quedaba una cosa que pudiera preocupar a Mura.

-Tú solo intenta controlar tus impulsos.- Sabía perfectamente que no era quien para regañar a una persona por ser impulsiva, pero en ese momento tenía una buena razón para decirlo. Al fin y al cabo, si se encontraban con alguien como "el sincorazón" estaba segura de que destruir su bandera sería lo que menos preocupase a su escamado compañero. Y en un espacio cerrado... Aquello no acabaría bien, eso seguro.

La conversación finalizó poco antes de que les llamaran para alistarse, cada grupo frente a una puerta diferente, de gran envergadura, tanto que hacía pensar que tal vez un combate aéreo, por ejemplo, no fuese tan imposible dentro de aquel lugar. Mura miró notoriamente asombrada la entrada durante unos segundos antes de que se abriera, momento en que su fino olfato de puma notase un desagradable aroma a podrido (proveniente del interior) que hizo que su estómago se revolviese. La pelinaranja agradeció y mucho no haber comido nada antes de ir pues lo hubiera echado todo fuera en ese instante. "Luego que si me quejo de tus habilidades". Comentó en sus adentros, como si reprochase a Kouga algo que, obviamente, no era su culpa. Sabiendo que no le quedaba otra más que avanzar, se puso su pañuelo negro en la cara, tapándose así la nariz y la boca, antes de seguir a Aka que ya se había adentrado en el lugar. O eso pretendía hacer hasta que escuchó el sonido que hacían los pies del dragón al hundirse en el limo que cubría el suelo. Este le habló entonces, volviéndose para mirarla.

-Ya, ya lo sé...- Contestó no muy convencida la felina. "Me niego a pisar esto". Dijo en su cabeza mientras bajo su pañuelo dibujaba una mueca de asco. Y, efectivamente, no iba a pisarlo. Bajo sus pies, comenzó a generar hilos de energía, los cuales cubrieron sus botas y generaron además una fina plataforma sobre la que poder pisar, evitando así aquella cosa. Si se manchaba luego tendría que aguantar ese olor durante el resto de la prueba y se negaba con mayúsculas. Hecho esto, no tardó mucho en ponerse a la altura de Berthil, aunque ahora ella parecía más alta gracias a sus hilos. Mientras avanzaba, también pensó en que... Si eso se estaba descomponiendo, lo que tenían sobre la cabeza bien podía venirse abajo en cualquier momento... Y los comentarios dichos por Víctor mediante el megáfono no ayudaban tampoco. -Voy a hacer algo para evitar... Accidentes inesperados.- comentó, justo antes de que gran cantidad de hilos de enregía saliesen desde sus brazos hacia arriba y se entrelazaran en una malla que cubriese sus cabeza en un área que se iría moviendo con ellos. Esta se encontraba imbuida en haki, para que si se les caía algo encima no les lastimara y se iba moviendo según avanzaban ellos. -Por cierto, ¿quieres subir?- Preguntó con un leve deje burlón mientras ampliaba su plataforma.

Spoiler:
hablar con Aka planeando que hacer. Tardar en adentrarse en la sala por lo mal que huele, al hacerlo, usar sus hilos para crear una superficie sobre la que pisar en vez del limo, usar estos también para crear una "barrera" sobre sus cabezas, por si se les cae algo encima, pero con huecos (como una red) para no quedarse sin demasiada luz. Empezar a avanzar.

____________________________________________
distant memories:



Always left behind
avatar
Akane D. Murasaki
Pirata6-Lobo de los Siete Mares
Pirata6-Lobo de los Siete Mares

Mensajes : 864
Fecha de inscripción : 08/02/2015
Edad : 20

Hoja de personaje
Nivel:
77/150  (77/150)
Experiencia:
95995/790000  (95995/790000)
Berries: 65.065.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Marc Kiedis el Vie 17 Nov 2017 - 11:33

Durante el aperitivo que Viktor había preparado para antes de la fiesta, Marc comió un par de hamburguesas para asegurarse de coger fuerzas para toda la prueba. Aunque desde luego, la comida no iba a ser un problema, pues si a él o a Luka les entraba hambre siempre podía crear un trozo de queso para que se alimentaran.

Cuando les dijeron a qué puerta debíamos dirigirnos, el grandullón deseó suerte al resto del grupo antes de marcharse junto al gyojin. Al cruzarla, llegaron a un lugar verdaderamente extraño. Había una especie de pasarela compuesta por plataformas de metal cuya distribución iba cambiando, modificando así el recorrido del camino que formaban. Además, por todas partes había una serie de engranajes de distintos tamaños, girando sin parar. Luka propuso tratar de pararlos, a lo que Marc respondió:

- Me parece bien, pero propongo que primero exploremos un poco la zona para averiguar algo, y después echaré queso a medio fundir entre dos de los engranajes más grandes que veamos. Tal vez así logremos pararlos.

Después de aquello, el gyojin comenzó a filosofar sobre las semejanzas entre aquella sala y el mundo. A Marc no le interesaban demasiado pensamientos tan complejos, la verdad, pero había algo que sí le producía una gran curiosidad, y así se lo expresó a su compañero:

- ¿Tú crees que el movimiento de las plataformas sobre las que pisamos seguirá algún patrón concreto? Tal vez deberíamos comprobarlo. ¿Qué opinas?

Si a Luka le parecía bien, Marc se fijaría en dichos movimientos, y trataría de darse cuenta de posibles patrones en ellos. Dudaba muchísimo que se desplazaran de forma caótica, así que debía de haber alguno.

Resumen:
- Comer dos hamburguesas y desear suerte al resto.
- Entrar con Luka por nuestra puerta.
- Una vez hubiéramos explorado un poco, tratar de parar dos de los engranajes más grandes que hubiera echando queso semifundido entre ellos.
- Sugerir analizar los movimientos de las plataformas del suelo para tratar de hallar un patrón.
avatar
Marc Kiedis
Pirata2-Leva-anclas
Pirata2-Leva-anclas

Mensajes : 102
Fecha de inscripción : 12/09/2017

Hoja de personaje
Nivel:
25/150  (25/150)
Experiencia:
7095/790000  (7095/790000)
Berries: 0

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Ivan Markov el Vie 17 Nov 2017 - 14:29

Todo aquello era jodidamente excesivo y pomposo. Parecía la clase de evento grandilocuente que hubiese organizado el tarado de su padre, excepto por la falta de cadáveres y música tétrica. Una lástima, porque al menos le hubiese quitado ese ambiente festivo a todo el asunto y hubiese dejado de parecer alguna clase de extraño concurso. Las puertas comenzaron a abrirse con una lentitud exhasperante, dejando pasar una brisa helada que le causó un escalofrío. "¿A qué puta temperatura está el interior?" Conteniendo un nuevo temblor, entrecerró los ojos con una horrible sospecha en la mente. Si hacía tanto frío como esperaba, era posible que fuese a necesitar entrar en forma completa, pero aquello sería estropear el plan para hacerse pasar por el bueno de Silver. Un Syxel de ojos dorados y con colmillos no sería una imitación muy creíble. Tal vez la forma híbrida pudiera dar el pego si no abría mucho la boca... las puertas terminaron de abrirse mostrando exactamente lo que no deseaba ver. "Completado el requisito de los cadáveres" pensó con una sonrisa sarcástica al ver en la penumbra las enormes figuras, que por los ganchos dedujo que era carne "sólo falta la música tétrica." Contuvo las ganas de sacar su violín y ponerse a tocar él mismo y entró en la estancia acompañado de su aliado, cuando las puertas se cerraron de golpe y una voz comenzó a sonar por megafonía. Maldito Viktor... ¿y les avisaba ahora?

- En fin, no me esperaba que fuese a ser fácil - comentó mientras observaba la estancia con desconfianza - Será mejor no tocar nada. Sígueme y haz lo que yo.

Respiró hondo, cosa de la que se arrepintió al momento. El frío aire le quemó los pulmones, provocándole una tos. Definitivamente iba a necesitarlo... su piel palideció ligeramente y sus colmillos se alargaron. Se embozó bien la capucha para ocultar los cambios lo máximo posible, aliviado al sentir cómo la helada temperatura pasaba de ser una tortura constante a una ligera incomodidad. Centrándose en sus sentidos olfateó el ambiente y prestó atención a lo que escuchaba, en buscar de algún posible peligro. Activó también su haki de observación buscando presencias y se concentró en mantenerlo por si recibían algún ataque. Su vista también se agudizó un poco por la transformación, permitiéndole ver en la tenue luz como si estuvieran a plena luz del día. En cierto modo aquel ambiente le beneficiaba, pues estaban ocultos de la luz del sol. Parecía que la puerta de la plataforma era la única salida, pero probablemente estaría guardada de alguna manera. Se la señaló a Syxel.

- Allá vamos. Ándate con ojo y atento tanto al techo como a tu entorno.

De repente su cuerpo se separó del suelo y se elevó algo más de medio metro en el aire. Comenzó a desplazarse sin moverse, con cautela y desconfianza. Se dirigiría a la plataforma levitando y buscaría la forma de abrir la puerta antes de tocar nada. Frunció el ceño, convencido de que había alguna clase de trampa. Si al menos pudiera crear algún zombie para que las recibiera por ellos... espera, eso era, Syxel poseía su mismo poder. Se giró hacia él y dijo:

- Deberíamos convocar a un esbirro que abra la puerta. No queremos desgastarnos con trampas.

Se aseguraría de imitar sus gestos con un deje teatral y sobreactuado, ligeramente burlesco. En parte por si alguien les observaba, en parte por meterse con él. Más bien lo segundo, dado que salvo que hubiese un enemigo colocado por Viktor, no tenían nada que temer. Los otros equipos estaban aún entrando por sus respectivas puertas.

resumen:
- Tiemblo de frío y desvaríos varios
- Entro en forma híbrida para aguantar mejor la temperatura.
- Me dirijo levitando a la plataforma sin tocar nada, con el haki de observación activo.
- Le propongo a Syxel abrir la puerta con una invocación.
avatar
Ivan Markov
Cazador5-Mercenario famoso
Cazador5-Mercenario famoso

Mensajes : 455
Fecha de inscripción : 05/12/2016

Hoja de personaje
Nivel:
71/150  (71/150)
Experiencia:
89643/790000  (89643/790000)
Berries: 41.550

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Reunión pirata] No todos son aptos

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 10. 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.