¡10 años en activo! Hace ya 10 años que esta comunidad, todavía más antigua, encontró su lugar en OPD. Los tiempos han cambiado y los usuarios más antiguos han dado paso a las nuevas generaciones que hoy rolean, pero siempre con el mismo espíritu que nos vio nacer: Construir juntos la historia más grande jamás contada. Da igual si acabas de llegar o llevas una vida; si te quedas o te vas: Gracias por hacer de este foro un lugar mejor.
27/02La actualización ha terminado con éxito casi completo. Quedan cosas por pulir, pero en breves se solventarán.
27/02Hemos tenido un pequeño problema con las afiliaciones al cambiar de skin. Rogamos comprensión y un poco de paciencia.
27/02La lotería ha terminado. Ya no se pueden intercambiar más premios por este evento; gracias a todos por participar.
Búsquedas
Últimos Temas
El Juicio final


Ir abajo
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Miér 11 Mayo 2022 - 13:16}

No sabía bien bien como, pero logré dar esquinazo a la muerte personificada, conseguí separar a Regaliz de él y me enfrasqué en el primer barco que pude llegar un error que pagué, además mucho pues al acercarnos a la isla ya pude notar que la temperatura empezaba a caer, Regaliz, animal de sangre fría, notó el cambio y se acurrucó más en mi cuerpo, por mi parte, conseguí un poco de ropa de abrigo la cual me puse encima, tapando también al rey marino, una chaqueta y una especie de poncho, como una capa entera o mejor dicho completa, que me ayudó a ocultar tanto mi espada como a mi compañero, claramente el final de la funda de la espada se marcaba en dicha capa pero era lo de menos, también llevaba gorro con orejeras, calentando mi cabeza el cual oculté con la capucha del poncho.

Al llegar a puerto me sorprendí, era una ciudad bastante rara, no estaba acostumbrado a ver tantas luces, tantos edificios altos y raros, en el barco, los tripulantes me habían dicho cosas que no podía llegar a entender, ¿Suelo caliente? ¿Tecnología punta? cosas muy raras para un pueblerino como yo, pero eso solo hacía que mis ansias de aventura fueran increchendo. Cuando pude bajé de la cubierta a puerto hice lo de siempre en una isla nueva, preguntar por los tres barcos que iba buscando o compañías que estaban relacionadas, por suerte para mi, había un barco interesante en el puerto "Estrella negra" esclavistas y traficantes de animales exóticos, era un barco pequeño y lleno de personas insignificantes, en el Albatros había gente con recompensas importantes, en este, simplemente habían idiotas mercaderes jugando a ser alguien, pero aún así tenían un nombre importante en la isla.

Antes de actuar contra dicho barco, necesitaba entrar en calor por lo que entré en la primera taberna de puerto, bastante extraña, unas puertas grandes de cristal que se abrían solas, unos techos altos, el edificio en sí ya era enorme y parecía muy limpio (Típico rascacielos de oficinas del centro de E.E.U.U. pero un nivel más bajo). Me senté y pedí en cuanto llegó el camarero, un tipo trajeado de hojalata... ¡¡Un puñetero robot!! -Ho.. Hola... Un menú... Para alguien que no se esperaba estas temperaturas heladoras- El robot me miró y contestó -Un chocolate caliente y unos churros recién salidos de la freidora- Y el tipo se fue, pensé que su voz no sería tan real pero hablaba mejor que yo... Poco tardaron en servirme dos menus, uno para mí y otro para mi compañero serpentino y nos dispusimos a comer
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Miér 11 Mayo 2022 - 18:01}

Lo tenía claro: en cuanto encontrase de nuevo a la orca la iba a matar. Bueno, tal vez no, pero al menos la dejaría para el arrastre. Lo que me había hecho no se podía perdonar con facilidad.

En la isla anterior, Blude o como se llame, no había logrado nada de nada. Ni enfrentarme a Max Power, ni encontrar una tripulación decente ni obtener un barco insignia. Nada. Como comprenderéis mi frustración era descomunal, aunque logré desquitarme aporreando a unos matones de Max Power. Y también hubiera acabado con él de no ser porque huyó cobardemente de mí. Si no, ¿qué otro motivo iba a tener para desaparecer justo cuando lo estoy buscando? Sería alguien importante en la isla pirata, pero era un cobarde. Un asqueroso y vil cobarde que no se iba a escapar de mi furia.

En fin, que volví a secuestrar a unos pescadores para ir hasta la siguiente isla. No era el mejor medio de transporte, ni mucho menos, pero mi opción principal se había fugado. Había conseguido unos arneses y un bozal para colocárselos a la orca y que está tirase de una barca hasta la siguiente isla, pero cuando traté de dar con él había desaparecido. El muy cabrón se había ido a otra isla sin esperar por mí, su capitán. Me dejó tirado y sin transporte, y eso no se lo iba a perdonar.

Al final acabé llegando a Karakuri, y ahí ya que mi paciencia se acabó. No me había ido de una isla invernal para llegar a otra ¡maldita isla invernal! No tenía ningún problema con la nieve, pero cuando uno va ligero de ropa por ahí y solo puede cubrir su espalda de fuego, prefiere atracar en islas de climas más agradables.

—Vaya mierda de sitio —dije nada más posar mis pies sobre el puerto.

Parecía un lugar tranquilo y aburrido, nada que ver con la isla anterior. Los transeúntes caminaban tranquilamente por una avenida en el puerto mientras extraños aparatos metálicos tan grandes como bisontes se encargaban de retirar la nieve de los caminos. No habían gritos, ni borrachos por la calle. No había piratas a la vista, ni tampoco sitios que despertasen mi interés. ¿Donde estaban las tabernas y los mendigos? ¿No tenían callejones plagados de criminales? ¿Por qué no había peleas a muerte allá donde mirase? No lo podía comprender. «Asco de sitio» pensé.

Comencé a dar un paseo por la avenida marítima, buscando algo que pudiera entretenerme. En el puerto comercial apenas había barcos, cosa que me extrañó, aunque encontré uno que llamó mi atención, la Estrella Negra. Parecía un barco diseñado para travesías largas, y era de buen tamaño. Quizás, sin tenía una buena tripulación, podía echarle el guante y apropiármelo. Después de todo, yo le daría un mejor uso que el que le estuvieran dando en aquel momento, fuera cual fuese.

Me llevé el kanabo al hombro y eché a andar con ímpetu hacia el barco, dispuesto a quedármelo.


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Miér 11 Mayo 2022 - 20:50}

Con la barriga llena tanto la de mi compañero como la mía, me quedé tomando un té para hacer el reposo unos cuantos minutos, una media hora más o menos, me embobaba mirando cualquier cosa que fuese más tecnológico de lo que yo conocía, hasta en el baño, el dispensador automático me dejó el cerebro todo violado. Salí del restaurante contento, calentito y con la panza llena para investigar un poco, ya estaba ahí, que más da el por qué estaba ahí, pero la "Estrella Negra" no se me iba a escapar. Caminé por el puerto, pregunté a todo el mundo que veía simpático, la verdad que nada que ver con la isla anterior donde casi muero a lo tonto nuevamente por culpa del pelirrojo más peligroso del mundo, aquí la gente era simpática, agradable y dispuesta ha ayudar a un curioso como yo. No taré en ver a lo lejos a mi objetivo pero ojo, la cosa no iba a ser tan rápida, me senté sobre unas cajas antes del barco, no habían muchos navíos en puerto por lo que podía coger distancia y me puse a contar, me habían dicho que había anclado hace poco por lo que estos, no se me escaparían tan fácilmente. Sentado tranquilo observé por encima la tripulación, unos cuantos salieron, entendí que a descansar, beber o preparar la subasta, otros se quedaron en el barco, salieron unos quince, quedaban mínimo la misma cantidad dentro del barco, ¿Debía seguir a los que se adentraban en la ciudad? ¿Debía atacar el barco y esperar que llegasen? La cosa era complicada, que decisión sería la mejor ¿Cazarlos por separado? ¿Liberar a los que estén enjaulados? La verdad que siempre iba a por todos uno a uno, cazando tranquilamente sin mucho riesgo, cogiendo información y luego se me escapaba el premio gordo, quizás aquí lo probaría al revés, esperaba que no me saliera el tiro por la culata...

Cuando decidí ir y entrar en el barco algo me sorprendió ¡Este tipo es enorme! Un gran hombre se dirigía hacia el barco, quizás no tenía nada que ver, pero si esa monstruosidad estaba con ellos, quizás eran más peligrosos de lo que parecían, esperare unos minutos más para ver si pasa de largo o habla con ellos, no había escuchado nada de que tuvieran a un semi-gigante en sus filas, creo recordar que eran los del "Rompehielos" quizás mezcle información. Moví mis manos para acariciar a Regaliz, quien no le gustaba el agua fría, pero si entraba ahí con ese hombre, quizás fuese lo mejor, no iba ha arriesgar la integridad de mi compañero de viaje
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Jue 12 Mayo 2022 - 0:49}

Avanzaba hacia el barco sin saber lo que me podía encontrar. Lo más seguro es que se tratase de una panda de esmirriados con poco músculo y menos seso. Pero si por un casual encontraba gente capaz... Al menos necesitaba unos cuántos súbditos para manejar el barco. Más me valía controlar mis fuerzas al derrotarlos o no podrían realizar sus labores.

Al acercarme, me di cuenta de que el barco no era tan grande como me pareció en un principio. Si, comparada a las diminutas barcazas de los pescadores, era enorme, pero no creía que ahí dentro pudieran navegar más de nueve o diez seres como yo con comodidad. Sin embargo, el espacio era más que suficiente, y a falta de más barcos cercanos, me pareció una buena opción.

—¡Eh, vosotros! —grité para que me escucharan desde la cubierta. Di un salto, extendí las alas y las batí ligeramente hasta posarme sobre la cubierta del navío—. Rendid las armas y entregadme este barco —ordené, amenazante, señalándolos con mi kanabo—. Las vidas de aquellos que se rindan serán perdonadas, pero los que se atrevan a enfrentarse a mí... ¡Morirán!

Con eso bastó para se cagaran encima y se echasen a llorar llamando a sus madres. Vale, quizás no lo hicieron, pero comparado con cuando aparecían aquellos valientes dispuestos a plantarle cara, parecía que lo habían hecho.

—¿Pero qué cojones eres tú? —preguntó uno de ellos, el más estúpido al parecer—. Diablos, ¿de dónde ha salido semejante bicho? —preguntó a sus compañeros.

Moví mi arma raudo, y aplasté su cabeza sin contemplaciones. Donde una vez había tenido un rostro ahora solo quedaba un amasijo de carne, sangre y hueso. «Y eso que me iba a controlar» pensé, observando al cadáver enfrente mío. Enseguida el resto de sus compañeros, quienes antes estaban dudando sobre qué hacer, tiraron sus armas.

—Bien, muy bien —dije, sonriendo—. Eso está muy bien.

De fondo comencé a escuchar un ruido extraño que provenía del interior del barco. ¿A qué le sonaba? ¿Ruidos metálicos? ¿Y sonidos animales? Aquello acababa de volverse extraño. Nunca podía abordar un barco sin encontrar nada extraño en él, ¿verdad?

—Pero vamos a ver —comencé a decir, dejando entrever un leve atisbo de mi ira, que no era poca. La verdad es que tuve que hacer un gran esfuerzo para no sacarla a relucir por completo y matar del susto a esa escoria que iba a secuestrar. Al menos parecían más valiente que los pescadores, o eso me parecía. Aún tenía que comprobarlo—. ¿Por qué cojones tenéis animales enjaulados aquí dentro? Ya los podéis estar liberando y devolviéndolos a tierra; no quiero bichos extra que alimentar y que se caguen en mi barco. Ya tengo demasiado con vosotros.

Sí, lo mejor que podía hacer era librarme de esos animales, no serían más que una molestia, aunque a lo mejor podía quedarme uno o dos para cocinarlos esa noche.


Última edición por Prometheus D. Katyon el Vie 13 Mayo 2022 - 10:28, editado 1 vez


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Jue 12 Mayo 2022 - 12:44}

-Uff... Menos mal... Pensé que para una vez que me adelanto a la situación me iba a salir rana la cosa...- La frase se escuchó detrás de Katyon pronunciada por una voz más bien suave y... "Dulce" claro, era Momojiro el civil cazador que con grandes habilidades había conseguido colocarse en el mascarón de proa, quien se encontraba de pie y con la mano derecha sobre el mango de su arma posada en la cadera izquierda...

Minutos antes...

¿Quien diablos sería ese? Llamó la atención de forma autoritaria a los del barco, claramente era un compañero suyo pero.. ¡Ostías! ¡¡Que vuela!! ¿Usuario? Esto se estaba complicando, en un segundo esa cosa entró en cubierta y abatió al primero de forma brutal, rápidamente salí disparado pero no perdí atención, de forma sigilosa y de un salto me coloqué a su espalda, sobre el mascarón de proa donde pude escuchar la conversación, -Uff... Menos mal... Pensé que para una vez que me adelanto a la situación me iba a salir rana la cosa...- Me relajé un poco pero no os equivoquéis, aún pensaba que todos los presentes querían matarme -La verdad que iba a liberar a los animales, quizás habría provocado más daños que un simple muerto...- No me gustaba la idea de que las vidas se perdieran, pero lo hecho hecho está y yo no era quien para decir a ese hombre lo que tenía que hacer... -Dígame señor, ¿Que piensa hacer con el barco? La verdad que liberando a los animales me quedo tranquilo pero me gustaría asegurarme que estos no vuelven a traficar con ellos...- Comenté dando por sentado que él no era de la tripulación, habría oído hablar de alguien así, agresivo, gigante, ¡CON ALAS! Pero no lo escuché, luego, la forma de tratarles y el comentario, no sabía a que se dedica el barco, claramente no es uno de ellos, parecía que sin quererlo me había enfrascado en el problema de otro pero ya era tarde, ya estaba ahí... También cabía la posibilidad de haber salido tal y como había entrado pero me tenía que asegurar que esos animales iban a estar seguros, si echaba al agua ahora mismo a un pez colorido del mar del sur, cotizado por sus colores vivos y brillantes, moriría congelado en segundos, por lo que supervisar la liberación me parecía buena idea...

-Disculpa, me llamo Momojiro y soy un curioso que se preocupa por la vida animal...- Me presenté ante tal ser que no sabía si describir como "hombre" pero uno de los presentes interrumpió -¡Es la pesadilla!- otro dijo -¡La sombra, la sombra a llegado!- Parecía que me conocían, pero son muy mal educados -¡No interrumpáis a los mayores!- Claramente de los presentes al que no tenía que quitar ojo era al murciélago enorme, era agresivo, claramente grande por lo que fuerte y me preocupaba bastante, pero con suerte, al no tener lazos con el Estrella y el Albatros quizás podía tener la fiesta en paz
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Jue 12 Mayo 2022 - 18:52}

Hay quién opina que tengo un sentido de la propiedad equivocado. Que por subirme a un barco y decir que era mío, pues esto no lo volvía de mi propiedad. Pero cuando subí a la «Estrella Oscura» y declaré mis intenciones de quedarme con el navío, nadie se atrevió a decir que no me pertenecía. Así que, para dejar constancia, cuando digo que algo es mío, es mío. Y punto. Volviendo al tema principal, parecía que ya lo tenía todo listo, ¡y en cuestión de minutos! Si es que soy la ostia de eficiente, no como cierto monstruo marino que yo me sé.

—Uff... Menos mal... Pensé que para una vez que me adelanto a la situación me iba a salir rana la cosa... —escuché detrás mío.

Me giré, buscando el origen de esa voz tan tranquila y amistosa que me provocaba hasta náuseas. Normalmente los que hablan con una voz suave y tierna suelen tener propósitos ocultos, y eso no me gusta. Al parecer, y porque no había nadie más en el barco salvo mi recién adquirida tripulación de ineptos —Ya les daría caña para volverlos piratas de verdad y que no la palmen de un golpe, como el gracioso al que acababa de matar—, la voz pertenecía a un niño de no más de quince años que se alzaba sobre el mascarón de proa. ¿Estaba en el barco desde antes o había subido detrás mío? No lo sabía, y eso tampoco me gustaba.

—¿Cómo? ¿A ti qué coño te importa lo que vaya a hacer con el barco? Ahora es mío.

El niño parecía más preocupado por los animales, que por el barco, lo que demostraba que no era ninguna amenaza, al menos de momento.

—¿Quieres a los animales? Pues son todo tuyos —dije, intentando poner un tono neutro aunque sin evitar que apareciera en mi expresión mi característica sonrisa cruel—. Por el precio adecuado.

No me malinterpretéis, no suelo hacer negocios ni ser avaricioso, normalmente me conformo con sembrar el miedo allá por dónde voy. Sin embargo, si iba a tener una tripulación, debía hacer frente a los gastos, y no siempre podía tirar de robar. O sí. Pero quería sacarle los cuartos a ese mentecato.

Enseguida mi nueva tripulación se encogió de miedo, llamando al niño «sombra» y «pesadilla». ¿Por qué diantres le llamaban de esa forma? No era más que un niño entrometido. Menuda panda de piratas me había agenciado; más me valía ponerlos en vereda o buscarme otra tripulación. Quizás varias cicatrices y un par de patas de palo les diera el coraje que les faltaba. En cuantro me reencontrase con la orca le ordenaría que les arrancara un par de miembros.


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Jue 12 Mayo 2022 - 21:01}

Mi sonrisa cambió, ¿Había dicho por el precio adecuado? Era otro ser avaricioso que pensaba más en su cartera que en las vidas que tenía bajo su cuidado, una lastima, creí que por una vez podría liberar a los animales sin problema alguno pero parecía que este no era el día. Chisté molesto, por que todos eran iguales... Menos mal que su orgullo les impedía denunciarme si no, el que estaría entre rejas soy yo... -Hagamos una cosa, este niño, osea yo, no puede pagar por sus vidas, quizás te sirva lo siguiente, si los liberas prometo irme tranquilo sin ser un grano en el culo de nadie, como tus recién nombrados tripulantes te dirán, soy un poco molesto y quizás os costaría salir de puerto sin... Una pregunta ¿Y si hacemos un cambio? Te ofrezco quince tripulantes más si liberas a todos los seres vivos encadenados, te dan igual sus vidas, pero treinta manos más irían muy bien para mover el barco sin problemas- Sí, no me gustaba traficar con vidas pero era mejor eso que los animales, pensé en los quince tripulantes que se adentraron ciudad a dentro, si esos volvían, el gigantón tendría más mano de obra barata... Ahora, ¿Que decidiría? No quería pelear con él, sabía volar y eso era un fastidio...

Ante la posible negación del semi-humano, decidí prepararme y observar cuidadosamente el barco en sí, como podría moverme, que podría usar para evitar entorpecer mi movimiento en el combate, a donde podía huir y cuanta gente era, aún que el numero no importaba, seguro que los que se asustaron al verme no valían ni como carne de cañón... También tenía que tener cuidado, mi poder se veía afectado en estos ambientes, era menos maleable, no podía manipularlo con soltura pero también lo hacía más fuerte y resistente de lo normal, tenía que agregar esos cambios en mi estrategia... Y claramente tenía que cuidar de Regaliz que estaba en mi cuerpo y no podía tocar las heladas aguas del mar, por lo que mi guardia logía sería algo ha evitar pues yo no sufriría daños pero Regaliz se llevaría el golpe entero... -Yo no quiero estar aquí, prefiero estar caliente que viéndole la cara a tus tripulantes y tú no quieres soportar a un niño caprichoso como yo, ¿Hay trato? Si dices que sí, libero a los bichos que tengas, cosa que dejaría tú barco limpio como una patena y en minutos tendrías a quince personas más para formar la mayor tripulación que el mundo haya visto...- Típico sueño de conquistador, me daba igual lo que hiciera como pirata, eso ya era asunto de la marina o del gobierno y no mío...

Por otra parte no podía evitar pensar que animales tenía el "Estrella" por lo que me comentaban eran especímenes concretos y de alto valor, no los iba a tener para mí, pero siempre me fascina ver la cantidad de animales raros que hay por todo el mundo
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Vie 13 Mayo 2022 - 20:39}

Aquel niño comenzaba a cansarme. El único motivo por el que aún no le había atacado era porque no quería dañar mi nuevo barco. Al menos no tan pronto. Joder, ¿a quién se le ocurría negociar sin tener dinero? Eso era como comer sin tener hambre; no tenía sentido.

—Mira, niño... —comencé a decir—. Si quieres a estos animales tendrás que esforzarte más. ¿Como piensas conseguir a quince bravos bucaneros si no tienes ni una miserable moneda?

Aquello no le convencía. ¿De verdad sería capaz de obtener el doble de tripulación? Sería más caro mantenerlos, sin duda, pero eso solo implicaba aumentar los saqueos, y tampoco es como si me desagradase la idea. Y un grupo grande inspiraba más temor que uno no tan grande. Aunque no me fiaba ni un pelo, valía la pena dejarle probarse.

Uno de los hombres de mi nueva tripulación empezó a caminar lentamente, sin hacer ruido, hasta la borda. Quizás solo quería observar el fondo marino, pero para mí que tenía la intención de saltar e irse nadando a cualquier otro sitio.

—Tú te quedas aquí —dije al sujetarlo por el cuello de la camisa y levantarlo en peso—. Te recuerdo que abandonar este barco es traición, y la traición se paga con sangre.

Lo lancé contra el mastil como si se tratara de un objeto sin importancia. Su espalda golpeó contra la gran columna de madera y cayó al suelo, inconsciente. Aquello me enfurruñó.

—Joder, vaya mierda de piratas estáis hechos. ¡No soportáis ni una sola ostia!

El resto de compañeros se quedaron estáticos, incapaces de moverse. A juzgar por el olor, creía que alguno se lo había hecho encima.

—Bien, mocoso —decidí entonces—. Consígueme esos quince nuevos lacayos y te perdonaré la vida, y la de estos animales. Y más vale que te des prisa. Por cada hora que pase, me comeré a uno de estos bichos.

Ver lo debil que era la tripulación me hizo replantearme cosas. Eran herramientas necesarias, porque hacían faltas muchas manos para llevar un barco como aquel, pero también necesitaba sustitutos. Parecían demasiado frágiles.

—Ah, y más vale que esos piratas sean de mi agrado —exigí—. Piratas rudos, valientes y, sobre todo, fuertes. No quiero que se rompan de una ostia.

Aquellas eran mis condiciones, y eran irrevocables. Además, me estaba dando hambre, así que como no se diera prisa podía despedirse de sus animales.


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Sáb 14 Mayo 2022 - 0:51}

La demostración de fuerza y de tener muy poca alma era algo molesto, aún que fueran traficantes, eran personas y no se merecían eso. El hombre/gigante mostró sus cartas, quería soldados fuertes, pedía demasiado -Si esperas tendrás quince personas más de las que tienes ahora, ¿Como son? No he vivido con ellos, no he peleado con ellos, eso tendrás que saberlo tú, pero yo no te exijo que los animales sepan defenderse en este entorno, simplemente los quiero, yo no te exijo nada y tú igual, ¿Hay trato?- Sin dejar que respondiera, intenté, disimuladamente que el trato se diera por aceptado -Si te vas ahora perderás esos tripulantes, solo tendrás animales en los huesos que no sirven ni para caldo, muchos de ellos venenosos al ser "exóticos" que son los que más se pagan, pero dudo que sobrevivan una travesía más. Bien, tus hombres llegarán en breves, han salido de este mismo barco, solo tienes que esperar supongo que una o como mucho dos horas a que vayan llegando, te aconsejo que tus demostraciones de poder sean más... Duraderas, acabar cada vez que venga alguien con uno solo te servirá para perder mano de obra, ata uno al mástil boca abajo, en cuanto vean eso demuestra fuerza y si los compañeros no lo desatan, demuestras liderazgo, castigo y nada de piedad... Me parece mejor que ir matando a diestro y siniestro- Sí, el que quede en el mástil se acordará de mi, pero por lo menos seguirá vivo...

Salté a la cubierta del barco, miré "inocentemente" a todos lados -¿Podrías decirle a tus secuaces que vayan soltando a los bichos? Si los liberamos a tiempo esperaré contigo a los quince que faltan para que veas que no hago trampas...- Una vez liberados decidiría si irme o enfrentarme a él, era un hombre peligroso y no dudaba en demostrarlo -Por cierto, me llamo Momojiro, se que no te importa pero nunca está de más presentarse ¿Y tú eres? Saber el nombre de alguien como tú puede ser un punto a favor, si quieres puedo contar la historia de como un solo hombre se hizo con la tripulación entera del famoso navío "Estrella Negra" los rumores aumentan la reputación- O te busca enemigos, como los socios de estos idiotas...

El frío calaba hondo en mis huesos, si no fuera por Regaliz que daba bastante calorcito del frío mis dientes harían el suficiente ruido como para no poder tener una conversación fluida con el animal este...
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Dom 15 Mayo 2022 - 13:20}

La negociación estaba acabando con mi paciencia. ¿Quién se había creído que era ese mocoso para imponerme condiciones a mí? ¡¿A mí?! Sin duda estaba buscando que usase su cabeza como pelota de béisbol. Además, ¿dónde diantres se suponía que había aprendido a negociar? Había admitido que ni siquiera estaba en posesión de esos hombres, sino que iba a llegar por su cuenta al barco; solo necesitaba esperar. Si es que decía la verdad.

—No —bramé rotundamente. Quizás me creyera tonto y alelado. Quizás pensara que podía engañarme. Lo cierto es que no tenía manera de saber si decía la verdad, salvo esperando, y aquello no me hacía mucha gracia—. De aquí no se mueve ningún bicho hasta que yo tenga mi tripulación al completo.

Di unos pocos pasos hasta el muchacho y agaché la cabeza. De pronto, me convertí en todo un ejemplo de cómo mirar a los demás por encima del hombro. Mi cara mostraba una expresión seria, a punto de enfurecerse.

—Esperarás aquí, quietecito, y lo harás poniendo una gran sonrisa. ¿Y sabes por qué? Porque yo tengo en mi poder algo que tú quieres —Miré a dos de mis nuevos tripulantes—. Eh, vosotros. Coged algo de soga y atad a este niñato al mástil. Bocabajo.

Mi expresión se tornó nuevamente en una sonrisa cruel y burlona. Me agaché para acercar el rostro hasta el joven y le dije:

—Puedes resistirte. Es más, me encantaría que lo hicieras. Pero si te atreves a hacerlo, los animales lo pagarán por ti. Vamos a ver cuán valeroso defensor de los derechos animales estás hecho. Si intentas escapar, los mato. Si me haces frente, los mato. Si resulta que me has mentido respecto a los quince hombres, te mato. Creo que el mensaje queda claro.

Para añadir dramatismo a la situación volví a avivar las llamas de mi espalda. De esa forma, el miedo y el terror inundarían profundamente a aquel chico que no sabía en dónde se había metido.

Al poco rato aparecieron los dos hombres con varios metros de soga, suficiente para atarlo y dejarlo inmovilizado.

—Ahora puedes decidir qué hacer, pero recuerda las consecuencias —advirtió al joven—. Y ya que lo has preguntado, te lo diré. Yo soy Prometheus D. Katyon, ¡el próximo Rey de los Piratas!

Siempre me gustaba decir mi nombre. Y necesitaba darme a conocer. No me importaba deshacerme del mocoso, no supondría mucho esfuerzo, pero quizás matar a todos sus animales enfrente suyo y que recordase mi nombre, no me vendría mal. Eso si me engañaba. Siempre he sido un hombre de palabra y siempre cumplo con mis promesas.


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Dom 15 Mayo 2022 - 15:52}

"No. De aquí no se mueve ningún bicho hasta que yo tenga mi tripulación al completo." Sin darse cuenta ya tenía el contrato firmado, ya había dado por hecho que iba a llegar el resto de la tripulación, pero por su carácter sabía que luego podría cambiar de idea, apelaría a la palabra de un "hombre" o lo que fuese. Luego me viene con atarme en el mástil boca abajo... ¿En serio iba a usar mi idea contra mi? Que pocos recursos pero me parecía bien, todo para que los animales no sufrieran.

"Puedes resistirte. Es más, me encantaría que lo hicieras. Pero si te atreves a hacerlo, los animales lo pagarán por ti. Vamos a ver cuán valeroso defensor de los derechos animales estás hecho. Si intentas escapar, los mato. Si me haces frente, los mato. Si resulta que me has mentido respecto a los quince hombres, te mato. Creo que el mensaje queda claro" -Sí, sí, lo he pillado, si no te hago caso, me matas... Espero que tengas la misma palabra cuando te llegue el resto de destartalados de esta tripulación- Claramente el riesgo que tenía haciendo tratos con este hombre era muy alto, pero confiaba en mis habilidades para suponer un gran problema. Caminé hacia el mástil con una sonrisa y una parsimonia que pondrían nerviosos a muchos, me quité mi espada y se la dejé en las manos a otro de sus tripulantes -Como le pase algo, el que te matará seré yo- Dije "amistosamente" con una felicidad radiante, no había matado a nadie ni tenía pensado hacerlo, simplemente le dejaría para el arrastre...

Mientras sus tripulantes me ataban boca abajo pasando la cuerda por los pies, cintura y pecho, conseguí convirtiendo mi cuerpo por debajo de la ropa en chocolate, dejar el hueco exacto para que Regaliz se colocara y pasara desapercibida, mostrar a Regaliz podría ser una baza en mi contra si no sale en el momento exacto. -Prometheus D. Katyon, me aseguraré de recordar tú nombre como futuro rey de los piratas- Había escuchado que hay gente con metas altas, pero lo de este hombre era increíble, con el poco cuidado que tiene seguramente sería el rey del cementerio, matando a diestro y siniestro sin cuidar a su tripulación... Por lo que tenía entendido todo pirata que se precie tiene en gran estima su tripulación y este... Bueno a lo visto me remito...

Observé a sus súbditos en esa posición, la gravedad hacía de las suyas y dejaba caer mi larga coleta. No me quedé ahí tan tranquilo, ya tenía la forma de salir de ahí pero tenía paciencia por lo que no me molestaba... Todavía... No tuve más que esperar un cuarto de hora, la sangre empezaba a ejercer presión en la cabeza pero aún podía aguantar... En quince minutos llegaron cuatro, los cuales se quedaron un poco fuera de sitio al ver nada más pisar cubierta, un compañero sin cara, otro boca abajo en el palo mayor y al alado tirano... -Ves, te lo dije, faltan mínimo once... ¿Podrías soltar algún ave o algo? así hacemos intercambio equivalente...- Sus compañeros mostraban cara de pocos amigos a los cuatro nuevos en el barco quienes claramente... -¿Que puñetas está pasando?- Preguntó el más bocazas.. -Yo que tú no preguntaría...- Contesté...
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Dom 15 Mayo 2022 - 18:00}

La reacción del joven me decepcionó, no lo negaré. Con lo arrogante que estaba siendo me esperaba un poco más de resistencia. No sé, quizás hasta aguantara un par de golpes más que los mequetrefes de mi tripulación, y ver su rostro al matar a los animales enfrente suyo hubiera sido divertido. Sin embargo, accedió sin rechistar, casi hasta contento. Aquello me provocaba náuseas.

—Tu espada estará a buen recaudo —le avisé al proferir la amenaza—, no tanto como tú como si me engañas. O si vuelves a amenazar de muerte.

Lo dejé ahí colgado, mientras buscaba la forma de matar el tiempo. Esperar nunca se me había dado especialmente, mi paciencia siempre ha sido más bien limitada, así que busqué la forma de entretenerme. Primero volé hasta lo alto del mástil y arranqué la bandera que tenía; no quería que al navegar me confundieran con otro grupo. Después volví a la cubierta, donde ordené que pusieran el barco a punto. Mi nueva tripulación parecía haberse hecho a la idea de que tenían un nuevo capitán, y tampoco era un mal trato. Al fin y al cabo les iba a proporcionar comida, un techo bajo el que dormir y protección, y a cambio solo tenían que hacer todo lo que yo les dijera. Un trato redondo.

Al poco rato aparecieron el resto de hombres, o al menos una parte. ¿No se suponía que era un grupo de quince? Alcé los dedos de mi mano, y miré a los hombres que habían aparecido. Uno, dos, tres... ¿Cuatro? Sí, eran cuatro. Y eso no eran quince. Quince eran muchos más. Miré con inquina al mocoso atado al mástil.

—De aquí no sale ni una garrapata hasta que aparezcan todos.

Me volví hacia el listillo que se preguntó qué estaba pasando. ¿Acaso no era obvio? No sé vosotros, pero si yo me encontrara a un gigantón alado y en llamas con una maza en la mano y un niño atado al mástil, me haría una idea bastante clara. Qué idiota. Tendría que explicárselos.

—¿Que qué está pasando? Que ahora este barco es mío, junto a toda su tripulación —el preguntón me miró extrañado, sin tener claro si se trataba de una locura o de hablaba totalmente en serio—. Misma oferta que a vuestros compañeros: quién se rinda y se una a mí, vive, quién no lo haga, muere.

Sus antiguos compañeros asintieron con la cabeza, dando a entender que no se trataba de una broma. No hace falta decir que el pequeño grupo se rindió de inmediato.

—Muy bien, así me gusta.

—Ay como se entere el jefe... —dijo uno de ellos.

—¿El jefe? —pregunté. Enarbolé el kanabo y lo situé justo al lado de su cabeza, realizando una amenaza silenciosa—. Desembucha.

—Esto... El jefe... Quiero decir, nuestro anterior jefe, está de camino con un pez gordo de la isla. Varios de nuestros hombres y de los suyos les acompañan para asegurarse del estado de los animales, transportarlos, y terminar el intercambio. Ya sabes, estos bichos valen una pasta.

—Vaya, vaya... Eso está muy bien. Así me gusta —alcé la voz para que todos me escuchasen—. ¿Veis, chicos, lo fácil que salen las cosas por las buenas? Que no se diga que no soy justo, por tu buen comportamiento tienes el cargo de intendente. Ahora estás por encima de toda esta morralla. ¿Tu nombre?

—Fran... Francisco Costs, señor.

—Vale, Francisco Costs, eres el nuevo intendente. Espero grandes cosas de ti.

Una vez terminado el encuentro, volví a esperar al resto del grupo. La situación parecía volverse interesante ahora que había gente viviendo al barco. Al fin iba a poder disfrutar de un buen rato.


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Lun 16 Mayo 2022 - 14:11}

Sonreí levemente cuando al bajar la barbilla al pecho vi como el ser alado arrancaba la bandera del estrella, un barco menos del que preocuparme, lo que no me gustaba era como procedían las cosas, habían vuelto cuatro y ya estaba imponiendo sus ordenes de que si no estaban todos, no soltaría ni una pulga que seguro que estaban plagados los pobres animales... La verdad que su arrogancia me daban ganas de acabar por lo sano, pero si esperaba y confiaba en que soltara a los animales, eran once traficantes menos en el mundo. Lo de las llamas en la espalda me hizo ponerme alerta no, lo siguiente "usuario" pensé de primeras, ¿Manipulaba el fuego? Eso era algo que jugaba en mi contra, pero el frío de la isla podría jugar a mi favor, esto se ponía tenso a momentos...

Tras unos momentos de intimidación y amenazas varias, uno de ellos dio la información que uno de los gordos venía hacia nosotros, ¡No era tan mala idea hacerse el secuestrado! Podía de forma sutil escuchar cosas bastante interesadas -Me empieza a subir la sangre a la cabeza, ¿Puedo descansar un minuto?- Pregunté como si de un juego se tratara -Me voy a marear y soy muy propenso al vomito, me llenaré el pelo... ooargggh (Arcada) Que asco solo pensarlo- La situación había que decirlo era cómica desde mi punto de vista, me dieron ganas de ponerme al lado de Katyon para enterarme mejor, pero claro, eso subiría la tensión en el ambiente -Lo dije pensando en vosotros no en mí, ahora mismo me arrepiento... ¿No podemos esperar con un par de copas?- Pregunté mirando a los que me habían atado...

Al rato, uno de ellos avisó, parece que los demás venían. Un grupo de siete personas más uno con pinta de noble y el jefe, claramente era el jefe estaba llegando, todo el mundo empezó a preocuparse -¿Son nueve?- Pregunté a un secundario que afirmó -Eso hacen trece, quizás dos han huido al verte volar- Comenté al alado -Pero juraría que habían más... ¿Cuantos sois en total?- Uno de ellos se negó a responderme -No eres nadie para dar ordenes- Dijo de forma arisca -Yo no, pero tu nuevo jefe supongo que querrá saber cuantos tienen que volver al barco, ¿No crees?- A mi no me temían, pero al hombre llamas sí, simplemente esperé que el preguntara -Ogg que mareo...- Comenté, aún no sufría los efectos, pero la presión en la cabeza ya era incomoda
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Lun 16 Mayo 2022 - 19:04}

El grupo que se acercan al barco era más pequeño de lo que había esperado. ¿En serio habían quince personas ahí? Dejé el pesado kanabo apoyado sobre la cubierta para poder usar ambas manos para contar. No, definitivamente no había quince. Y aquello no me gustaba.

A medida que se acercan el pequeño grupo mi humor se iba volviendo más agrio.

—¡Que hables! —exigí a uno de mis nuevos hombres, el que se había negado a contarle nada a... ¿Como se llamaba? Monogiro? La verdad que cara de mono sí que tenía—. ¡Habla ya!

Hice un amago de recoger mi arma, lo que motivó al hombre a abrir el pico.

—C-Creo que están trayendo el dinero... Sí, tiene que ser eso.

Dinero, ¿eh? Si necesitaban a tantos hombres para traer dinero, significaba que tenían mucho dinero. Dinero que iba a ser todo mío, por supuesto.

—Bien chicos, ha llegado vuestra prueba de fuego —comencé a pregonar en el barco—, preparad vuestras armas ¡Vamos a por ellos!

Bajé del barco hasta el puerto de un salto, cuando el grupo ya se encontraba próximo al barco. Mis hombres me siguieron, a regañadientes, y bajaron por la rampa.

—¿Qué está pasando aquí? —preguntó el antiguo jefe de mis hombres.

—¿Ese animal viene incluido en la compra? —preguntó un hombre vestido con un largo abrigo de piel, probablemente el pez gordo que no se enteraba de lo que estaba pasando.

Les di las mismas directrices que a los otros hombres. Si se rendían, vivían, si no, morían. Simple. Aunque al jefe no pareció gustarle la idea.

—¡Eh, vosotros! Volved aquí ahora mismo y plantad cara a este grandullón. Os lo ordena vuestro capitán.

Los hombres no podían parar de mover la cabeza, mirando a uno y luego al otro. Las rodillas les temblaban y no se decidían sobre qué hacer. Estaba claro que no querían morir, aunque esa lealtad hacia su antiguo jefe era una molestia. Tendría que acabar con él para quitar la duda de mis hombres de una vez por todas. Pero primero lo primero.

Las llamas de mi espalda se apagaron, y tensando los músculos de las piernas me desplacé con una velocidad inusual hacía al ricachón, quién perdió de un único golpe. La sangre salía a borbotones de su garganta y cuello, que ahora eran un muñón enorme, y teñía de rojo su caro abrigo de piel.

—Apartaos —ordenó el jefe detrás mío—. De este me encargo yo.

Al terminar de hablar extrajo dos látigos que, tras un chasquido contra el suelo, estallaron en llamas. El hombre trazaba elegantes dibujos en el aire mientras corría hacia mí. Yo, por lo parte, levanté mi arma y me preparé para volver a atacar.


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Lun 16 Mayo 2022 - 19:56}

Al bajar el capataz del grupo y cuando todo el mundo bajó del barco, me asomé por la borda para observar la escena, no sin antes coger mi espada que el desgraciado al que se la cedí la dejó en el suelo, la verdad que asomarme fue lo mejor que pude hacer, -¿Ese animal viene incluido en la compra?- Uyyyy no, ese no es el mejor modo de entrar en acción, me quedé a la expectativa, iba a morir, estaba seguro de ello, pero era un desgraciado que traficaba y no merecía mi protección, tampoco era quien para dar clases de moral a Katyon y nadie me pagaba por proteger a idiotas, por lo que... Dejé que la ley de la selección natural se hiciera cargo de un momento así...

No tardó el destino en ser cruel o quizás fue el karma que hizo acto de presencia. que el grandullón mato al que lo vio como una propiedad, me fijé en que antes de salir disparado apagó el fuego de su espalda ¿No podía moverse libremente con el encendido? ¿Quizás el también sufría quemaduras si sus alas rozaban ese fuego? Ese acto me hizo sospechar que su poder tenía algún truco en contra, como el mío, que cuando iba al baño no sabía si era cosa mía o de la fruta... Por si las dudas siempre lo desechaba, no vaya a ser... Luego observé al jefe, de este si tenía información, látigos en llamas era algo poco común, tenía entendido que no solo usaba látigos, que era para hacerse visible, si no acababa pronto con él acabaría muerto por mucha fuerza que tenga Katyon, si hubiese sido más majo conmigo le habría chivado que usa veneno cuando alguien se le aproxima, dispone de una pistola recortada bajo la chaqueta con balas especiales, o eso me habían dicho, pero no era mi problema...

Me coloqué correctamente la espada al cinturón y con tranquilidad bajé a la bodega para observar los animales. Mi sorpresa fue cuando en unas jaulas con un punto rojo en el cerrojo, donde habían animales medio cyborg, toqué uno de los barrotes y una descarga eléctrica recorrió mi cuerpo, la ostia como picaba... Miré por encima pero quizás la liaba más, luego observé que habían aves gigantes, como le gustaba a la gente esas aves y varias clases de perros, cinco en total, más un par de focas... Volví a cubierta tranquilamente cuando uno de los hombres me vio libre... -¿No estabas atado?- Preguntó perplejo -Sí, lo estoy... No lo ves...- Comenté, cuando este bajó gritando para pedir ayuda, aproveché y volví a atarme boca abajo como si nada...


Lo que pasó en realidad es que transformándose en chocolate se liberó y volviéndose a transformar se quedó igual, disimulando y con la serpiente en la cintura, como si no hubiera pasado nada... La espada, donde la habían dejado... Cuando subió los compañeros del chivato le dieron una colleja...

-¿Como va el dialogo entre jefes?- Pregunté... Nadie me contestó...
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Lun 16 Mayo 2022 - 20:46}

Los látigos de fuego no eran algo convencional, pero no me sorprendieron. Había derrotado a hombres mucho más temibles que aquel traficantes de tercera división.

Las puntas de su arma volaban muy cerca mío, cada vez más. Probablemente no estaba acostumbrado a luchas contra alguien de mi talla, pero poco a poco iba afinando su puntería. Cuando veía acercarse uno de los látigos lo contrarrestaba atacando con el kanabo o golpeando con el puño libre. Sus ataques eran veloces y me dejaban poco margen de maniobra para acercarme. Sin embargo, yo no le echaba atrás.

De pronto, sus ataques se volvieron más certeros. Un látigo alcanzó una de mis alas, provocando un revuelo de plumas negras que salieron volando, mientras que el otro se enrolló en la muñeca de mi brazo derecho, el mismo con el que sujetaba mi kanabo. Era fuerte y diestro, porque me dificultó el movimiento, pero no era nada más que un humano. Tiré de él con todas mis fuerzas. No soltó el látigo, por lo que salió despedido contra mí. Concretamente contra mí puño. Su cara de asombro demostró que no se esperaba recibir aquel golpe, pero mi puño alcanzó su rostro, encajándolo brutalmente contra el suelo.

—Ja, ja, ja —me reí con una mezcla entre lastima y crueldad—. ¿Y éste era vuestro jefe? ¡Si no era nada más que una mosca zumbona!

Me había herido, pero no era nada grave. el ala había salido practicamente ilesa, mientras que en mi muñeca permanecía una quemadura circular, similar a un brazalete. Un par de días echándole agua y estaría como nuevo.

Me acerqué al barco, indicando al resto de la tripulación que me acompañase, cuando escuché el sonido de un disparo seguido de un profundo dolor en la base de mi espalda que me empujó a caer de rodillas. No, no era la primera vez que reciba un disparo, pero en esta ocasión se trataba de algo diferente. Ardía y escocía como el mismo infierno. Me lleve la mano a la herida pero el dolor resultó desgarrador.

Saqué fuerzas para volver a ponerme de pie y darme la vuelta. Allí, enfrente mío, estaba aquel hombre, el antiguo jefe y capitán del Estrella Oscura. No sólo se había atrevido a resistir mi ataque para volver a hacerme frente, sino que además había osado atacarme por la espalda, como un cobarde. Se encontraba de pie, con el rostro salpicado de sangre, pero componiendo una sonrisa de suficiencia que me hizo odiarlo aún más.

—Estás muerto, monstruo —me explicó—. La bala que te he disparado contenía un veneno muy especial. Este se filtra en tu cuerpo y te va debilitando poco a poco mientras te hace experimentar un terrible dolor.

Soltó una risa obscena, que fue el colmo de mi paciencia. No podía más con aquel hombre al que había conocido pocos minutos atrás. La furia se apoderó de mí, nublando mi juicio. Mi cuerpo se volvió más musculoso y creció por lo menos un metro, a la vez que mis globos oculares se llenaron de sangre. Mi rostro estaba henchido de locura, y ya apenas era consciente de mis actos.

En esta nueva forma, ignorando por completo el dolor desgarrador de mi espalda, me moví con extrema rapidez al hombre que me había disparado. Parecía aún más sorprendido que por aquel primer golpe, y logré sujetarlo por una pierna y un brazo. Me volvió a disparar, alcanzando esta vez mi hombro. Grité loco de dolor, y haciendo uso de toda mi fuerza tiré de sendas extremidades hasta partir al hombre en dos.

Una lluvia de sangre bañó mi cuerpo mientras gritaba presa de la furia y el dolor, casi sin control.


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Mar 17 Mayo 2022 - 0:41}

Todos ahí se quedaron aterrorizados, esa imagen les haría tener pesadillas durante años si no hasta el fin de sus vidas, por mi parte había visto cosas peores pero esto estaba en el top diez peores escenas que había visualizado. Me quedé en la borda observando al ser iracundo hasta entender que la fuerza se paga y este hombre había perdido la razón... Oh, sí, me había vuelto a liberar, estar boca abajo era incomodo y la verdad soy bastante cotilla como para no asomar el pescuezo y ver que estaba pasando... -¡Já! ¡¡Te pillé!! Sabía que te habías escapado- Comentó el chivato del post anterior segundos antes de llevarse tremenda ostia en la cabeza con mi arma, pero eso sí enfundada, luego se echó una siesta... -Me da a mi, que con ese hombre no se va a poder hablar...- Comenté para volver a entrar en la bodega. Estiré uno de mis brazos el cual se convirtió en una serpiente de chocolate que fue reventando todos los candados uno a uno para luego crecer y crear un boquete en el lateral del barco para que todos y cada uno de ellos salieran libres, las aves volaron, las focas nadaron, los cybors cyrborearon y los perros... Pues ladraron, excepto dos... Que se quedaron asustados en sus respectivas jaulas...

-Tenéis miedo... Normal, natural...- Me acerqué con toda la calma del mundo, esperé unos segundos, la cosa abajo estaba caldeada, nunca mejor dicho... Les costó, me gruñeron, me ladraron e intentaron morder pero mi instinto era superior al suyo, yo era un alfa y ellos eran pobres cachorros asustados -Nos vamos- Dije, mientras les acariciaba y agarraba a cada uno con un brazo. Salí a cubierta y observé a los de abajo -Encantado de hacer tratos contigo Katyon, me pregunto que harás con el ricachón y el dinero, quizás debas invertir un poco en el lateral del barco, uno de los animales se a vuelto loco y se a venido arriba, pido disculpas por dicho animal pero tomatelo como una moneda de cambio por tenerme boca abajo todo este tiempo sin invitarme a una taza de té...- Era consciente que no podía salir de ahí sin poner en riesgo a los perros o a la serpiente, por lo que desde ahí, pregunté calmado -¿Podemos cerrar el trato? Tengo frío... O vas a intentar matarme, he cumplido mi parte, ahí a lo lejos vienen siete más con un par de cofres- Comenté señalando hacia su espalda, esperando que volviera en sí, si se volvía loco o intentaba amenazarme, soltaría tanto a perros como serpiente y me enfrentaría a él, dudaba seriamente que me pudiera ganar pero en su estado actual, habiendo recibido una de esas balas, no era opositor...

Me aclaré la voz -Entiendo que quieras matar a todo el mundo, pero creo que es hora de que te relajes, tras tu escena tienes a los hombres bajo tu mando, yo he liberado a los animales y solo te queda decidir, gastar las energías que tienes para explicarle a esos como está la situación o enfrentarte a mi, pero no me apetece y posiblemente tengas que sacrificar a tu tripulación y barco en el combate... ¿Seguro que...- No pude seguir alardeando de situación cuando una explosión a lo lejos se hizo presente... -Vaya, ¡no somos los únicos en divertirnos!- ¿Que diablos habría pasado a lo lejos?
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Mar 17 Mayo 2022 - 11:56}

Había derrotado al antiguo capitán del Estrella Oscura , sí, y tenía claro que, de una forma u otra la tripulación era mía. «O son mios... o no son de nadie...» llegué a pensar, algo complicado en aquel estado.

La furia y el dolor se habían apoderado de mi, y no estaba del todo en mis cabales. Detrás mío escuché murmullos sorprendidos, como si les resultara inverosímil que hubiese acabado con su anterior jefe, pero lo que llamó mi atención fue el grupo de hombres que se acercaban con calma cargando un gran cofre. Parecía pesado, aunque aquello no me importaba en ese momento.

Olisquee el aire, como una bestia salvaje, y comencé a correr hacia el grupo, con la intención de continuar con la masacre. Sin embargo, una voz me hice detenerme y desviarme de mi camino.

—Oye Mike, ¿seguro que vamos bien? —dijo un hombre, un tanto dubitativo—. Mira que la última vez...

—La última vez pasó en medio del mar, Kenny, y Momoiro no estuvo tan mal—contestó su compañero—. Tú te lo pasaste muy bien.

—No me lo recuerdes...

No sé a qué se debió, si a mi rabia desbocada o a mi instinto natural de buscar problemas, pero fui directo hacia ellos. Estaban esposados, vestían trajes azul marino a juego, y uno de los dos tenía los ojos vendados. No sabía ni quiénes eran, ni qué estaban haciendo, ni a dónde iban. Solo sabía que quería aplastar y destruir, y el poco raciocinio que me quedaba decía que era mejor a ellos que a mis futuros hombres.

—¿Pero qué diantres es eso? —preguntó, con una mezcla de miedo y congoja Mike—. ¡Joder Kenny, corre!

—¿Qué pasa Mike? ¡No puedo ver nada!

—Corre por tu vida, joder.

Cuando los alcancé, me moví guiado por mis impulsos. Me tiré sobre el primero de ellos, el que estaba vendado, bajé la cabeza con rapidez y, abriendo mis fauces, clavé mis dientes a la altura de su hombro. Las heridas por mi reciente combate me dolían, y sentía como la sensación de ser penetrado se iba expandiendo hacia el interior de mi cuerpo. Loco de dolor, apreté con fuerza hasta arrancar el cuerpo de su brazo esposado, que se colgando del brazo de su compañero.

—Oh, ¡No! ¡Has matado a Kenny! —gritó entre sollozos—. No puede ser, ¡se lo diré al decano!

Tras lo cual, salió corriendo, con el brazo de su compañero aún colgando de las esposas. Por mi parte me entretuve un rato despedazando el cuerpo de mi última víctima, hasta que poco a poco volví a mis cabales, más o menos. Mi tamaño volvió a ser el de siempre, y mis ojos teñidos de rojo volvieron a la normalidad. Sin embargo, el dolor se hizo aún más agudo, y no pude evitar soltar gritos de dolor.

Al poco apareció el puto niño. ¿Cuando y como se había soltado? ¿Lo habían liberado mis hombres? No lo creía. Aquello me puso de aún más mal humor, si es que era posible. Y llevaba a dos perros con el, lo que me indicaba que de algún modo había liberado a los animales. ¿Cómo? ¿Un boquete en mi navío?

—¡Vete al infierno! —grité entre maldiciones mientras levantaba mi puño para aplastarle la cabeza. Había pensado dejarlo escapar, pero ya me había hartado. Y el trato estaba cumplido, yo tenía a mis hombres y él a sus animales. Lo que pasará después... Lo que pasará después se lo habría buscado él solito.


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Momojiro
Momojiro
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Mar 17 Mayo 2022 - 13:48}

Ese hombre era peligroso, despedazó al otro tipo sin piedad y de forma sádica, no se controlaba, claramente, acabar con el sería lo más correcto, pero no conseguiría ni recompensa, ni bonificación... Si no tenía recompensa podría ser yo el perjudicado por lo que mejor abstenerse de ir de héroe por la vida que de héroes estaba el cementerio lleno...
El hombre, Kayton, quien iba a ser el supuesto rey de los piratas, intentó golpearme, pero su estado me parecía lamentable, ya no era tan grande ni fuerte o eso parecía a simple vista (diferencia de stats) por lo que bajando a los perros a cubierta, interpuse entre mi cara y su puño la espada envainada para bloquearlo, -Tengo que decir, que eres fuerte, pero no estás en tu mejor momento, acepta este consejo, piensa en tu estado actual, ¿Te puedes permitir otro combate? Te recuerdo que tienes a unos hombres recién "reclutados" que como te vean débil te van a apuñalar por la espalda sin dudarlo un segundo, acepta la victoria, coge el dinero y el barco y lárgate... Estos idiotas no me llaman pesadilla por mi labia precisamente... Y te doy otro consejo, analiza a tus victimas, he parado tú ataque sin despeinarme, deberías entender que el veneno del domador te está afectando...- Permanecí ahí, bloqueando el ataque, a la espera que cediera... Pero no me fue suficiente -He intentado ser diplomático contigo pero veo que solo aprendes a golpes y amenazas, que te parece lo siguiente- Comenté, respiré hondo y le dije con mirada desafiante -Sí peleamos puedes ganar, pero no soy un novato, por lo que también puedes perder, dejemos este combate para más adelante, tú me dejas vivir de momento y yo dejo de perseguir este barco. ¿Que ganas tú si me dejas vivir? Mantener fuerzas, ¿Que ganas tú si yo no te persigo? Que tu tripulación al completo gane fuerzas, ya que en su estado actual no durarían ni un minuto contra mi, no pierdes hombres. ¿Me explico? Te estoy ofreciendo un trato que si fuera empresarial sería la ruina no atraparlo...- finalicé

Si cedía el ataque, colocaría mi espada en la cintura, bajaría a cubierta y agarraría a esos cachorros que aún estaban temblando -Venga, has desecho los trabajos del "Estrella Negra" me has ahorrado trabajo y no tienes pinta de ser un simple y cutre traficante, eso no lo hace el Rey de los Piratas, si me dejas ir sin problemas, te deberé una y yo cumplo mis promesas y resuelvo mis deudas... Quizás en un futuro te haga falta ese favor... Tu optas a ser un Rey, yo a ser un grano en el culo... Un billete con "sales gratis de la carcel" (Haciendo referencia al monopoli) No está mal guardarlo, ¿No crees?- El tipo era egocentrico, ¿Pero sería lo suficientemente tonto como para no darse cuenta de que estaba en total desventaja?
Prometheus D. Katyon
Prometheus D. Katyon
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios
Ver perfil de usuario

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {Mar 17 Mayo 2022 - 19:10}

Aquel muchacho era arrogante e impertinente, una combinación que me sacaba de mis casillas, pero no podía negar que era fuerte. Era cierto que me había desgastado en mi combate previo por culpa de las artimañas del hombre al que había partido en dos, pero aún así tenía cierto mérito que un mocoso detuviera mi ataque. Si no fuera tan mandón y charlatán, tal vez hasta lo hubiera reclutado, pero con una orca me bastaba en el barco.

Aún así, luchar contra él nunca fue mi intención. Había cumplido su parte del trato, y yo había cumplido la mía, más o menos. A partir de ahí el plan era dejar viva al menos a una persona cada vez que actuase. ¿De qué otra forma se iba a formar mi leyenda si los supervivientes no contaban lo sucedido? Aquel chico era un entrometido, pero seguro que en cuanto escapase de allí volvería con sus amigos prepubertos a contarles el chiste. La fama estaba asegurada, y también estaba ese otro que salió corriendo con el brazo de su amigo. ¿Era universitario? No sabía a qué venía lo de decano, la verdad, pero parecía que, por una vez, las noticias iban a volar. «Bien, que así sea», me dije retirando el puño del arma del mocoso.

—Vete ya —le dije—, antes de que cambie de opinión.

En cuanto se marchó, volví con mi nueva tripulación. El barco parecía estar en buen estado, salvo por el boquete en un lateral. Aún no le había entrado agua, así que ordenaría a los mequetrefes que había adquirido que lo taponasen. Rayos y centellas, ¿sabrían acaso taponar un agujero? Más les valía. Me acerqué con pasos lentos hacia el grupo, que estaba reunido en el muelle, justo al lado del barco.

—Sigue vivo, ¿cómo es posible? —dijo uno de los recién llegados con el cofre.

—Menudo monstruo —murmuró otro.

Sonreí para mis adentros. Ahora que habían visto de lo que era capaz no me dejarían con tanta facilidad. Todavía seguía herido, aunque la sangre había dejado de manar de las heridas de bala, cosa que no se notaba porque estaba bañado en la sangre de mis víctimas. No era tan tonto, al menos en aquel momento, como para no saber que habían usado veneno contra mí. Un arma odiosa y de cobardes, aunque confiaba en encontrar algún antídoto en el barco, o en el cadáver del envenenador. Sin embargo, no iba a mostrarme débil frente a los hombres que se acababan de unir a mi tripulación. Ya buscaría el antídoto cuando no me estuvieran observando. A todas estas, ¿qué estaban esperando? ¿Unas palabras de su apuesto y poderoso líder? Pues las iban a tener.

—¡Hombres del Estrella Oscura! ¡Hoy es un gran día para vosotros! —proclamé gritando a pleno pulmón—. Habéis dejado atrás la humillante tarea del tráfico de animales para convertiros en grandes piratas subordinados del próximo Rey de los Piratas. ¡Ahora sois piratas de Tártaros! —Una expresión de dureza recorrió mi rostro, y hablé con un tono menos alto pero más escalofriante—. Espero que no me decepciones.

La amenazaba de muerte estaba implícita en aquellas últimas palabras.

—Francisco Costs —llamé al intendente—. Ordena a los hombres que suban el dinero y prepara el barco. ¡Partimos rumbo a la siguiente isla!


Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] 9DR2zEf
Contenido patrocinado
Fama
Recompensa
Características
fuerza
Fortaleza
Velocidad
Agilidad
Destreza
Precisión
Intelecto
Agudeza
Instinto
Energía
Saberes
Akuma no mi
Varios

Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] Empty Re: Huyendo del peligro, buscando calor [Evento Katyon, Momo] {}

Volver arriba
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.