Próxima ronda fugaz

El skin, las tablillas y el diseño del foro pertenecen exclusivamente al staff del mismo, fue creado por Brianna Byrne y agradecemos a Yuu por su ayuda a la hora de editar algunas de las imágenes como son la portada, avatares de nuevos usuarios y la imagen de las estadísticas para integrarlas en el foro. Dichas imágenes no nos pertenecen, por lo que damos sus créditos a sus respectivos creadores, Sakimichan, Wlop y algunos otros cuyos nombres no conocemos.

Rogamos encarecidamente que no copien nuestro contenido, es más divertido cuando cada uno crea lo que quiere con sus propios medios.
CRÉDITOS
ULTIMOS TEMAS
¿Sabías que?
NUESTRO STAFF
Mr. Nat - Admin
Katharina - Admin
Therax - Admin
Brianna - Mod
Hazel - Mod
Deathstroke - Mod
Arthur - Mod
William - Mod
Oppenheimer - Mod
SI NECESITAS AYUDA, CONTACTANOS
AWARDS

Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4]

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Lun 17 Mayo 2021 - 8:25

Vale, estaba acorralado. Al haberme echado tanto hacia atrás con el objetivo de evadir a mi enemigo no pude ver que estaba dando contra uno de los muchos árboles del camino. En uno de estos intentos por echarme hacia atrás tropecé con una de las ramas de un árbol haciendo que perdiera la oportunidad de evadirme y recibiendo un latigazo en todo el pecho.

Un gran gruñido salió de mi boca al recibir aquel golpe que logró romper mi ropa y cortar mi pecho, y si eso no fuera suficiente no recibí una descarga si no dos. Tenía los músculos ya cansados de tanto chispazo, y creía que si seguía así no aguantaría mucho más, realmente era diestra con el látigo.

Me quedé arrinconado y Kallista no dudó en volver a lanzar otra de sus acometidas, esta vez en horizontal contra mi. Pensaba que no podría evitar semejante golpe, pero entonces recordaba que tenía algo que si bien me podía ayudar con el golpe, no me libraría de la descarga. Pero vamos, ya me estaba empezando a acostumbrar a recibir esa corriente en mi cuerpo, pero no me gustaba como era obvio. Así que vi que el tajo venía de forma horizontal hacia la altura mi estómago. Entonces concentré mi energía en el torso, sacando mi haki de armadura y "endureciendo" el torso para que el golpe no me hiciera daño. Si bien mi haki me evitaría el golpe no lo haría de la descarga que a continuación volví a sufrir, haciendo que cayera al suelo sobre una rodilla.

Por unos segundos miré mis heridas antes de levantar la mirada hacia Kallista. Era hora de contratacar, porque mucho no iba a aguantar así. Así que me fui incorporando y le dije:

-Me toca.

Rápidamente extendí mis manos hacia adelante sacando gran cantidad de hilos casi transparentes de ellas. Estos hilos se lanzaron para agarrar antebrazos, muñecas, muslos y torso, como si fueran cuerdas, con el objetivo de inmovilizarla y que no pudiera moverse ella y mucho menos su látigo. Los hilos eran resistentes y casi no se podían ver al ojo.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Lun 17 Mayo 2021 - 19:53

En el momento en que lanzas los hilos, ves una expresión de sorpresa y pánico en el rostro de Kallista. Parece que ella sí que puede ver los hilos. Intenta echarse hacia atrás y apartarse, la ves intentar apartarse del ataque y te das cuenta por sus movimientos de que igual no ve totalmente bien tu poder. Tus hilos logran apresar su brazo y pierna derechas haciéndole soltar el látigo, a lo que Kallista trata de liberarse desesperadamente, hundiéndoselos en la carne. Un poco de sangre empieza a brotar de las heridas y gotear al suelo. Los hilos que le atan empiezan a volverse ligeramente visibles por la sangre que los moja.

- ¡¿Qué es esto?! ¡Suéltame, desgraciado! ¡Guardias! ¡GUARDIAS!

Intenta retroceder tirando con el peso de su cuerpo, pero las ataduras solo se cierran más en torno a sus extremidades. Notas que eres bastante más fuerte que ella, aunque tus músculos están muy agarrotados y entumecidos por las constantes descargas eléctricas. La notas desesperada, como un animal arrinconado. Mete la mano dentro de su traje y saca un pequeño aparato que parece una pistola de aspecto extraño con un botellín en vez de cargador.

- ¡VETE AL INFIERNO, CABRONAZO!

En el momento en que aprieta el gatillo, una llamarada pequeña pero intensa y veloz sale desde el aparato, ahora revelado como un lanzallamas en miniatura. Notas que desprende bastante calor. Si no haces algo, probablemente quedes achicharrado.
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Lun 17 Mayo 2021 - 20:56

Increíble había funcionado. Había logrado agarrarla a pesar del daño que ella me había producido. Mis hilos no sólo lograron agarrarla, sino que ella ante el desconocimiento de lo que estos hacían comenzó a forcejear con ellos, haciendo que los hilos se ciñeran a su carne y haciendo que empezara a sangrar levemente. Bien, almenos había logrado que parara de hacer cosas con su látigo, puesto que ahora su principal arma, que supiera, estaba fuera de juego.

Admito que siempre me hizo gracia cuando un criminal decía "Detente" o "Suéltame". Oh si claro ahora voy a parar o soltarte porque TÚ me lo digas. Bueno, al menos tenía a Kallista donde quería...hasta que sacó aquel puñetero lanzallamas de bolsillo.

La muy cabrona a pesar de que estaba poco más que cercenándose los miembros, si seguía tirando, trató de lanzar aquella llamarada contra mi. Yo como era obvio no pude evitar ese ataque. Podía usar mi haki, pero eso no me impedía el recibir daño. Estaba furioso, muy cansado ya de todo y sin pensármelo dos veces vi como aquella pequeña llamarada me impactaba. Lancé un gran grito mientras notaba como la carne se me chamuscaba y las fuerzas mermaban.

Pero no solté mis hilos, sino con la mirada clavada en ella, y con toda la furia que me quedaba le grité a la cara.

-¡Voy a ir al infierno por necio!- dije antes de dar un potente tirón con mi mano tirando de los hilos que agarraban a Kallista hacia mi. Con un gran grito, todavía producido por las llamas que me quemaban imbuí mi puño libre en haki de armadura, y con los ojos clavados en Kallista, acompañado de un grito de ira procuré darle un puñetazo en toda la cara nada más estuviera a mi alcance. Le daría con toda mi fuerza, con el objetivo de dejarla inconsciente, y con suerte finalizar así la contienda.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Mar 18 Mayo 2021 - 2:44

La agonía que experimentas cuando el combustible ardiendo se pega a tu piel es tan horrible que sientes que vas a enloquecer de dolor. El olor a tu piel y carne quemadas llegan a tu nariz, mareándote. Sin embargo atraviesas el infierno de llamas del arma y llegas hasta Kallista, movido más por tu fuerza de voluntad y tu tira que por tu cuerpo. Entre las descargas, las heridas y ahora las llamas estás hecho un trapo. No puedes verte a ti mismo, pero probablemente estés en muy mal estado. Si pretendías pillarla por sorpresa, lo has logrado: alcanzas a ver, con tu visión algo borrosa, a tu enemiga frente a ti con una expresión de terror en el rostro. Tu puño golpea la cabeza de la criminal con tan fuerza que la derribas y le dejas una pequeña brecha sangrante en la cabeza. No vuelve a moverse salvo por un par de espasmos. Kallista ya es tuya.

Sin embargo tienes problemas más serios. Tu ropa sigue ardiendo. Probablemente quieras intentar arrancártela, rodar por el suelo o algo similar. En cualquier caso recuerda: ahora mismo estás moviéndote por pura fuerza de voluntad, pero atravesar el fuego ha sido un acto temerario y casi suicida. Estás realmente lastimado y cuando se te baje la adrenalina probablemente apenas podrás moverte. En cualquier caso, mientras lidias con tu fuego como quiera que lo hagas, una persona saldrá de entre los árboles. Es un hombre adulto ya entrado en años, de pelo canoso y con bastón. No distingues bien sus rasgos porque sigues con la vista borrosa, pero crees que no te suena en absoluto. Cuando empieza a hablar, su voz tampoco te suena.

- Veo que has derrotado a la jefa. Esto es... curioso e inesperado. ¿Por qué ahora? ¿Por qué tú? - se frota la barbilla - Dime, ¿por qué nos atacas? Teníamos un trato y una relación de negocios que podría haber sido fructífera. ¿Qué te ha llevado a traicionarnos

Te observa con curiosidad, como evaluándote, y espera a que respondas. Entonces tuerce la boca en una sonrisa y chaquea los dedos.

- ¡Ya lo tengo! El Gobierno estaba a punto de pillarte y decidiste cubrir tus huellas, ¿no es así? Eso puedo entenderlo y respetarlo. No temas, no tengo nada contra ti. Soy un hombre de negocios, y tu acción me ha beneficiado. Si Kallista desaparece, yo seré el jefe - el hombre sonríe - Dime, Khâmul. ¿Estás dispuesto a hacer un trato? Entregas o matas a Kallista, lo que más te beneficie. Así limpiarás tu nombre. A cambio de librarme de este... problema, me encargaré de que seas curado de estas... inesperadas lesiones de trabajo. Y tras eso podremos iniciar una relación de negocios que podría resultar muy beneficiosa para ambos. Por supuesto, si te niegas o creo que me la quieres jugar, tendré que matarte. Nada personal, simplemente no sería bueno para los negocios dejarte vivo en ese caso.

PD: Si contestas diciendo que estabas cubriendo tus huellas, será el mismo diálogo pero a partir de "eso puedo entenderlo y respetarlo". Si le dices otra cosa, dirá el diálogo entero.
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Mar 18 Mayo 2021 - 15:10

Lo había logrado....LO HABÍA LOGRADO POR TODOS LOS DIOSES. Mi euforia se vio nublada en le mismo momento en que no paraba de gritar y retorcerme por el dolor provocado por aquellas quemaduras. Todavía estaba ardiendo y podía oler el olor la carne quemada  mientras me arrancaba la ropa que ardía y la tiraba al suelo. Yo no tardé mucho en caer de rodillas, tratando de rebozarme cual croqueta sin demasiadas fuerzas, al menos para calmar el dolor. No lo logré demasiado, ya que la tierras y las pequeñas piedrecitas del suelo, en contacto con la piel parecían más cuchillas que un bálsamos que pudiera apagar aquel fuego y concluir con mi dolor.

Quedé boca arriba mirando al cielo, hasta que torcí un poco la cabeza para ver como mi enemiga estaba inconsciente tendida en el suelo con una pequeña brecha en la cabeza. No pude evitar sonreír levemente mientras miraba al cielo, esperando, no sé, a poder levantarme en algún momento.

Entonces escuché una voz desconocida, pero resultó ser un viejo que ansiaba ocupar el trono de Kallista. Mierda...Así que torcí la cara para velo con detalle mientras trataba de respirar y aguantar el dolor. Cuando escuché sus palabras  traté de responderle a sus dos últimas preguntas, pero no tuve aliento para responderle, pero si para mirarle con una cara seria y una mirada tajante, mostrando la impotencia de no haber podido hacer más. Pero al final logré sacar fuerzas para responderle a todo.

-Porque era necesario, o mi vergüenza sería mayor- dije a su primera pregunta- Porque solo yo puedo arreglar lo que he roto, es lo correcto-concluí antes de mirarle-  ¿Porqué os ataco?...a veces, la corrupción del alma es más vergonzosa que la del cuerpo...sabe, siempre he temido que mis pecados volvieran a visitarme.. y el precio ha sido más de lo que puedo soportar...pero no más, ya no.

Entonces lanzó aquella propuesta que provocó que mirara al cielo por unos segundos mientras la escuchaba, y cuando me dijo si aceptaba su propuesta no pude evitar desviar la mirada hacia la derecha. Allí estaban, los cadáveres de mis compañeros, los cuales habían muerto por nada y hasta a los que hace poco miraba con desdén y odio. Ahora los veía con otros ojos. El precio a pagar era muy alto, y mis pecados, si bien propios, habían venido a cobrarse venganza. Solo había conseguido muerte y destrucción y todo por limpiar mi nombre. Había traicionado a aquellos a los que juré defender, había traicionado mis principios y ello solo me ha llevado a la decepción y al asco. Así que tras unos segundos volví a mirar al anciano y le respondí con el tono más grave que tenía, a la par de tajante.

-No.-y repetiría en caso de que el viejo dijera "¿Que has dicho?"- He dicho que no.

No, no volvería a caer en el mismo pozo por segunda vez. Alto había sido el precio en el pasado y no estaba dispuesto a volver a caer en la oscuridad de la traición y la corrupción. Debía ser fiel a mi mismo, incluso a las puertas de la muerte. Pues si moría, lo haría con la conciencia tranquila, pero nadie podría decir que había apuñalado al gobierno otra vez. Finalmente y mostrando ira en mi rostro le dije:

-No soy como vosotros- dije tajante- Haz lo que tengas que hacer.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Miér 19 Mayo 2021 - 22:53

El dolor que sientes es muy intenso. Aunque al revolcarte por el suelo has apagado la mayor parte de las llamas, muchas pequeñas piedras se han clavado en tu carne expuesta y quemada, y en algunos lados la llama sigue encendida y se consume lentamente sobre tu cuerpo, causando bastante daño antes de extinguirse. Estás en un muy mal momento. Si no estuvieses tan herido, aún tendrías energías para defenderte. Sin embargo estás en muy mal momento. Atravesar ese ataque te ha dejado en tan mal estado que no puedes evitar recordar cómo quedaste tras tu accidente, antes de ser encerrado en el traje. El anciano suspira decepcionado y niega con la cabeza.

- Una lástima. Tenía la esperanza de que aceptases. Oh bueno, estas cosas pasan.

Se encoge de hombros y te mira con frialdad. Saca con tranquilidad una pistola y se pone a cargarla. Si tan solo tuviesen fuerza podrías intentar atrapársela con hilos o atacarle... pero ni siquiera eres capaz de levantarte. Tras acabar, con toda la calma del mundo, te apoya el pie en el pecho y apunta con la pistola a tu cabeza.

- Entonces, está decidido. ¿Últimas palabras?

Parece que tienes un último momento. Este es un momento clave en tu vida. Tu decisión aquí podría determinarlo todo. ¿Morirás como un héroe y mártir, redimiéndote, o decidirás tomar la opción del cobarde y sobrevivir con una mancha más en tu orgullo? O, como otros preferirían decirlo, ¿quieres tirar tu vida o aferrarte a ella? Hay muchas maneras de considerarlo, muchas opiniones, y tal vez no haya una respuesta correcta más que aquella con la que vayas a estar en paz. Decide y hazlo rápido, porque no parece que tu verdugo tenga mucha paciencia.
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Miér 19 Mayo 2021 - 23:14

Los recuerdos eran inevitables, pues el olor a carne quemada me recordaba a aquel fatídico día, en aquella fatídica batalla naval. Aquella metralla explotando contra mi y mis compañeros matando a todos menos a mi, y tras eso, todo se volvía oscuro. No podía moverme prácticamente, y ahora comenzaba a pensar que debía haber esquivado esa llama. Pero no pude hacerlo ya que deseaba acabar con Kallista, y de no haberlo hecho así seguramente el que estaría muerto soy yo...bueno como ahora prácticamente.

El anciano apoyó su pie contra mi pecho, echando yo un pequeño quejido debido al contacto de la suela de su zapato con mi pecho quemado. Pero en lo único que podía pensar ahora mismo era en su pregunta. ¿Unas últimas palabras? ¿De verdad todo iba a acabar ahi?. Por ir de digno iba a someterme a la propia muerte, y pro primera vez en mi vida, me daba igual. No iba a volver a caer en el mismo pozo de nuevo, aunque ello implicara que muriera, pues estaba cansado, y no sería un títere a manos de nadie, nunca más. Podía aguantar lo que hice, pero no tenía pensado irme al otro barrio como un corrupto, jamás.

Tenía miedo, claro que lo tenía. Iba a morir por todos los dioses. Pero había algo dentro de mi que decía "no me importa". No iba a tolerar ser recordado como un corrupto, un asesino, o peor...un hombre sin honor. Cometí muchos errores, y pido perdón por ello....pero no, no voy a volver a caer.

El dolor de mi cuerpo aumentaba, y que aquel viejo tuviera el pie en mi pecho no ayudaba, y menos un arma apuntándome. Finalmente decidí responderle.

- Siento decepcionarle, pero no, no voy a traicionarme a estas alturas- Dije con tono pesado y débil- Apúnteme al corazón por favor al menos.

No pretendía ser un mártir, ni ser recordado. ¿Era un idiota? Puede, pero repito, no voy a traicionarme a estas alturas, no otra vez.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Miér 19 Mayo 2021 - 23:31

El hombre se encoge de hombros, te apunta al corazón y aprieta el gatillo. Sin embargo no hay detonación ni ruido alguno. ¿Se ha encasquillado? De repente, en lugar de bala, sale una especie de vara desde la que se desenrolla algo. ¿Es un arma rara de esas, un prototipo? ¿Es...?

es algo así:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 Giphy.gif?cid=790b7611880e5409f661afcb163dc92084e92db887c39cd8&rid=giphy

- Agentes, traigan una camilla para trasladar al sargento Khâmul al barco. Quiero que...

Mientras habla, ves como los marines "muertos" se levantan y se sacan las lanzas de encima y los, ahora perforados e inservibles chalecos balísticos que llevaban. Y en ese momento quedas inconsciente por el shock y el dolor.

Durante los días siguientes, si es que han sido días y no semanas, no haces más que entrar y salir de la inconsciencia. Todo te arde como si aún siguieras en llamas. Al principio estás en un camarote, o eso crees, atendido por varios enfermeros y enfermeras. Luego te ves en lo que crees que es una habitación de hospital. Nunca sales de tu inconsciencia durante mucho rato. Finalmente, un día te despiertas con suficiente fuerza como para mantener la consciencia. Estás totalmente vendado, como si fueses una momia, y sigues en un dolor agónico. Cuando una enfermera ve que estás despierto, llama al doctor. Escuchas unos pasos y ves entrar a nadie más ni nadie menos que el doctor Velik.

- ¿Cómo se encuentra mi paciente favorito? - dice con sorna - Que sepas que te estoy salvando la vida por órdenes y por no desperdiciar todo mi trabajo invertido en ti...

- Doctor, debo hablar con su paciente. Por favor, déjenos a solas.

Tras mirarte una última vez, Velik se marcha y en su lugar ves llegar al consultor táctico Blue Bull. Este se siente al lado de tu camilla con un fichero.

- No le voy a mentir, señor Pegasus. Tras sus actuaciones en Jaya y todo el asunto de asesinar a un marine... su futuro pinta negro, muy negro. ¿Sabe cuál era nuestra misión al llevarle de vuelta a la isla?

El agente levanta la vista de sus papeles y te mira con atención. A diferencia de en la sala de conferencias, ahora su actitud es neutra y su mirada inescrutable.
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Jue 20 Mayo 2021 - 9:02

Ya está, se acabó, pero al menos podía ir con la barbilla bien en alto, o al menos con lo que me quedaba de ella. Pero mi sorpresa fue mayúscula cuando del arma no salió bala alguna. Abrí muchos los ojos sorprendido y comencé a ver como aquel tipo hablaba sobre llevarme a una camilla. No estaba flipando lo suficiente cuando el resto de "muertos" de mi alrededor se iban levantando....aquello parecía un puñetero teatro. Dioses, fui a cumplir mi deber y me vi envuelto en una comedia.

-¿Pero que demon...?-traté de decir mientras no sabía que estaba pasando, aunque poco a poco iba aclarándoseme la mente. Sin embargo acabé inconsciente por el dolor que todavía tenía en el cuerpo. Ya la s siguiente imágenes eran difusas, pues solo y de vez en cuando veía sombras moverse de un lado a otro, mucha luz y voces distorsionadas. A pesar de esto no sé cuanto tiempo pasé en ese estado hasta que finalmente desperté. Estaba totalmente vendado y parecía estar en una enfermería o algo por el estilo. Lo primero que vi fue a una enfermera, pero no tardó en irse antes de que pudiera preguntarle nada o responderle atónito, y entonces entró él, Velik.

Estuve a punto de responderle pero todavía estaba algo atónito por la situación, y no dudó en recalcar el porqué estaba vivo para él. Por fortuna o desgracia Bull le tomó el relevo y se sentó junto a mi. Tenía muchas dudas. El Gobierno sabe lo que hice y aún así me ha salvado. ¿Ha sido todo esto una prueba de redención? Debía de serlo, pues si hubiera tomado el camino fácil, otra vez, estaba seguro de que pasaría de estar en una enfermería a una celda oscura. Traté de girar la cabeza para ver a Bull y responderle.

-Señor, admito que no tengo palabras, pues el discurso que estaba preparando era los dioses -dije tratando de señalar inútilmente con el dedo el techo- No esperaba esto si le soy sincero. Se que he salido de un lodazal para caer en arenas movedizas.

Entonces me hizo la ansiada pregunta, la cual obviamente le respondí.

-Si le soy sincero mi cabeza no está para hacer puzzles, pero le diré lo que pienso. Querían saber si volvería a traicionar al gobierno ¿Verdad? Si a la primera de cambio optaría por mi vida o así. Lamento decepcionarles, pero debo decir que si sigo vivo, es porque ustedes tienen más esperanzas conmigo que yo mismo. Si van a judgarme estoy dispuesto a asumir toda la culpa, sean cuales sean las consecuencias. Tan sólo espero que no tuvieran que vaciar media enfermería para nada.

Traté de hacer el saludo militar en señal de que había acabado, pero básicamente, no me dio la vida.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Vie 21 Mayo 2021 - 0:46

- ¿Vaciar? - mira extrañado a su alrededor - Igual no puedes ver bien por las heridas, pero no estás en una enfermería, estás en una habitación.

Si ahora miras a tu alrededor (aunque te dolerá mover la cabeza) verás que efectivamente estás en una habitación individual de hospital. Si te fijas, verás barrotes en las ventanas y la puerta tiene cerradura. Te han salvado, pero no por eso dejas de estar bajo sospecha. Blue Bull revisa sus papeles y dice:

- Sí, vas a ser juzgado. Hay al menos media docena de cargos en tu contra y el Gobierno cuenta con evidencias físicas y grabaciones de tu conversación con Kallista y tu admisión de culpabilidad. Haber demostrado tu lealtad y tratar de enmendar tu error capturando a Kallista no remedia el hecho de que has roto al menos una decena de artículos del código militar de la Marina. ¿Podrías llegar a librarte? Tal vez. Pero en el mejor caso posible, serás degradado, y en el peor, acabarás en prisión. ¿Mi apuesta? Creo que con las declaraciones de mis chicos de tu lealtad y que hiciste lo posible por enmendar tu error, dejarán ir el asunto con tu expulsión de la Marina y una multa considerable.

Blue Bull se pone repentinamente serio y frunce el ceño. Deja el fichero en la mesilla de noche y se inclina hacia ti, con una mirada intensa y febril.

- ¿Realmente es esa una recompensa apropiada para la lealtad que has demostrado? ¿Tras haber estado dispuesto a morir por la causa y demostrarlo más allá de toda duda? Yo no lo creo. No voy a culpar a la Marina por mantener su código militar y la disciplina a todo precio y castigar cualquier forma de insubordinación. Es lo correcto y lo que debe hacerse en un ejército, pues sin una subordinación plena y absoluta a la cadena de mando, ¿cómo iban a librarse las guerras? Sin embargo tú eres un individuo increíble. El Gobierno perdería mucho desechando una lealtad como la tuya por un... desliz. Así que tenemos una propuesta para ti. Únete al Cipher Pol. Te asignaremos un puesto en la rama de neutralización y pondremos tus habilidades de combate y tu lealtad a buen uso.

Coge el fichero y te lo enseña. Es una solicitud, ya rellenada con tus datos, de traslado de la Marina al Cipher Pol 5. Solo falta tu firma.

- Tal y como lo veo, tiene dos opciones, señor Pegasus. Puede arriesgarse al juicio e intentar conservar su puesto en la Marina o puede unirse a nosotros. Huelga decir que si acepta, recibirá un indulto oficial y nos ocuparemos de convencer al buen doctor Velik para que ponga su armadura de soporte vital a punto. Ah, sí, aún no se lo han dicho... me temo que ese lanzallamas no era normal. El combustible era un químico experimental preparado para matar o lisiar de por vida. Desconozco los detalles, pero por lo que tengo entendido bajo esas vendas parece usted un churrasco pasado, si me perdona la expresión. Y sin inyecciones constantes de anestésicos sufrirá dolor durante buena parte de su vida.
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Vie 21 Mayo 2021 - 8:41

Efectivamente, no había visto adecuadamente el lugar donde estaba. Todavía me costaba bastante ver pero al final estaba en una habitación de hospital. Quizás la enfermera me haya confundido y que no vea un burro a tres pasos influya. Echaba de menos mi visión "roja" de la máscara para poder ver bien...que cosas tiene la vida.

Parecía que si, que iba a ser judgado por mis actos. Cosa que entendía en parte debido a lo que había hecho. No podía culpar a nadie salvo a mi mismo, y las palabras de Bull si bien hirientes para mi, eran todo verdad. Me sorprendió mucho su última frase, ya que contemplaba la expulsión como obra de magnanimidad, mientras que yo como una condena.

Sin embargo entonces lanzó el petardazo, una propuesta, que más que una condena parecía un ascenso. ¿Me estaba ofreciendo entrar al Cipher Pol? ¿De verdad? Dioses, pero eso es la élite del Gobierno, los mejores agentes del mundo trabajan para ellos. Pero espera, su propuesta era muy jugosa, y la verdad es que me encontraba entre la espada y la pared. Si me negaba y lograba volver a la  Marina, la vergüenza  se haría patente al ver mi degradación...y ya no digamos si me expulsan. En cierto modo estaba arrinconado, pero parecía ser que finalmente, ellos, me valoraban a pesar de mis errores. Así que miré a Bull y le respondí:

-Le agradezco sus palabras señor, y la confianza que me está mostrando aquí, a pesar de que yo no fuera fiable tiempo atrás.-suspiré mientras volcaba la cabeza para mirar al techo- Entonces desaparecería de la Marina para ir con ustedes, limpio, tanto de conciencia como de expediente...y pudiendo seguir ejerciendo el trabajo de la justicia..es una oferta muy buena...

Y tanto que era buena, esto ya era otra división. Podría ayudar al Gobierno, si, pero desde un anonimato como agente, pero siendo a la vez uno de sus brazos ejecutores. Gozaría del respeto de los grandes, y seguiría mandando sobre otros...y otros sobre mi.

- Me gustaría hacer las paces con el Doctor, pues si acepto su propuesta, estaré más unido a él que nunca.- dije no del todo convencido, pero era lo necesario. Mi nombre limpio, un nuevo trabajo directamente con el Gobierno y no como un Marine que está bajo estos, y una fama intacta.

-Si me uno a ustedes. ¿Que dirán el resto de marines? ¿Pasaría simplemente como "le han trasladado" y ya está?.

Quedé un rato callado mientras volvía a pensar en las posibilidades. Esto era mucho....y el Cipher Pol 5 no era ninguna broma, mejor que ser un exiliado cazarrecompensas. En cuanto al dolor del cuerpo, si bien era algo problemático, era algo a lo que desgraciadamente me había acostumbrado, pues estar sin mi traje era una bendición, pero también una condena.

-Acepto su propuesta señor- dije tranquilo a pesar de que me costaba respirar- Y todo lo que ello conlleva. Les serviré con diligencia y ferviente devoción.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Vie 21 Mayo 2021 - 14:44

- La Marina no sabe nada. El Cipher Pol descubrió su traición, pero se tomó la decisión de mantenerla como un asunto secreto hasta que hubiésemos podido llegar a través de usted a los responsables del sindicato del crimen. Si hubiese llegado a oídos de la Marina, le hubiesen arrestado antes de que pudiéramos actuar. En realidad, no entiendo cómo usted o la gente de Kallista pudieron pensar que unas tretas tan infantiles funcionarían. Tomó un barco directo de Ennies Lobby a la Isla del Crimen. ¿Cree siquiera que hay líneas públicas entre ambas islas? Aquel barco era una expedición del Cipher Pol. Después apareció en una enfermería de Ennies Lobby inconsciente, sin armadura, midiendo dos metros más y con una carta incriminatoria a su lado. Antes de que despertase, la mitad de agentes de alto rango de los CP 5, 6 y 7 presentes en la isla ya conocían su identidad y el contenido de la carta. Sus antiguos compañeros han sido excepcionalmente chapuceros. Por último, ¿realmente creía que era seguro contactar con unos criminales que encontró en la Isla de la Justicia, el lugar con más espías por metro cuadrado de toda Grand Line? Si esta gente logró entrar fue porque les dejamos. Nunca tuvieron acceso a información sensible ni las tecnologías más punteras, salvo por el desliz del Gen-X. Estoy ofreciéndole un puesto en nuestra agencia, pero espero más astucia por su parte en el futuro.

Blue Bull coge un bolígrafo, te lo pone en la mano y te sujeta el fichero para que firmes en el documento de traslado.

- A ojos de la Marina, usted simplemente recibió una oferta de trabajo en otra división del Gobierno y aceptó. Se mantendrá el asunto de sus crímenes y su indulto en secreto y se le entregará la armadura puesta a punto, adaptada a su nuevo tamaño y con el sistema de inyección de fármacos necesarios para permitirle llevar una vida normal. Se le darán dosis de fármacos para rellenar los tanques de la armadura cada tres días, de modo que no haga viajes sin informarnos - Blue Bull sonríe de un modo un poco desagradable - O se encontrará sin su medicación en algún lugar lejano y estará tan inválido como ahora mismo. Cuando tenga misiones se le dará la cantidad necesaria para el cumplimiento de las mismas. Con respecto al doctor Velik... es usted libre de hablar con él. Sus disputas personales no me conciernen.

Una vez hayas firmado, si no tienes más preguntas, Blue Bull cogerá el fichero y se marchará de la habitación, volvieron a entrar la enfermera.
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Vie 21 Mayo 2021 - 15:17

Bull tenía razón, diablos si la tenía. Todo había sido una gran chapuza que se merecía el desenlace que había tocado. No había sido una jugada limpia ni brillante por mi parte y cada palabra que decía Bull solo podía asentirla con la cabeza. Tal y como me lo explicó las obviedades pulularon solas en el ambiente, dándome a entender que efectivamente, esto tipo de cosas no eran lo mío.

Agradecía mucho la oportunidad que se me estaba dando. De alguna manera u otra volvía al punto de partida, pero como "Iniciado" en el Cipher Pol 5 nada menos. El castigo era apropiado y hasta clemente la verdad, pues pensaba que sería peor. Pero como dice Bull, si esto lo hubiera sabido la Marina, ahora mismo mi destino sería otro muy diferente, y quizás menos compasivo. Además habían sido listos instalando los tanques de medicamento dentro del traje, y así, depender siempre del Gobierno Mundial, pues si se me ocurría traicionarles otra vez, bastaba con cortarme el suministro que me mantenía vivo dentro del traje.

Miré a Bull mientras me entregaba aquel bolígrafo para firma su petición a mi ingreso al CP5, y finalmente tras cogerlo y dudar por unos segundos mientras lo sostenía en la mano. No podía, a pesar de la dulce miel que me estaban dando, yo no deseaba la puerta fácil. Cierto era que podía servir, pero no era lo que yo deseaba. Era un Marine, y moriré con las botas puestas.

-Señor- dije con tono calmado- Le agradezco tanto a usted como a los que le han dado esta oferta su ayuda a mi caso, a pesar de no merecerla. Espero poder portar con orgullo los colores de la justicia, aunque no sean los del Cipher Pol.-dije un poco con el tono cansado - No puedo huir de lo que he hecho toda la vida, y para mi vergüenza he hecho cosas de las que me arrepiento. Si no tuerzo ahora, me arrepentiré le resto de mi vida. Debo hacer lo correcto, y si para ello debo pasar por la humillación y la deshonra, bienvenido sea....aunque no quiera.

Cogí un poco de aire y concluí mi respuesta:

-He decidido que me enfrentaré a mis problemas sea cual sea el resultado. Llámeme necio si así lo desea, pero dormiré más tranquilo en una celda con la conciencia tranquila que fuera de ella, al servicio de gente que confía en mi. No puedo torcerme, no más. Espero que lo entienda- dije entregándole el bolígrafo.- Y si debo enfrentarme a mi destino, quisiera hacerlo al menos como un caballero, pero para ello necesito mi soporte vital- dije en alusión a volver a equiparme el traje y estar "algo más decente" ante la gente. Pues estar como una momia o como un churrasco pasado al fuego no era algo que me agradara mucho. Así que después de esto aproveché para preguntar.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Sáb 22 Mayo 2021 - 19:07

- Se te permitirá ir al juicio con la armadura para que puedas testificar apropiadamente, pero es una propiedad del Gobierno. Tendrás que devolverla tras eso - Blue Bull se dirige a la salida - Nos veremos en el juicio pues.

Un tiempo después


Al día siguiente de la visita recibiste una notificación: fuiste convocado para responder ante un Consejo de Guerra de la Marina en una semana. Tras ese momento tu habitación pasa a estar vigilada día y noche por un pelotón de cinco soldados de primera de la Marina y un teniente. Se te prohíbe recibir visitas y solo se permite entrar a los enfermeros bajo supervisión para comprobar que todo está en orden. Los marines se niegan a dirigirte la palabra y se limitan a hacer guardia, con lo que son días dolorosos y aburridos. El hecho de que no tengas enfermeros atendiéndote todo el rato hace que a menudo el efectos de los anestésicos se pase un par de horas antes de la siguiente visita.

Pero, finalmente, llega el día del Consejo de Guerra. Dos enfermeros llegan con la armadura que, tras ser revisada por un técnico de la Marina, te meten dentro de la armadura. Una vez estás en el interior, notas varios pinchazos en diferentes puntos del cuerpo seguidos de un gran alivio. Sin embargo te hacen llevar la armadura con el casco abierto para que te vea el rostro "por orden del Consejo". Una vez en la armadura notas que al fin puedes moverte y que el dolor se vuelve una ligera molestia. Los marines se acercan con unas esposas y, tras activar el técnico la armadura con un botón, esta deja la piel de tus muñecas expuesta y te esposan. Notas al momento la molestia y debilidad del kairoseki. No vas a poder usar tu akuma no mi.

Escoltado por un grupo de diez marines del Cuartel General, te llevan a un enorme juzgado. En el fondo presiden tres marines de alto rango. En el centro se sienta un hombre tan alto como tú y mucho más corpulento, pelirrojo, con mostacho y ojos azules. Las insignias de su chaqueta lo reconocen como un vicealmirante veterano. A su derecha se sienta una mujer de algo más de dos metros, con una armadura completa blanca exquisita, el rostro lleno de cicatrices, un ojo ciego y el pelo negro como la noche. Por las insignias de la armadura dirías que es al menos capitana. A la izquierda se sienta un hombre de pelo negro, de altura similar a la capitana pero más esbelto, orejas puntiagudas y afiladas y rostro serio y neutro. Sus insignias le identifican como un comodoro. Ante la mirada de estos altos mandos y una multitud de marines, funcionarios y agentes del Cipher Pol, tu escolta te lleva a un altillo frente al estrado al que encadenan sus esposas.

- Se abre la sesión - declara un hombre de traje con una corbata de patitos y pelo negro - presiden el Vicealmirante Hogan, el Comodoro d'Arenberg y la Capitana Salvatore. El reo es Maximillion Pegasus "Khâmul", sorprendido en acto de traición y acusado de cohecho, conspiración, tratos con agrupaciones criminales, venta de secretos militares, venta de propiedades del Gobierno Mundial, destrucción de un navío militar y asesinato de un superior jerárquico.

- Que hable el acusado - dice el Vicealmirante Hogan - Antes de empezar esto, quiero escuchar su versión completa de los hechos. Joven, ¿jura por su honor decir únicamente la verdad so pena de encarcelamiento en caso de ser sorprendido en una mentira?
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Sáb 22 Mayo 2021 - 20:16

Parecía que iba a tener mi juicio, y no estaba muy convencido de saber cual iban a ser sus consecuencias. Podía acabar en una celda tranquilamente, o con la cabeza cercenada, todo dependía de lo que dijera ante el tribunal. Dioses, ¿pero que he hecho?.

No tardé en recibir al día siguiente la notificación, y estar en todo momento acompañado por marines que me custodiaban y vigilaban. Aquellos que en un pasado me respetaban ahora me veían como la peor mierda, y por una vez me importaba poco. Mi prioridad era defenderme ante el tribunal, pero eso no impedía que sintiera vergüenza ante las miradas de mis compañeros y superiores.  Y llegado el día todo estaba dispuesto. Los dolores, que si bien eran constantes a pesar de los analgésicos que me procuraban, eran más soportables  que la deshonra que portaba sobre mis hombros. Se me hizo entrega del traje, y los químicos comenzaron a fluir a través de las agujas interiores , aliviando mi dolor al momento y permitiéndome moverme y olvidarme del dolor temporalmente, sin embargo mi rostro estaba al descubierto.

Con la armadura puesta a punto se me pusieron las esposas de kairoseki como un vulgar reo. Podía hacerme el digno y negarme a llevarlas, pero no era el momento apropiado. Así que acompañé a los marines hasta el tribunal, el cual estaba ya dispuesto. No había poca gente precisamente, y los pesos pesados de la institución estaban allí. Miles de ojos, bocas susurrantes y un altillo al que fui atado junto a las esposas en el centro de la sala.

Traté de mantener la compostura en todo momento, a pesar de que el kairoseki me estaba dejando algo debilitado. Ya estaba hecho un flan, por así decirlo, como para tener que aguantar esto también. Escuché los cargos y cada uno de ellos era como una flecha lanzada a mi pecho. La vergüenza no paraba de inundarme cada vez que se leía uno de estos cargos,.y entonces llegó mi momento.

-Lo juro- dije tranquilo y en voz alta para que se me escuchara adecuadamente, y entonces expuse mi versión:

-Señoría, caballeros, todos los presentes-dije lanzando una mirada  de lado a lado a la sala - No puedo ocultar estos cargos que aquí se exponen, del mismo modo que no puedo negarlos, y hoy se me juzga por ello. No pretendo buscar el perdón, más si la redención por mis actos, aunque estos me lleven al cadalso.

Dicho esto miré a los jueces:

-Por largo tiempo he servido a la Marina desde aquel día en que se decidió salvarme la vida para convertirme en un proyecto más al servicio de esta institución. Mis heridas al servicio de la Marina provocaron que tuviera que depender de un traje de soporte vital, en el cual me ven ahora. Durante largo tiempo he sido el conejillo de indias de unos pocos, probando y tratándome más como una máquina que como un marine. No vengo a recriminar nada, ni mucho menos. Pero por largo tiempo he servido con el dolor producido por mis heridas al servicio de esta bandera y nunca he llevado la contraria a nadie. Por largo tiempo se me prometía una y otra vez que se "curaría" mi cuerpo, el cual cada día fallaba más y debía ser "arreglado" con implantes y químicos que me hacían gritar de dolor días y noches enteras....y aún asi siempre procuré ser un fiel soldado. No hacía preguntas, no fisgoneaba y siempre cumplía con las órdenes que se me daban, pero la paciencia tiene un límite señores. Por largo tiempo se me dijo una y otra vez que mi cuerpo sería reparado, y una y otra vez me daban largas o mejoraban este traje que portaba para hacer de él una máquina de matar, más no se estaba pensando en ningún momento en regenerar mi carne corrupta. Y a pesar de las constantes negativas mi fidelidad me hacía continuar con las misiones que se me ordenaban hasta que el proyecto "Soldier" del que formaba parte estaba concluido y datado como éxito.  Por este motivo y tras haber cumplido con mi deber, recordé a las autoridades correspondientes ( Velik y compañía) que debían cumplir con su promesa de curar mi cuerpo. ¿La respuesta? Una negativa más a la lista, cuando no me ignoraban. -dije antes de mirar a mis brazos- Todos los días sufría grandes dolores  que me hacían retorcerme en mi dormitorio, más de una vez escucharon mis gritos por los pasillos cuando se me "limpiaba" mi carne necrótica...y aún así seguía las órdenes que se me daban. Pero llegó un momento, en que me vi tan desamparado, y que los únicos que por aquel entonces podían ayudarme me habían dado la espalda. Lo había dado todo por ellos, tanto mi cuerpo como mi mente ¡Y NO LES BASTÓ!¿Cómo se sentirían ustedes si la organización por la que han dado tanto les da la espalda y les escupe? No veían por mi bien, sólo me veían como una máquina que le llenaba los bolsillos de berries y elogios.

Dicho esto cogí aire y continué mientras miraba a los jueces.

-Por ello tuve que buscar otras opciones. No podía soportarlo más y mis propios principios empezaron a verse enturbiados. La razón me abandonaba y la desesperación empezaba a tomar las riendas. Sabía que nunca me curarían aquí, que era un número y por ello busqué soluciones. Al principio sin éxito, hasta que logré contactar con gentes que me dan asco y con las que nunca cruzaría una palabra, más si mi espada. Pero en ese momento la desesperación era tan grande y me veía tan solo que tuve que tragarme mi orgullo y principios. Como bien saben logré un trato, un suero llamado Gen -X que me otorgaría un cuerpo sano. Podría servir a la Marina  con la misma dedicación, pero sin padecer esos horribles dolores, sin embargo todo tiene un precio. Y ese precio como bien saben fue un favor y mi traje. Tuve que eliminar a un pirata para Kallista a cambio de la recompensa y llevarme su cargamento, siendo un criminal no me importó, pero resultó que era un marine, cosa que yo no sabía. Siendo engañado a pesar de todo y dándome cuenta de esto cuando era demasiado tarde.

-Entregué el traje con todos los conocimientos militares que iban vinculados a él, cometí el crimen de creer la palabra de un criminal. Recibí mi ansiada cura y admito que por un momento vi abierto el cielo. Pero entonces pasando las semanas, y despertando del sueño que me provocaba verme así de bien, comencé a pensar fríamente las cosas, cosa que debería haber hecho. Pero en parte no puedo pedir perdón, pues a veces la desesperación vuelve al hombre más recto en un delincuente, sobre todo cuando está solo.

Volví a mirar a la sala de forma tranquila.

-Me percaté de mi error, de que mis acciones iban a traer graves consecuencias a la institución que iba a defender con mi vida, y por la cual todavía portaba sus colores. La deshonra hizo acto de presencia en mi corazón y mi mente, pesando cada día más, hasta el punto de decidir entregarme a la justicia por mis actos. Entonces fue cuando se me llamó para completar una misión, la de capturar aquella criminal con la que había hecho el trato. No sé si fue una señal o no, pero mi verguenza y mi sentido del deber estaban tan a flor de piel que decidí callarme por unas horas más mi desgracia. Acepté la misión tras ser llamado y capturé a Kallista, recibiendo las heridas que ustedes pueden ver en mi rostro, pero que de no tener este traje, verían también en mi cuerpo. Una vez capturada la criminal mi objetivo era entregarla, y luego hacerlo yo. Quise cumplir mi última misión con la cabeza bien alta, tratar de buscar una redención, tratando de  entregar a la misma persona que ha perjudicado al Gobierno Mundial, y a su vez entregarme yo. Lo menos que podía hacer era arreglar lo que había hecho , os los debía a todos vosotros- dije nuevamente a toda la sala.

-Lo menos que podía hacer era daros las gracias por todo, y enmendar mi error, capturando a esa criminal. De no ser por mis heridas durante el  combate, Kallista tendría una celda, si, pero yo estaría en la de al lado. Y no les voy a engañar, casi muero en ese combate, y con orgullo dije tendido en el suelo y sin energía que me mataran, que apuntaran a mi corazón y así dejaría de sentir vergüenza. No iba a traicionarme, ni tampoco volvería a traicionar a aquellos que confiaron en mi. ¡Quise morir por la Marina, por que era lo correcto! Juré defender la integridad y la rectitud, y si para ello debía desaparecer, recibiría esa bala con gusto en el pecho, y así mi vergüenza al menos se habría ido conmigo.

Volví a mirar a los jueces.

-Sin embargo sobreviví, y el resto es historia conocida. No pretendo su perdón, ni su compasión. He obrado mal, y si para que el equilibrio vuelva a estar restablecido este tribunal me manda al cadalso, lo haré, pero no voy a volver a violar mis principios, aunque eso me lleve al verdugo. Pero ante ustedes, Señorías, solo puedo decir  que...tomé una decisión, y todavía me arrepiento de ella. Los huesos se sueldan pero el arrepentimiento perdura para siempre. Como humano cometo errores, y estos son algo que hoy aquí no puedo soportar...verán...Durante tiempo he temido, que mis pecados volvieran a visitarme, y el precio ha sido más alto de lo que puedo soportar.

Decidan lo que decidan, no puedo defenderme de lo que he hecho, pero al menos espero haber podido ayudar en la medida de lo posible al intentar corregir lo que he hecho.

Dicho esto me callé, esperando ver que me iban a decir. Estaba nervioso, y sabía que este tipo de cosas les podían dar igual, pero nunca se sabe.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Dom 23 Mayo 2021 - 1:32

En cuanto empiezas a soltar tu discurso culpando al Gobierno de tus decisiones, empieza a haber murmullos furiosos entre la multitud. A medida los continúas, empieza a haber improperios, abucheos e insultos hacia ti y puedes ver el odio en la mirada de los marines que están asistiendo al juicio como público. Puedes ver a Blue Bull llevándose la mano derecha a la cara y negando con la cabeza. El Vicealmirante frunce el ceño y golpea con su mazo, llamando al orden para que continúes hablando. Sin embargo, aunque les ha callado, no parece que lo haya hecho con muchas ganas. Puedes ver como la capitana Salvatore no te quita los ojos encima y no disimula su asco y odio, ampliando aún más su mueca de disgusto cuando dices que aceptaste matar para un criminal. En cambio el comodoro d'Arenberg te mira manteniendo su gesto neutro, pero cuando acabas resopla y niega con la cabeza.

- ¿En serio tenemos que pasar las próximas cuatro o cinco horas escuchando declaraciones y siguiendo por todo el proceso? Esto es una pérdida de tiempo. Es evidente que este traidor ni siquiera se arrepiente sinceramente - mira hacia sus compañeros - Es evidente que vio a través de la trampa del Cipher Pol y que ha fingido estar dispuesto a sacrificarse por el bien del Gobierno, y ahora tiene la estúpida valentía de venir a reírse de nosotros y llamarnos idiotas a las caras diciendo que es el Gobierno el que le ha obligado a convertirse en un traidor.

- Phil, relaja el tono. Estamos en los sagrados Salones de la Justicia de Ennies Lobby, compórtate de acuerdo a ello - dice el Vicealmirante Hogan, con voz cansada.

- La ley es la ley - dice Salvatore - Debemos respetar los procedimientos establecidos por el reglamento. De acuerdo al Código Penal de la Marina sección 1 apartado A artículo 7b, todo marine sometido a consejo de guerra tiene derecho al desarrollo íntegro del proceso de enjuiciamiento sin que se le pueda condenar sumariamente. Cualquier proceso que no siga estrictamente la ley podrá ser recurrido.

A pesar de haber defendido tu derecho a un juicio justo y a que te defiendas, Salvatore vuelve a dedicar una mirada fría y de desprecio, como si estuviese mirando a un bicho que le diese especial asco y estuviese deseando pisotear.

- Continuemos el proceso - dice Hogan - la Marina llama a su primer testigo. Agente Hansen, adelántese.

Blue Bull sale al estrado y empieza a declarar, revelando todos los hallazgos del Cipher Pol. Habla sobre la carta incriminatoria en que descubrieron tu implicación y cómo se tomó la decisión de utilizarte para llegar a la red criminal y desarticularla antes de entregarte. Cuenta tus decisiones durante la misión y cómo incompetentemente enviaste "a su muerte" a lo que creías que eran cuatro reclutas marines usándolos como carne de cañón contra Kallista en lugar de llevarte a los "veteranos" que te habían asignado. Revela cómo todo había estado planeado y eran agentes de neutralización fingiendo su muerte para poder estudiarte y añade que, desde su punto de vista y de acuerdo al informe entregado por sus agentes, está convencido de que tu plan original era eliminar a Kallista y que te arrepentiste o descubriste que era una estratagema del Cipher Pol.

Tras Blue Bull llaman a Velik, quien declara en tu contra muy vehementemente, hablando como si fuese un padre decepcionado y traicionado sobre cómo había trabajado duramente para intentar devolverte un cuerpo funcional y cómo estaba perfeccionando el Gen-X que aún no te había suministrado por causa de sus efectos secundarios e inestabilidad. Cuenta cómo su Gen-X fue robado y lo dolido que se sentía por el hecho de que hubieses colaborado con la gente que le había arruinado años de investigación y progresos.

- No contento con eso, ¡este hombre me ha agredido en múltiples ocasiones e intentado asesinar!

- ¿Es eso cierto? - pregunta el Vicealmirante Hogan, arqueando una ceja y mirándote con censura - Por favor, continúe doctor.

- El día diecisiete de abril se presentó en mi despacho e intentó intimidarme para que le curase. Intenté explicarle que el Gen-X no estaba listo, a lo que reaccionó montando en cólera. Gritó que iba a matarme e intentó decapitarme con el poder de su akuma no mi.

- Entonces, ¿cómo sigue vivo?

- La seguridad de mi laboratorio lo contuvo. Dejé pasar el asunto y me limité a denunciarlo como una agresión, por lo que fue encerrado disciplinariamente una semana en los calabozos. Y tengo testigos de la agresión.

A continuación llama a los guardias que te impidieron matar a Velik, quienes relatan con pelos y señales tu intento de asesinato, corroborando la versión del doctor. Tras eso, Velik continúa hablando y relata el día que, a tu vuelta a Ennies Lobby, le asaltaste en un pasillo dejándolo inconsciente de un puñetazo, y aporta testigos de tu ataque y los informes médicos que demuestran que sufrió daños en el rostro debido a un puñetazo. Tras eso, los jueces los despiden y siguen llamando una larga lista de testigos. Los diferentes agentes que te vieron en la reunión o te acompañaron a Jaya, la gente que iba en el barco desde el que partiste a Jaya el primer día, un CP que vigilaba al falso recluta que te puso en contacto con Kallista y os vio juntos... la lista es enfermizamente larga. Tras varias largas horas de testigos, los tres jueces dialogan en voz baja durante unos minutos. Finalmente, Hogan declara:

- Ese era el último testigo. El tribunal formula finalmente las siguientes acusaciones contra el sargento Maximillion Pegasus: traición, asesinato de un superior jerárquico, conspiración, destrucción de un navío militar, venta de secretos militares, venta de propiedades del Gobierno, cohecho, intento de destrucción de pruebas, agresiones a un miembro del departamento científico de la Marina, intento de homicidio de un miembro del departamento científico de la Marina y finalmente injurias contra el Gobierno Mundial por sus declaraciones durante el juicio. Sargento Pegasus, tiene derecho a defenderse. Puede llamar a sus testigos o intentar desmentir las acusaciones.
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lord Khâmul Mar 25 Mayo 2021 - 21:16

Odiaba bastante tener que ver mi orgullo herido, del mismo modo que lamentaba también el haberme puesto un poco arrogante. La situación era tensa, no solo para mi sino para todas las almas de aquella sala. El desenlace parecía muy negro, y yo no podía hacer más que asumir mi culpa y rebajar un poco el tono, recordando así donde estaba.

Entonces los jueces dijeron que podía llamar a mis testigos, y como era obvio no tenía ninguno, y sinceramente, quería acabar con esto. Me daba igual ya si acaba en el cadalso, cuando no puedes no puedes. Obviamente quiero mantener mi integridad y al menos que mi arrepentimiento sea aceptado, porque ahora mismo tenía unas ganas terribles de soltar toda la mierda posible, y recordar a esos tres que su organización está corrupta hasta la médula mientras ellos toman café en la oficina.

-No, no los tengo.-dije con todo el respeto que me era posible, tratando de mantener una voz calmada- Señoría, es costumbre que el reo tenga unas últimas palabras antes de dictar sentencia, así que si me lo permite seré breve en ellas.

Cogí algo de aire y comencé a echar el discurso.

- No pretendo acusar a nadie y lamento si mi tono anteriormente ha dando a entender eso.  Tanto el Gobierno como el Doctor Velik están limpios de toda culpa, pues quiero destacar que pensé que yo había sido abandonado  por ellos, y por ende empujado a una traición por aquel entonces. Estaba totalmente equivocado, y veo que mi desesperación de no dejó ver con claridad. Puedo ser muchas cosas, pero nunca mataría al Doctor, quiero que conste eso en acta, se lo crean o no, al fin y al cabo es mi creador.

Ahora miré a los jueces.

- Reitero ante sus señorías mi arrepentimiento por mis actos, y si bien estos no me libra del cadalso, al menos tendré la conciencia limpia. No puedo negar los cargos porque hacerlo sería faltar a la verdad. He intentado ayudar tratando de arreglar este desaguisado, he intentado redimir mis actos y solucionar las consecuencias que han venido arrastrando. Pero ello no me exime de la culpa. Pueden creerme o no, pero lamento haber llegado a esto, y aunque no sirva de nada a estas alturas, pido disculpas a todos los presentes por dichos actos, y si para purgar mis pecados y volver a tener su confianza debo ir a prisión o al cadalso, así sea, pero por ello no mermará mi vergüenza. No tengo nada más que alegar señorías.
Lord Khâmul
Mensajes :
138

Fecha de inscripción :
06/06/2017


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm55/150Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (55/150)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm54750/1000000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (54750/1000000)
Berries: 2.010.000
Ver perfil de usuario

Sargento
Lord Khâmul

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Narrador OPD Mar 25 Mayo 2021 - 22:09

Puedes notar la tensión en la sala cuando pides dar unas últimas palabras antes de que dicten la sentencia. El comodoro se pone recto en su asiento, Blue Bull te mira con una advertencia en la mirada y la capitana suspira. Sin embargo el vicealmirante te mira con curiosidad y dice:

- Procede.

Esa tensión se relaja notoriamente cuando das tu discurso. Puedes ver que la mirada de algunos de los presentes, antes dura, se relaja un poco, aunque aún así muchos entre el público sigue juzgándote con la mirada. Una vez acabas la sala se queda en silencio durante unos segundos, silencio que no tarda en ser roto por cuchicheos entre los asistentes. Los tres jueces se reúnen y comienzan a deliberar en voz baja. Tras unos minutos, el Vicealmirante Hogan vuelve al estrado y golpea con el mazo para llamar al orden.

- Hemos discutido y decidido cual será la condena. Hemos tomado la decisión de, en virtud de sus servicios al Gobierno Mundial y su arrepentimiento, retirar los cargos de injurias. Sin embargo sus otros crímenes confesos son demasiado graves para ser ignorados y perdonados con una simple expulsión del cuerpo. Así pues, el sargento Maximillion Pegasus queda desde hoy expulsado de la Marina y será encerrado en una prisión de máxima seguridad hasta el cumplimiento de una condena especial. Esto será todo. Caso cerrado.

Tras esas palabras, los guardias que te acompañan te desencadenan y te llevan agarrándote por las esposas. ¿Tu destino? Las Puertas de la Justicia.

Resultado del moderado

Khâmul ingresa en la prisión de máxima seguridad Impel Down LV. Como consecuencias:

- Pierde su armadura y todos sus otros objetos y el dinero que posea.
- Se le pone grilletes de kairoseki que le impiden usar su akuma no mi.
- Entra en el nivel 3, el Infierno de la Fe. En caso de superar las pruebas de este nivel, podrá acceder al nivel 2, superar sus pruebas, pasar al 1 y completar las últimas pruebas para obtener la libertad. Salir de Impel Down solo puede hacerse mediante un rol moderado.
- En caso de ser liberado, recuperará sus objetos personales, pero no su dinero ni la armadura, que es propiedad del Gobierno (lo siento, necesitarás una nueva).
- Debido a las heridas sufridas en la pelea, ahora Khâmul tiene secuelas que le causan dolor constante y dificultan sus movimientos (-2 a agilidad, destreza y precisión y -1 a fuerza y velocidad).
Narrador OPD
Mensajes :
1015

Fecha de inscripción :
26/12/2011


Hoja de personaje
Nivel:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm100/100Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (100/100)
Experiencia:
Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 3qaWnZm320000/320000Cazar peces a cañonazos [moderado nivel 4] - Página 2 9h2PZk8  (320000/320000)
Berries:
Ver perfil de usuario

Narrador
Narrador OPD

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.