Cuenta Atrás

El skin, las tablillas y el diseño del foro pertenecen exclusivamente al staff del mismo, fue creado por Brianna Byrne y agradecemos a Yuu por su ayuda a la hora de editar algunas de las imágenes como son la portada, avatares de nuevos usuarios y la imagen de las estadísticas para integrarlas en el foro. Dichas imágenes no nos pertenecen, por lo que damos sus créditos a sus respectivos creadores, Sakimichan, Wlop y algunos otros cuyos nombres no conocemos.

Rogamos encarecidamente que no copien nuestro contenido, es más divertido cuando cada uno crea lo que quiere con sus propios medios.
CRÉDITOS
Tan flipao que pelea el covid a puñetazos
Salvador de yayos, siempre tan importante para nosotros, siempre tan dispuesto para ellos
El pobre lo intentó, pero no le dejaron, aún era pronto para él
GRACIAS POR TODO
ULTIMOS TEMAS
¿Sabías que?
NUESTRO STAFF
Mr. Nat - Admin
Katharina - Admin
Therax - Admin
Brianna - Mod
Hazel - Mod
Deathstroke - Mod
Arthur - Mod
William - Mod
Oppenheimer - Mod
SI NECESITAS AYUDA, CONTACTANOS
AWARDS

La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna]

 :: ZONA ROL :: Grand Line :: El paraiso :: Alta mar

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mensaje por Alexandra Holmes Jue 20 Ago 2020 - 15:45

Oculta entre los muelles de uno de los muchos puertos del Grand Line se encontraba una pirata buscada por el Gobierno Mundial. Estaba entre los callejones que dejaban los locales y casas más cercanas al puerto, desde donde podía ver todos los barcos que entraban y salían pero desde donde podía pasar desapercibida para el ojo común.

Sí, puedes venir tranquila, no me ha reconocido nadie. Tendrás que hacerme alguna señal, estoy escondida —hablaba al Den Den Mushi que sostenía con una mano. Tras despedirse colgó, poniendo fin así a una conversación que había durado ya bastantes minutos.

Normalmente no le importaba que la reconocieran o no, pero la mujer con la que estaba hablando prefería mantener un perfil lo más bajo posible y le costaba trabajo decirle que no, así que la científica de Katharina se puso por encima de sus ropas habituales una túnica sencilla con una capucha que ocultaba su rostro casi totalmente.

Aparte de la túnica, había otro detalle inusual en Alexandra, y es que la mujer cargaba con un maletín en una mano y con una maleta bastante grande en la otra mano. El contenido de ambas cosas era el motivo principal de su encuentro con Brianna, una de ellas, la más grande, tenía una cola de lagarto bastante bien refrigerada que pensaba implantarse con su ayuda. Y el maletín más pequeño contenía el equipo necesario para poner a punto, preparar y aplicar las mejoras biológicas que había diseñado.

Además de esto, había otros motivos para querer ver a Byrne, como despedirse formalmente. Había pensado hacerlo al final de la condenada carrera, pero la emboscada le había quitado demasiado tiempo y ganas. Después había ido de aquí para allá y... bueno, la semana de entrenamiento con Sif había terminado de agotarla. Por suerte todo había salido bien y ahora solo faltaba el último paso para dar comienzo a su nueva vida, para eso necesitaba a Brianna. Por último, quería pedirle su parte de las ganancias de la carrera, así como la botella que le prometió guardar antes de que todo se convirtiera en un caos.

Estaba nerviosa, ansiosa casi. Se movía de un lado para otro sin parar, esperando impacientemente a que Brianna llegara a por ella. No solo quería verla por los "negocios" que tenían pendientes, también quería saber qué tal le había ido desde que se separaron y como ahora mismo la propia Alexandra estaba "fuera" ganando experiencia pues... no estaría mal verla antes de volver con la tripulación. Probablemente haría rehabilitación después de la operación y volvería enseguida con el resto.

Se moría de ganas de estrenar la forma que tantos meses había pasado diseñando en secreto y que ahora estaba a una inyección y operación de distancia. Pronto llegaría el momento de despedirse de su humanidad.
Alexandra Holmes
Mensajes :
185

Fecha de inscripción :
29/02/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm64/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (64/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm62652/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (62652/1000000)
Berries: 20.000.000
Ver perfil de usuario

Canalla incondicional
Alexandra Holmes

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Brianna Byrne Miér 26 Ago 2020 - 17:06

Estaba más que emocionada, no podía negarlo. Hacía tiempo que no sabía nada de Xandra, desde que la carrera había terminado y teniendo en cuenta todo lo que había sucedido con ellos hasta aquel momento seguro que tendrían mucho que contarse. Tan solo esperaba que Ivan estuviera bien. Se imaginaba que la ruptura entre ambos era algo que en la banda se sabía. Aunque probablemente no conocían los motivos que la habían motivado a ella a tomar aquella decisión. Tras verse como pirata y peor aún, después de que el gobierno mundial fuera a sonsacarle información de la banda ofreciéndole tratos decidió que era mejor alejarse del vampiro.

No quería que por su culpa alguno pudiera salir herido, de alguna manera, esa era su forma de protegerlos. Aunque le dolía, ella sabía cuanto le dolía alejarse del vampiro. Amaba a Ivan y eso era algo que cualquiera que la conociera y los hubiera visto juntos lo sabría. Brianna no volvería a sentir jamás algo parecido a lo que había sentido con él y por desgracia en aquel momento lo mejor para ambos era estar separados. ¿Cuanto tiempo? Puede que par el resto de sus vidas. No era algo que pudiera controlar ella misma.

Se quito esos pensamientos de la cabeza como pudo y entonces fue en busca de Xandra. Cuando llego al punto acordado con su barco completamente renovado tras la carrera para que nadie pudiera identificarlo le hizo una señal a su antigua compañera de banda. Asegurándose de que estaba completamente sola le abrió una puerta que la conduciría al barco directamente. Una vez allí haría desaparecer las dos puertas y pondría rumbo a un lugar bastante más alejado de la costa para impedir que pudieran verlas juntas o cualquier otro problema derivado de los ojos curiosos y cotillas de los transeúntes.

— Me alegro mucho de verte Xandra — le dedico una dulce sonrisa, una de esas genuinas y cariñosas sonrisas que podía dar aquella mujer. Se acerco a ella y le dio un abrazo, se imaginaba que vendría a por su botella y a por su parte del dinero, pero también le había mencionado que tenía un favor que pedirle y bueno, no podía negarse sabiendo que no le pediría nada que pudiera ponerla en peligro. Una de las cosas que más le agradecía a la científica es que siempre había cuidado de ella y de sus intereses y ese era uno de los motivos por los que la ayudaría en todo lo que quisiera y cuanto le fuera posible.
Brianna Byrne
Mensajes :
378

Fecha de inscripción :
26/01/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm65/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (65/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm84054/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (84054/1000000)
Berries: 91.800.000
Ver perfil de usuario

Ciudadano
Brianna Byrne

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alexandra Holmes Jue 27 Ago 2020 - 13:59

Esperaba pacientemente hasta que de la nada apareció una puerta que se le hizo tremendamente conocida: el poder de Brianna. No se lo pensó y atravesó la puerta, apareciendo así en el barco de Byrne. Parpadeó un poco, sin poder reconocer el navío a primera vista. Ah, claro, seguramente le habría hecho renovaciones para que no pudieran relacionarla con el grupo de la carrera. Por si acaso no se quitó aún la capucha, es más, se metió en el interior hasta que estuvieran en un lugar más apartado.

Cuando Brianna saludó es que ya podía ser ella misma. Alexandra dejó primero las maletas en el suelo del barco, se quitó la capucha y la capa-túnica, dejándola a un lado. Así, dejaría ver tanto su rostro como su ropa, que consistía en un pantalón corto verde y una camisa blanca que no tenía ni mangas ni espalda.

Yo también me alegro de verte, Bri —le devolvió la sonrisa y el abrazo, aunque ella apretó un poco más, regalándole uno de los famosos abrazos de oso controlados que apretaban con el poder del amor lo justo y necesario para no hacerle daño.
Le has hecho un buen lavado de cara al barco —dijo después de soltarla —. No tuviste problemas para salir de Sabaody, ¿verdad? hiciste bien en irte, no solo para evitar la lengua de Ino, nada más irte todo se convirtió en un caos, no sé ni cómo funcionó toda la mierda que nos inventamos para salir sin llamar demasiado la atención —continuó. Ya lo habían comentado poco antes de la entrega de premios de la carrera, pero si hubiera decidido quedarse... no habría habido manera de evitar una recompensa. Incluso habiendo tenido un papel bastante pasivo y utilizando disfraces, ella misma se había ganado un Wanted que cualquiera consideraría astronómico para ser una primera recompensa —. Perdona por tardar tanto, quería esperar a que las cosas se calmaran un poco y además tenía que preparar muchas cosas —señaló los maletines, uno de ellos bastante más grande que los otros.

¿Cómo lo llevas? —preguntó, esperando que supiera a qué se refería. Era cierto que ella no era la persona más apropiada para dar consejos amorosos por su historial, pero por lo menos quería saber qué tal estaba. Al vampiro no le había preguntado aún porque no quería meterse y porque no tenía tanta confianza con él —y porque aún no se había reunido con ellos—, pero no era el mismo caso con Brianna.

Creo que ya sabes parte de lo que quiero, pero ese favor que te dije es que necesito que me operes. Son al menos dos operaciones, en las dos tendrás que tocar hueso y nervios, en una de ellas tendrás que tocar la columna y médula. Tengo los detalles y todo lo que necesitas en esos maletines —comentó. La misma cola, los interruptores que accionarían sus futuras hojas de hueso, varios documentos detallando la posición exacta en la que debían ir y cómo estaban conectados a ciertos nervios.
Y bueno, creo que eres la única a quien puedo confiarle mi cuerpo anestesiado, ahora que me buscan y que la mitad de los piratas me odian no puedo recurrir a casi nadie —dijo, agachando ligeramente la cabeza.

No solo es que fuera una mujer buscada, es que no podía recurrir ni a doctores piratas porque los había puesto de vuelta y media en su discurso de victoria. Sus recursos eran mínimos ahora mismo, Brianna era su única esperanza.
Alexandra Holmes
Mensajes :
185

Fecha de inscripción :
29/02/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm64/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (64/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm62652/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (62652/1000000)
Berries: 20.000.000
Ver perfil de usuario

Canalla incondicional
Alexandra Holmes

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Brianna Byrne Mar 1 Sep 2020 - 16:38

Realmente hacía tiempo que no veía a Xandra y se alegraba de verla bien aunque no pudo evitar reírse un poco mas fuerte cuando ella le dio uno de esos abrazos suyos. Realmente era una de las personas a las que más echaba de menos de aquella tripulación, sin contar con Ivan por supuesto. Después de todo él era el hombre al que amaba y no podía evitar acordarse de él cada segundo que pasaba en soledad. — Tuve que cambiar el barco mientras sucedía todo lo de Sabaody, no quería que los marines pudieran identificar el barco como el ganador de la carrera así que bueno, lo camuflamos — sonrió levemente recordando como entre Yasei, las carpinteras y ella habían logrado todo aquello.

— Tras camuflar el barco y camuflarnos a nosotras mismas los marines nos dejaron pasar sin más, no tuvieron inconveniente alguno así que no tuvimos problemas, me alegra saber que vosotros también lograsteis escapar sin problemas —  negó con la cabeza ante su disculpa, comprendía que había estado ocupada, ella misma lo había estado y teniendo en cuenta la vida que tenían era normal que se ocultasen y que no quisieran estar frente a nadie que pudiera reconocerlos o mejor dicho, buscarles problemas. En el momento en que pregunto por como estaba ella suspiro con algo de pena agachando la cabeza, no estaba bien, claro que no.

— Le echo mucho de menos, se que la separación es por el bien de ambos, no quiero que el cp o los marines puedan usarme para hacerle daño pero, no es fácil. Solo espero que Ivan este bien — tampoco quería seguir hablando demasiado sobre ese tema. No lo estaba llevando bien y aunque había decidido que tenía que seguir adelante no podía evitar sentirse sola en ocasiones o sentir que nunca iba a volver a tener algo así con nadie. Igual que tampoco quería encontrar a nadie que pudiera suplir el hueco que había dejado el vampiro en su corazón. Él era el único para ella y en aquel momento aunque lo habían dejado por el bien de ambos, se moría por volver a su lado.

Miro a Xandra y le tendió una taza de café mientras se sentaba frente a ella en la cocina con una taza de chocolate caliente — será mejor dejar este tema y centrarnos en lo que necesitas — al escuchar el favor que quería pedirle Brianna la miro un poco sorprendida y algo confusa. ¿Una operación? No sabía si le había ocurrido algo para necesitar una operación pero por un momento realmente se preocupo. — ¿Una operación? ¿te pasa algo? — esperaba que le contase un poco más de lo que quería. De lo contrario Brianna no tendría idea de lo que tenía que hacer y si tenía que prepararse para una cosa o para otra. Aunque si tenía que tocar médula y nervios la cosa pintaba desde luego bastante complicada.
Brianna Byrne
Mensajes :
378

Fecha de inscripción :
26/01/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm65/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (65/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm84054/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (84054/1000000)
Berries: 91.800.000
Ver perfil de usuario

Ciudadano
Brianna Byrne

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alexandra Holmes Jue 3 Sep 2020 - 14:17

Como no había piratas dispuestos a ayudarnos por lo que dije tuvimos que robar uniformes marine, disfrazarnos, secuestrar un barco pirata y fingir que íbamos a una base a entregarlos para saltarnos el bloqueo. Fue más divertido de lo que imaginaba. Y tengo más recompensa que el niño salvaje, que tampoco está mal —contestó. Por supuesto, se alegraba de que hubiera podido escapar sin problemas y sin repercusiones negativas para ella. Ya habían hablado en Sabaody de su salida de la tripulación y entendía que lo que menos le interesaba era tener un cartel en todo el mundo.

Soltó un suspiro al escucharla. Conociendo su trasfondo y la influencia de quien la buscaba no dudaba que uno de los posibles movimientos del gobierno fuera aprovechar ese trasfondo para chantajearla.
Está bien, pero ya sabes mi den den si necesitas hablar, solo asegúrate de encontrar antes alguna manera de codificar la señal —dijo. Dado su historial en temas amorosos no quería meterse mucho, la veía afectada y no pensaba que fuera apropiarlo darle ninguna opinión, es más, solo le salían consejos para poder comunicarse sin demasiado peligro.

No me pasa nada, pero... —aún sentada, se inclinó y estiró los brazos para agarrar uno de los maletines, el más grande de todos. Se quedó en silencio unos segundos más, pensativa —. Estoy pensando cómo decirlo sin parecer más loca de lo que debes creer —esperó unos segundos más. Nada, a la mierda, no le iba la sutileza, se le daba demasiado mal. Se lo explicaría directamente.

Estuve en la nave de Sif hace poco, el chaval de los rayos —dijo —. Dijo que quería ayudarme a mejorar con la electricidad así que le tomé la palabra. Durante ese tiempo me di cuenta de que mi cuerpo no estaba preparado para todo lo que quería hacer, así que durante los trayectos de ida y vuelta me dediqué a perfeccionar el suero para modificar mis factores linaje, mis genes —explicó, ahora moviéndose para llegar hasta los otros maletines que tenía preparados —El camino para llegar a mi objetivo de ser la cima de la naturaleza pasa por la transformación, tengo que abandonar mi "yo" totalmente humano si quiero arreglar los errores de nuestra evolución —dijo, sonriendo ligeramente.

En el suelo abrió el maletín más grande, contenía una bolsa enorme con muchísimo hielo y, dentro, a plena vista, lo que a todas luces era una cola de reptil seccionada con un fragmento grande de esqueleto del animal original, no quiso quedarse corta porque no sabía exactamente cuánto necesitaría. Acto seguido abrió los otros que eran más pequeños. Uno tenía únicamente la "pistola" con la que se inyectaría el vial que contenía todos los cambios en sus factores linaje, toda una operación de sobreescritura biológica para arreglar los más que evidentes errores de millones de años de evolución. El segundo tenía varios elementos de aspecto más electrónico, como interruptores, así como la pila de documentos sobre sus modificaciones, entre los cuales se encontraban las instrucciones de cirugía.

Brianna, quiero que seas tú quien realice el injerto de esa cola ahora, y quien instale esos interruptores y toque mis huesos cuando haya acabado mi transformación. Sé que lo harás estupendamente bien.

Esperó unos segundos a su reacción.

Si no lo haces tú terminaré encontrando a otra persona, pero... me siento más segura en tus manos.
Alexandra Holmes
Mensajes :
185

Fecha de inscripción :
29/02/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm64/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (64/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm62652/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (62652/1000000)
Berries: 20.000.000
Ver perfil de usuario

Canalla incondicional
Alexandra Holmes

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Brianna Byrne Mar 8 Sep 2020 - 17:47

Nunca imaginó que Xandra la llamaría para que le pusiera una cola de lagarto. ¿Realmente era lo que quería? Bueno, siempre había sabido que su compañera de banda quería arreglar los fallos que tenía la raza humana tras sus años de evolución o al menos es lo que ella siempre decía, pero de eso a ponerse una cola de lagarto había un paso gigante. Le preocupaba que su cuerpo pudiera rechazar el injerto, después de todo seguía siendo un cuerpo extraño y si tras ponérselo le daba problemas la cosa podría ponerse realmente fea. La miro un poco preocupada y luego volvió a mirar la cola entre todo ese hielo.

— ¿Estás segura? ¿y si el injerto te causa rechazo? no me gustaría que te diera problemas una vez puesto, podría ser muy peligroso para ti — aunque entendía que si había perfeccionado un suero que cambiaría sus genes seguramente eso haría que la cola se adaptara con mayor facilidad al cuerpo de la mujer. Aún así no estaba del todo segura de que algo así pudiera funcionar, pero ella era la científica y si era algo que ella deseaba con tanta pasión, Brianna no tenía las fuerzas suficiente como para negarse a una petición directa de aquella forma.

— Esta bien, prefiero ponértela yo a que acabes en manos de algún doctor chiflado, pero habrá que prepararse bien — dejo salir un largo suspiro mientras se adentraban un poco más en el barco de la chica hasta terminar en el quirófano. No es que fuera una maravilla pero estaba lo suficientemente equipado como para poder realizar operaciones de aquel calibre. — Habrá que sedarte a base de bien si voy a tocar columna y espero que sepas lo que haces — la regaño un poquito por sus locas ideas. Si había algo que Brianna odiaba era hacerle daño a las personas que quería y Xandra siempre había sido alguien muy querido para ella.

Tras eso revisó los dos maletines, el de la pistola y el de la cola. Se fijo bien en la cantidad de hueso que tenía y en las terminaciones nerviosas del mismo, después pensó en la mejor forma de unirla al cuerpo de la pirata y de conseguir que la piel de ambas partes se unificase para evitar rechazos o contradicciones. Tal vez si usaban la modificación de genes antes de ponerle la cola la cosa fuera más sencilla. — Supongo que deberíamos cambiar tus genes primero antes de ponerte la cola, de lo contrario el efecto del rechazo podría ser abrumador — una vez que su cuerpo comenzase a cambiar debido a la inyección sería momento de unir la cola y volverla completamente funcional.
Brianna Byrne
Mensajes :
378

Fecha de inscripción :
26/01/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm65/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (65/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm84054/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (84054/1000000)
Berries: 91.800.000
Ver perfil de usuario

Ciudadano
Brianna Byrne

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alexandra Holmes Vie 11 Sep 2020 - 9:51

Aw, la preocupación de la morena siempre era adorable. Entendía sus dudas pero no tenía que preocuparse. Sobre si sabía lo que hacía... en su campo siempre había una parte de ciencia, otra parte de fé y una de pura suerte. Estaba totalmente segura de la parte de ciencia, y después de lo de Raijin estaba totalmente segura de la parte de fé, era la porción de suerte la que sí podía llegar a preocuparla. Cualquier cosa podía salir mal, y muchísimas de esas cosas que podían ir mal no estaban bajo su control.
Saldrá bien —dijo mientras la acompañaba hasta el quirófano que tenía montado en el barco. Una vez allí se quitó la "camiseta", por llamarlo de alguna manera, que cubría su torso. No sabía cómo se transformaría su cuerpo exactamente, y prefería no perder las prendas por ahí.

Por supuesto. Mi código linaje ahora mismo no es lo bastante fuerte como para soportar un injerto no-humano. Igual dificulta un poco la operación de los brazos pero mejor eso que morirme antes de acabar —dijo, dándole la razón a Brianna. El rechazo sería letal y prefería hacer algunos procesos más difíciles a cambio de la supervivencia.

Se acercó al maletín de la pistola inyectora y la preparó con el vial. Procedió entonces a apartarse el pelo con una mano mientras que manejaba la pistola con la otra, situando la punta de la jeringa en el cuello. Por suerte su trabajo de sastre la había hecho bastante resistente a los pinchazos, de forma que casi ni notó cuando perforó su propia piel. Pasaron un par de segundos pero, por el momento, fue incapaz de apretar el gatillo. Su mano temblaba y decidió hacer otra cosa antes.

Apartó el artefacto médico de su cuello y volvió a acercarse a la mujer que la atendería. Le volvió a dar un abrazo, pero esta vez fue solo con un brazo y apenas apretó, solo agarró algo fuerte de la ropa. Necesitaba calmarse un poco.

Perdona, me ha entrado miedo de repente —murmuró, alejándose unos pasos de Brianna.
¿Y si sus cálculos estaban mal? ¿Y si había tirado los últimos veinte años de su vida? ¿y si había matado para nada? ¿en qué se convertiría si su derramamiento de sangre había sido totalmente en vano? Volvió a mirar la pistola inyectora cargada con el vial. Agitó la cabeza. No, no tenía sentido dudar.
No. Puedo hacerlo y saldrá bien —murmuró para sí misma —. No puedo viajar con esos dos si no puedo soportar un rayo un día y una transformación genética al día siguiente —continuó. No, ella podía. Era Alexandra Holmes, la prodigio en bioingeniería humana.

Se armó de valor, volvió a clavarse la pistola en el cuello, asegurándose de encajar una vena, y apretó el gatillo, descargando en su organismo el vial que decidiría su nueva forma.

Dio unos de pasos atrás, alejándose de la doctora unos tres metros y algo por si acaso. Durante el primer minuto no notó nada, pero en cuanto su cuerpo comenzó a asimilar los cambios en su código... empezó la transformación.

Lo primero fue el cambio más sencillo: la pigmentación de su cuerpo. Su piel comenzó a tornarse rosada y notó que su cuerpo ardía, probablemente por los cambios en su metabolismo o quizá por la modificación de sus huesos. Fuera como fuera el dolor la obligó a doblarse, escondiendo su rostro de Brianna. Gruñó, se quejó, gimió, todo mientras su figura se distorsionaba en tiempo real. El crujir de sus huesos al ajustarse se hizo audible y, al contrario que en cualquier persona, el crujido era más metálico que orgánico. Sus orejas crecieron y se afilaron como las de los elfos, su pelo castaño perdió su color, tornándose de un blanco que combinaba bastante bien con su nueva piel.

En total pasaron unos cinco minutos hasta que dejó de cambiar. Se quedó en silencio unos segundos más, respirando hondo, recuperándose del esfuerzo físico y mental que le había supuesto el cambio tan drástico.

... Haha... HaHaAhahAHhAhaha —empezó a reir, eufórica. Su euforia era tal que perdió el control momentáneamente sobre sus elementos, liberándolos todos de golpe. Sus pies liberaban escarcha que cubrió parcialmente el suelo bajo ella, sus brazos se encendieron en un tenue fuego, y su cuerpo al completo liberaba tanta electricidad que cualquiera pensaría que era una usuaria de alguna Paramecia.

Yo tenía... yo tenía razón, sabía que mi trabajo no era una basura como decían esos hijos de puta —dijo, recuperando el control y haciendo que fuego, hielo y rayo desaparecieran. Alzó el rostro para ver a su acompañante, quien podría ver ahora tanto la nueva dentadura de Xandra que ahora incluía colmillos como sus ojos, negros y rojos —. Aún deberías poder ponerme la cola, mis huesos ahora son algo distintos pero no creo que se hayan fortalecido tanto como para ser inoperables —no había pensado en que a lo mejor se dificultaba demasiado el proceso... pero seguían siendo hueso, incluso si eran tan densos como el acero, no debería tener problemas.

Cuando quieras, luego nos tomamos algo donde quieras, por ahora no me reconocerán en ningún lado.
Alexandra Holmes
Mensajes :
185

Fecha de inscripción :
29/02/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm64/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (64/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm62652/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (62652/1000000)
Berries: 20.000.000
Ver perfil de usuario

Canalla incondicional
Alexandra Holmes

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Brianna Byrne Lun 14 Sep 2020 - 16:19

Aquello era realmente fascinante, Xandra había logrado hacer que su cuerpo cambiase de una forma impresionante. Una vez que la transformación hubo terminado y aunque a Brianna casi le da un ataque por la preocupación de ver como se iba retorciendo y se iba produciendo aquel cambio, estaba completamente impresionada. Se acerco un poco a ella para revisar su piel, cogió uno de sus brazos, lo palpo comenzó a ver la tonalidad rosa que había tomado su piel, después le miro el pelo que ahora era blanco, sus ojos y los dientes. Desde luego había cambiado por completo, aquella mujer ya no era la científica que ella había conocido, al menos no físicamente hablando claro.

— Esto es, realmente fascinante Xandra, es una locura también, pero una locura maravillosa — no podía evitar que aquello le pareciese tremendamente interesante, en algún momento le tendría que preguntar como había conseguido aquellos cambios y de donde sacaba el valor para hacer aquella locura. La había visto dudar por un momento la primera vez que quiso pincharse, pero allí estaba, se había transformado ella misma metafórica y literalmente hablando. Asintió a sus palabras, puede que ahora fuera un poco mas complicado llevar a cabo la operación pero era mejor asegurarse de que su cuerpo no sufriera un rechazo cuando se la pusiera.

Después de todo iban a tocar zonas muy sensible del cuerpo humano. — Bien, pues tienes que quedarte completamente desnuda y ponerte boca abajo en la camilla, iré preparando la anestesia — dejó que Xandra se preparase mientras ella misma lo hacía. Se cambió de ropa para estar completamente limpia y esterilizada, se limpio se puso los guantes y preparo la anestesia. Una vez que su antigua compañera de banda se coloco sobre la camilla el coloco la anestesia — cuenta hasta diez en voz alta — eso le daría la señal de que se había quedado dormida, al menos hasta que dejase de contar, una vez dejase de contar comenzaría la operación.

Era una locura, lo había pensado y dicho más de una vez, pero por dios, es que era una autentica locura. Aún así una vez que la mujer se quedo dormida comenzó la operación, era delicada por lo que tenía que tener muchísimo cuidado. Abrir, preparar la zona donde iría anexionada la cola, unir nervios, hueso, venas, vasos capilares, era una operación realmente complicada y por muy buena cirujana que fuera Brianna con sus años de experiencia no era sencillo. Por lo que tardó aproximadamente entre cinco a seis horas en tener la cola bien anexionada y preparada, además de que trabajaba sola así que tampoco es que pudiera agilizar procesos.

Una vez terminó desinfecto y le puso un gotero con todo cuanto pudiera necesitar tras la operación además de vendar aquella zona y prepararla para que no se moviera demasiado hasta que la herida empezase a cerrar. Tras eso se fue a duchar y cambiar y a ponerse ropa limpia para quedarse al lado de la mujer esperando que todo saliera bien. No iba a dejarla sola hasta que la recuperación se llevara de forma correcta, pero lo más importante ahora mismo era que despertase y le dijese como se sentía, seguramente como si le hubiese pasado un camión por encima pero bueno, era lo normal después de algo así.
Brianna Byrne
Mensajes :
378

Fecha de inscripción :
26/01/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm65/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (65/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm84054/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (84054/1000000)
Berries: 91.800.000
Ver perfil de usuario

Ciudadano
Brianna Byrne

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alexandra Holmes Dom 20 Sep 2020 - 10:38

¡No estoy loca, me hicieron pruebas! —respondió, aunque no se acordaba bien de cuándo se las hicieron exactamente. Por supuesto, dejó que su acompañante palpara lo que quisiera, entendía su curiosidad y no tenía problema en hacer una excepción con Brianna en cuanto a saciar dicha curiosidad —. Aunque la próxima vez programaré un cambio algo menos brusco, me pudo la ansiedad —continuó, dejando caer que tenía control, al menos hasta cierto punto, de cuánto tardarían en tener efecto sus cambios biológicos.

Asintió y se preparó, quedándose sin nada y tumbándose boca abajo en la camilla.

¿Sabes? Es la primera vez que acabo así tan pronto —dijo —. Es decir, normalmente estoy unas semanas encima, marcando territorio —se rió un poco antes de hacer caso a su cirujana. No llegó hasta diez, la anestesia acabó haciendo efecto antes. A partir de ahí no fue consciente de nada hasta que el sedante dejó de hacer efecto.

Se despertó —más o menos— un par de horas tras la operación. Primero levantó la cabeza y miró a su alrededor, tratando de acordarse de qué había pasado.

...

...

Ah, sí, la operación. Movió el cuerpo para poder sentarse sobre la camilla. Uf... no estaba tan jodida desde aquel puñetero rayo. Se notaba algo agarrotada por haber estado tumbada tantísimo rato, así que movió el cuello de forma algo brusca, así como sus brazos. Los crujidos de hueso no tardaron mucho en hacerse oir, estaba como si le hubiera pasado por encima un algo, un algo como el padre del lagarto que tuvo que cargarse para conseguir la cola.

Y hablando de eso, ¿y la cola? descubrió donde estaba porque, sin tener todavía mucho control sobre ésta, se dio un golpe en la cara sin querer con ella. Como si se tratara de un perrete se mordió la cola y, extrañamente, era como si se mordisqueara un brazo.

Anda... ya no es de lagarto. Mi linaje debe haber sobreescrito el de lagarto para evitar el rechazo. Es como mordisquearme el brazo —dijo mientras se mordisqueaba la cola, tenía la misma textura y sensación. Probablemente su cuerpo decidió que lo más óptimo era transformar la musculatura y estructura de reptil desconocida en algo que pudiese manejar bien. La cola tenía un aspecto distinto al que tenía cuando llegó, ahora era del mismo color rosado y prácticamente se había "fundido" con el resto de su cuerpo, sin que hubiera nada que indicara que era algo que antes no estaba ahí. Había perdido eso, pero a cambio la cola había ganado la flexibilidad de una extremidad humana, no estaba nada mal.

No me habrás puesto más culo, ¿verdad? Me costó mucho sudor y sangre dejármelo así —preguntó, bromeando, mientras se levantaba de la camilla. Aún quedaba una segunda operación para lo de sus brazos, pero era mejor si las dos descansaban un poco antes.

No, en serio, ¿no le había puesto nada más, no?
Alexandra Holmes
Mensajes :
185

Fecha de inscripción :
29/02/2020


Hoja de personaje
Nivel:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm64/150La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (64/150)
Experiencia:
La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 3qaWnZm62652/1000000La mujer que abrió la Caja de Pandora [Priv. Alexandra y Brianna] 9h2PZk8  (62652/1000000)
Berries: 20.000.000
Ver perfil de usuario

Canalla incondicional
Alexandra Holmes

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 :: ZONA ROL :: Grand Line :: El paraiso :: Alta mar

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.