Últimos temas

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Ir abajo

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Empty Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Mensaje por Invitado el Lun 23 Mayo 2016 - 11:44

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 1401-68Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! DBsRmvETus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Pq5DFLi

Límite de tiempo: Sin fecha límite ni saltos de turno.

Escenario:

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! TaaoTUx

Baterilla es una isla en el South Blue. Portgas D. Rouge huyó a esta isla para ocultarse del Gobierno Mundial, para más tarde dar a luz en secreto a Portgas D. Ace. Poco más se sabe acerca de esta isla.

Condiciones:
-Daños on-rol.
-Si Kenta pierde será entregado (en las condiciones que su adversario considere).
-Si Kenta se escapa o vence, su recompensa ascenderá la cifra correspondiente (sin que cuente para otro reto obligatorio).
-Exp estipulada por las normas.


Y empieza...

1- Kenta.
2- Kuro.

Invitado ha efectuado 1 lanzada(s) de uno 1 (Imagen no informada.) :
1
Invitado
avatar


Invitado

Volver arriba Ir abajo

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Empty Re: Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Mensaje por Zay el Mar 24 Mayo 2016 - 20:47

Había sido retado por un desconocido, y no sabía si era marine, cazarecompensas, pirata o que. La cuestión es que yo no decía que no a un reto. No tenía ni idea de por qué había sido retado en Baterilla, una isla del South Blue, que se encontraba en el mar de donde yo provenía.

Por orden del Gobierno Mundial, mi capitán Inaga se vio obligado a echarme de la banda por haber atacado a una capitana. ya no pertenecía a los Dark Clouds Pirates, una lástima. Ahora tendría que crear mi propia banda pirata para navegar por el ancho mar.

Mientras, yo me encontraba en un bote, remando en dirección a Baterilla después de despedirme de mi ex-tripulación. Me habían dejado cerca de esta isla y me habían dado un bote. Esperaba volver a verlos en algún sitio y que les fuera muy bien sin mi. Mientras remaba en dirección a la isla, vi como el Santuario se alejaba más y más. No me dio pena, ya que sabía que ellos me esperarían si pudiera volver algún día y que tendría su apoyo hiciera lo que hiciese.

tras varios minutos remando, pude llegar al puerto, atracar el bote y tras pisar tierra firme, pude estirar un poco las piernas.

- Pues ya llegué. Esperaré a mi oponente aquí sentado al lado del bote.

Cuando me senté curcé mis brazos, y mientras miraba a una pared que estaba cerca mio, pude divisar un cartel de "Se busca" en la que salía mi cara y 175.000.000 de berries de recompensa.

- Mm interesante. Muy interesante. Veo que ya soy buscado, por lo tanto soy un pirata bastante famoso.

Había gente que pasaba por delante mio y se quedaba mirando. Supuse que me reconocerían, pero no me iba a esconder por ello, sino todo lo contrario, quería que viesen mi rostro y que lo recordasen toda su vida. Y mientras, esperaba a mi contrincante.
Zay

Mensajes : 845
Fecha de inscripción : 02/04/2014
Edad : 25
Localización : Torrelavega, Cantabria

Hoja de personaje
Nivel:
Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 3qaWnZm21/150Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 9h2PZk8  (21/150)
Experiencia:
Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 3qaWnZm11320/1000000Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 9h2PZk8  (11320/1000000)
Berries: 0

Ver perfil de usuario

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! K7WnRpS

Volver arriba Ir abajo

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Empty Re: Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Mensaje por Invitado el Jue 26 Mayo 2016 - 13:37

La brisa marina mecía los oscuros cabellos del marine con suavidad y delicadeza, jugueteando con ellos y haciéndolos ondear levemente, casi como si temiera poder causarle algún tipo de daño al hacerlo mientras este observaba la tapa de un viejo libro. Para ser un pueblucho de un mar de mierda lo cierto es que tenían alguna que otra cosa interesante como, por ejemplo, aquellas páginas. No era más que poesía popular, quizá de algún que otro siglo más atrás, pero lo cierto es que su lectura resultaba realmente interesante. Estaba compuesta por diferentes versos de distintas índoles y temas, los cuales podrían llegar a servirle como entretenimiento en el viaje de regreso. El South Blue se encontraba lejos de su próximo destino, y aun así le habían designado allí con el propósito de capturar a un criminal, el antiguo miembro de la tripulación de un Yonkaikyo. La verdad es que le molestaba un poco, no por el hecho de tener que ir a darle una lección a aquel tipo, pues no hay nada que le pudiera agradar más que deleitarse con la caza humana. Sin embargo, durante aquellos dos años se había sentido muy a gusto en el Norte, donde pudo dar rienda suelta al sadismo, la brutalidad y la violencia que guardaba en su interior. Era un comodoro de la Marine, ¿por qué le alejaban del conflicto entonces?

- Supongo que no importa demasiado -murmuró para sí mismo, cerrando el libro y tendiéndole unas pocas monedas a la dependienta, que le dedicó una amable sonrisa. Él, como respuesta, empleó su más marcada indiferencia.

Al salir del establecimiento no tardó demasiado en localizar a Dan, a quien se acercó tranquilamente para entregarle la compra. La chica de cabello castaño y ojos verdes se quedó mirándole fijamente, sin pronunciar palabra alguna, y tras un pequeño silencio el azabache habló.

- Guárdame esto hasta que termine con la captura. Cuida también del uniforme... Tal vez sería demasiado temerario por mi parte pasearme por aquí con la chaqueta de Comodoro sobre los hombros. No quiero que el chico se asuste... Aún -sus labios se torcieron en una afilada sonrisa, y ante aquellas palabras la asesina se limitó a asentir- En cuanto concluya el trabajo me pondré en contacto contigo.

Dicho esto, tanto Kuro como Dan tomaron caminos distintos. Había planificado la captura del tal Kenta varios días antes de llegar a la isla. Buscarle a lo largo de los mares podría haber sido una auténtica pérdida de tiempo, así que prefirió decantarse por una opción algo más atrevida. El marine había redactado una breve carta donde, sin dar información alguna, más allá de la localización del lugar y la hora del encuentro, retaba a duelo formalmente al pirata, esperando que la temeridad con la que se le caracterizaba fuera algo más que unos simples rumores. Había derrotado a una capitana, al fin y al cabo, así que quizá colase y todo. Si no... Bueno, le tocaría hacerlo de la forma habitual, por mucho que le desagradase la idea. Y, ya que no había adjuntado ningún dato relevante a sí mismo, el chico se encontraba vestido con ropas bastante comunes y nada llamativas, como si no fuera más que otro pueblerino de la zona. Llevaba sus dos sables envainados a la cintura, eso sí, pero era bastante habitual ver gente armada por todas partes. Lo típico, simple... Defensa personal, pese a que Kuro fuera la clase de gente de la que el resto intentaba defenderse.

- No me lo puedo creer... -susurró de forma inaudible para sí mismo, mezclado entre la gente que deambulaba por el puerto. No necesitó echar un vistazo al cartel de búsqueda y captura, pues tenía una retentiva lo suficientemente eficaz como para recordar un rostro. El muy estúpido había picado el anzuelo... ¿Realmente era tan imbécil?- Esto va a ser más sencillo de lo que creía.

El castaño se encontraba sentado en los muelles, justo al lado de un pequeño bote con remos. ¿Había llegado hasta allí con ese cascarón? Realmente lo suyo era fuerza de voluntad y lo demás tonterías. Por su parte, Kuro se limitó a mezclarse con la gente, observando los productos que se vendían en el puerto, mayormente pescado. Tal vez pudiera comprar algo que cocinar después, y allí los ingredientes eran bastante frescos. No perdió de vista a su objetivo ni por un instante, manteniéndole localizado por el rabillo del ojo. Una placentera sensación recorrió su cuerpo de arriba a abajo en el momento en que utilizó sus poderes para autoinducirse dolor, uno similar al que sentiría si alguien le hiciera un corte profundo. Su cuerpo se estremeció ante esto, y poco a poco comenzó a absorber dicho dolor. Dudaba que fuera siquiera a necesitar emplearlo todo, pero nunca estaba de más asegurarse... Y si necesitaba más, tan solo debía robarle el suyo al pirata.

En ese mismo instante, una pequeña esfera carmesí de apenas un centímetro de diámetro se materializó discretamente cerca de Kuro y, prácticamente en ese momento, se vio cubierta por un tono negruzco y metálico, antes de salir disparada hacia la rodilla izquierda del pirata. Jamás se cansaría de usar aquello, pues era incluso más eficaz que un arma de fuego, pues era algo que no generaba ninguna clase de ruido al no precisar de pólvora alguna para el disparo. El chico sonrió de lado y comenzó a acercarse a su presa, desenvainando a Astartea una vez hubiera visto si la bala de dolor había impactado o no. Independientemente del resultado, se plantaría a una distancia prudencial del castaño y le apuntaría con la espada.

- Kenta D. Taiyo -comenzó, con una mueca demente en su expresión y un exagerado deje burlón en su voz- Debido a tus crímenes de piratería, así como el asalto a un miembro de la Marina yo, Kuro Watanabe, Comodoro de las fuerzas armadas del Gobierno Mundial, me veo en la obligación de capturarte y entregarte... Por las buenas, o por las malas -su mirada se ensombreció en el momento en que pronunció aquella última palabra, y un oscuro deseo se dejó entrever por un segundo en sus ojos- Tú decides.

"Aunque, por favor, resístete", pensó el marine, casi sin parpadear, mientras que la gente que se encontraba por allí tomaba una distancia prudencial de ambos, temiendo la posibilidad de resultar heridos.

Crimson Bullet (1 disparo) [Haki de armadura, Nivel 2]

Técnicas utilizadas:
Para obtener el dolor:
Pain, always by my side:
Un maestro en las artes de la tortura y dolor debe conocer por sí mismo la sensación que le transmite a sus víctimas, y Kuro no iba a ser menos, ¿verdad? A través de esta técnica el azabache es capaz a inducirse dolor a sí mismo, independientemente de que haya absorbido algo anteriormente o no. La cantidad máxima de dolor que puede provocarse es de la mitad de su límite, en función de su nivel, pudiendo absorber después dicha cantidad para emplearla como quiera. Como es lógico, debe ser capaz de soportar la sensación que le produzca, pues no es inmune.
Crimson Bullet:
Kuro se concentra a la hora de controlar el líquido del dolor, generando pequeñas esferas de no más de 1 centímetro de diámetro. Tras un cálculo de la trayectoria y la visualización de su nueva posición, las esferas salen disparadas hacia su objetivo a velocidades subsónicas (las de cualquier disparo común).

NOTA: El dolor que transmitiría el disparo, de llegar a alcanzarte, sería el propio de un disparo en la rodilla, un poco más doloroso a causa del líquido que forma la bala, pero no mucho más.
Invitado
avatar


Invitado

Volver arriba Ir abajo

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Empty Re: Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Mensaje por Zay el Dom 29 Mayo 2016 - 16:01

Mientras permanecía sentado esperando a que mi oponente se dignase a aparecer, eché la vista al frente y pude divisar como una esfera venía en línea recta en dirección hacia mi rodilla. Antes de que me llegase a impactar y posiblemente romperme la rodilla. Con una acrobacia no muy habitual en mi, imbuí mi pie en Haki y di una patada a la esfera. venía con mucha fuerza así que me costó bastante repelerla y eso que la di con todas mis fuerzas. Ahora solo tenía el pie dolorido pero eso me daba exactamente igual pues tenía la técnica idónea para resistir mucho el dolor. Tras repeler la esfera carmesí y tras reincorporarme ya tenía a mi oponente apuntándome con su espada.

- Kenta D. Taiyo, debido a tus crímenes de piratería, así como el asalto a un miembro de la Marina yo, Kuro Watanabe, Comodoro de las fuerzas armadas del Gobierno Mundial, me veo en la obligación de capturarte y entregarte... Por las buenas, o por las malas. Tu decides.

¿Este tío de que iba? ¿Asalto? Si fue ella la que vino a capturarme a mí. parecía que a este tío le habían contado una milonga como un piano de grande. Pero bueno yo para que no sospechara sobre lo que iba a hacer, le conteste y le di a entender como que iría sin resistirme:

- Eh eh! Antes de acusar a nadie infórmate bien. Fue ella la que vino a apresarme sin motivo y yo me sentí amenazado y la ataqué. Pero tranquilo, iré sin resistirme.

Lo llevaba claro este tío si creía que no iba a pelear con el. En ese momento, y con una gran rapidez aparté su espada y le lancé un puñetazo dirigido hacia su rostro imbuido con Haki de Armamento. Ahora mismo solo estaba probandole, para ver como peleaba. La verdadera pelea no había hecho mas que comenzar.

El Engaño del Pirata & Puñetazo al Rostro [AI]
Zay

Mensajes : 845
Fecha de inscripción : 02/04/2014
Edad : 25
Localización : Torrelavega, Cantabria

Hoja de personaje
Nivel:
Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 3qaWnZm21/150Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 9h2PZk8  (21/150)
Experiencia:
Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 3qaWnZm11320/1000000Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 9h2PZk8  (11320/1000000)
Berries: 0

Ver perfil de usuario

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! K7WnRpS

Volver arriba Ir abajo

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Empty Re: Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Mensaje por Invitado el Jue 23 Jun 2016 - 15:42

El marine se quedó mirando a su presa con notable impresión en su rostro. ¿Cómo narices había sido capaz de predecir e incluso responder al disparo? Quizá fuera usuario de mantra y hubiera podido predecir el ataque aunque, pese a ello, su velocidad de reacción había sido sobrehumana. ¿Quién era ese tío? En fin, poco importaba, pues su intención no iba a variar de ninguna manera. Parecía no estar de acuerdo con los motivos de su arresto, y a decir verdad no le importaba en absoluto que tuviera razón o no. Justicia, injusticia... ¿A quién le importaba? Él solo estaba allí para divertirse un poco con su pequeña presa... Y vaya si iba a hacerlo. Si sobrevivía a sus ataques podría entretenerse mucho más una vez le hubiera arrestado. El simple hecho de pensar en ello hacía que el pulso se le acelerara y que el bello de su cuerpo se erizase. Sí, llevaba mucho sin poder disfrutar de algo así, y no iba a desaprovechar la oportunidad.

El chico pareció dar a entender que pensaba rendirse, pero poco le importaba esto al comodoro. ¿Alguien con semejante precio por su cabeza rindiéndose sin siquiera intentar defenderse? Aquello guardaba gato encerrado, y obviamente Kuro no se fiaba de él. Activó su mantra y, como supuso, este le avisó del peligro al momento en que su oponente se disponía a atacar por sorpresa. El azabache sonrió con demencia, satisfecho de que le hubiera dado la oportunidad de hacer correr la sangre. Al parecer trataba de desviar su arma para romperle la guardia y, después, golpearle... Pero había un factor que no tuvo en cuenta, y es que cuando un espadachín está preparado para defenderse, teniendo aún aquella distancia que les separaba y que había tomado a conciencia desde el primer momento, el tiempo era más que de sobra para reaccionar sin complicaciones. Ni siquiera intentaría detener el golpe, pues estaba seguro de que no llegaría a alcanzarle.

- Eso ha sido un gran error... -susurró, mirándole fijamente.

El filo de Astartea se tiñó de un tono oscuro como la noche, rodeado por un denso gas de color negro. Kuro bajó la espada rápidamente, tocando el suelo con su filo. En cuanto hizo contacto la oscuridad abandonó la espada y se extendió alrededor del marine, en un radio de unos cinco metros, el suficiente para abarcarles tanto a él como a Kenta. En apenas un instante cuatro estacas oscuras emergieron de la superficie, cada una dirigida a una extremidad diferente del chico. Pensaba empalarle como a un cerdo, pero de forma que sus heridas no fueran letales de necesidad y, al haberlo hecho mientras él cargaba, no creía que fuera a ser capaz de responder a tiempo. Ni que decir tiene que estas estaban imbuidas en haki de armadura. El comodoro separaría la espada del suelo, dejando la oscuridad extendida bajo sus pies, preparado para reaccionar en caso de contraataque. Le hubiera alcanzado o no habría logrado detener su ofensiva.

Burakkukurï + Yamiji (4 estacas) [Haki de armadura, Nivel: 2]

Técnicas utilizadas:
Burakkukurï:
La hoja del sable de Kuro se ve envuelta en oscuridad (no hay luz en esa zona), rodeándola con una especie de gas denso de color negro. De por sí esto no supone variación alguna (a excepción del detalle de la luz) en las propiedades de su arma, aunque las personas cercanas comenzarían a sentir un ligero malestar, como si presintieran que algo malo estuviese a punto de ocurrir. La fase activa consiste en el aumento del tamaño de la hoja gracias a la oscuridad, formando un filo negro de 2 metros de largo que no altera el peso del arma. La dureza de este filo es equivalente a la del topacio.
Yamiji:
Kuro clava la espada envuelta en oscuridad en el suelo y esta se extiende por él, rodeándole en un radio de cinco metros (no se puede desplazar, para cambiar la ubicación la oscuridad debe volver a la espada y repetir el proceso). A voluntad, el azabache puede hacer surgir de esta estacas de oscuridad (máximo de 3) de la misma dureza que el filo negro y de hasta dos metros de largo. El radio aumenta en 1 metro cada 10 niveles, y el número de estacas aumenta en 1 cada 20.
Invitado
avatar


Invitado

Volver arriba Ir abajo

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Empty Re: Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Mensaje por Zay el Vie 24 Jun 2016 - 15:33

Me rindo
Zay

Mensajes : 845
Fecha de inscripción : 02/04/2014
Edad : 25
Localización : Torrelavega, Cantabria

Hoja de personaje
Nivel:
Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 3qaWnZm21/150Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 9h2PZk8  (21/150)
Experiencia:
Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 3qaWnZm11320/1000000Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! 9h2PZk8  (11320/1000000)
Berries: 0

Ver perfil de usuario

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! K7WnRpS

Volver arriba Ir abajo

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Empty Re: Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Mensaje por Invitado el Vie 15 Jul 2016 - 2:52

El dulce néctar carmesí comenzó a deslizarse de forma lenta por la oscura superficie que se había formado desde el manto de muerte que el azabache había extendido por el puerto. Ni la noche más oscura podía compararse con su falta de luz y, mucho menos, con el temor que inspiraba. Su tono apenas se veía modificado por las gotas carmesíes que recorrían las cuatro afiladas estacas, cuya penumbra oscurecía incluso el vivo rojo que manaba de las extremidades del pirata. ¿Y ese era el hombre que tanto terror había sembrado? ¿Realmente su cabeza merecía aquel precio? Parecía ser poco más que simples habladurías y temores infundidos por el desconocimiento o, tal vez, la incompetencia de aquellos que trataron de darle caza antes que él. El Legado de la Muerte, El Cazador Carmesí, El Infame Pirata del Mar del Sur, ¿dónde se encontraba el motivo de tales títulos? Quizá atravesados en ese mismo instante por la propia maldad del marine.

- Vaya... ¿Y eso es todo? -preguntó con sorna mientras dibujaba una inquietante sonrisa en su rostro, observando el resultado de su tan poco trabajada defensa. Tras semejante demostración de agilidad y reflejos en un primer momento, ese en el cual logró desviar su proyectil, no se habría imaginado ni por un instante que una estrategia tan simple fuera a tener tanto éxito- Pues qué decepción.

El cuerpo del criminal temblaba ligeramente, quizá a causa del dolor o bien por los nervios que pudiera haberle atravesado, quién sabe. Fuera cual fuera el motivo el resultado de aquel encuentro estaba decidido: él ganaba y su presa disfrutaba de sus últimos momentos de vida. ¿Cómo sería afrontar la muerte frente a alguien como él? En su lugar se sentiría satisfecho, incluso complacido por poder saborear semejante cantidad de dolor antes de morir... Sí, definitivamente debía de ser una sensación muy placentera la que estuviera recorriendo al piratucho, ahí, empalado, sin nada que hacer más que, tal vez, suplicar por su vida. Pero oh, parecía no querer hacerlo. ¿No temía a la muerte? ¿Un orgullo demasiado grande como para hacerlo? Kuro chasqueó la lengua al tiempo que echaba un rápido vistazo a su alrededor. Los presentes les miraban entre impactados y aterrados ante el despliegue de las habilidades del comodoro, y eso que apenas había empezado a jugar.

- Una verdadera lástima que este público no sea el adecuado -susurró, más para sí mismo que para el propio Kenta, quien no se encontraba demasiado alejado de él- Me habría asegurado de comprobar hasta dónde llega ese orgullo tuyo y, una vez logrado eso, te aseguro que no habría cesado en jugar contigo hasta que no quedara nada de ti en tu interior -hizo una leve pausa y le miró fijamente, con aquellos ojos apagados- Bueno, quizá tampoco por fuera.

Tuvo que esforzarse por contener una carcajada, lo que le hizo mostrar una extraña mueca aún sin dejar de mirarle. Sí, sin duda le molestaba no poder jugar con el cuerpo de ese desgraciado, de cobrarse su tan ansiada recompensa por un trabajo que, pese a haber sido bastante sencillo, estaba bien hecho. Suspiró y tomó su den den mushi del interior de la cazadora, poniéndose en contacto inmediatamente con su compañera.

- Dan, puedes venir ya.

Y colgó, sin esperar respuesta alguna, pues bien sabía que no recibiría ninguna. Ella nunca se había caracterizado por hablar más de lo necesario, y en parte era una cualidad que le agradaba bastante. Guardó el pequeño utensilio y observó el filo de Astartea durante unos segundos, en silencio, sin apenas mover un solo músculo. Sin más, desenvainó su otro sable y lo cruzó con el primero en forma de equis, separándolos de forma fugaz, tiñendo así el suelo con algo más de sangre al tiempo que la cabeza del derrotado pirata caía sobre este, rodando por este una pequeña distancia y acabando a los pies de Kuro. Lanzó dos rápidos tajos al aire para limpiar la sangre de sus armas y las envainó, deshaciendo la oscuridad y, con ella, las estacas, haciendo caer el cuerpo decapitado a su vez. Se escuchó algún grito de espanto entre los pueblerinos, aquellos pulgosos y débiles de estómago que no eran capaces de apreciar la belleza que había en su ejecución. Ignorantes. Dan no tardó mucho en aparecer con su chaqueta, y una vez esta volvió a reposar sobre los hombros del comodoro este tomó por los pelos la cabeza de Kenta.

- Volvemos. Ya no queda nada por hacer aquí.
Invitado
avatar


Invitado

Volver arriba Ir abajo

Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro! Empty Re: Tus actos tienen consecuencias... ¡Kenta vs Kuro!

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.